Sábado, 3 de diciembre de 2016

| 2015/12/11 02:33

Confirmado: revolcón periodístico en Pereira

Luego de rumores es un hecho que el periódico 'La Tarde' cambiará de dueños. Fue adquirido por los hermanos Ramírez Múnera, propietarios de 'El diario del Otún'.

Confirmado: revolcón periodístico en Pereira

Durante varias semanas un rumor a voces conmocionó a los pereiranos. En mentideros políticos se hablaba de la posible venta de uno de los periódicos más emblemáticos de la ciudad: La Tarde
 
A medida que avanzaba diciembre esos rumores se fueron concretando. Ya no estaba en duda que ese periódico sería vendido, lo que aún no estaba claro era el nombre del posible comprador.
 
Desde el comienzo se barajaron dos interesados. Por un lado  la familia Restrepo  dueña de otro diario regional con gran influencia en el Eje Cafetero: La Patria de Manizales. Y en la otra orilla estaban los hermanos Luis Carlos y Javier Ignacio Ramírez Múnera, propietarios de El Diario del Otún, justamente el periódico rival de La Tarde.
 
Ambos diarios tienen más de 30 años de circulación y en el caso de La Tarde se considera el más robusto. Posee una planta de personal nutrida por un centenar de trabajadores, entre periodistas, administrativos, comerciales y circulación.
 
Finalmente la transacción se inclinó hacia los hermanos Ramírez Múnera no sólo porque la oferta económica era más jugosa (se desconoce la cifra oficial), sino porque en la transacción ellos sí estaban interesados en la moderna sede y la rotativa que hace pocos años inauguró La Tarde en las afueras de Pereira. A los dueños de La Patria de Manizales no les interesaba comprar la rotativa porque ya cuentan con una de las más modernas de la región.
 
Así las cosas, esta semana representantes de los accionistas mayoritarios de La Tarde oficializaron la noticia al interior del periódico pereirano. Dicho en términos coloquiales periodísticos, el pez pequeño se tragaba al pez grande.
 
Como se recordará, los dueños mayoritarios de La Tarde son nada más y nada menos que la familia Galvis, liderada por Alejandro, hijo del poderoso político y empresario santandereano que fundó un conglomerado de diarios regionales como El Universal, Vanguardia y El Nuevo Día. Los Galvis son dueños del 61 % de las acciones de La Tarde.
 
Fuentes cercanas a ese diario explicaron que por ahora no se habla de la cifra que se pagó por la transacción, ni mucho menos si esa operación significará el despido masivo de empleados, pero lo que sí está claro es que "en Pereira y Risaralda sólo seguirá circulando un gran periódico regional, es decir, habrá una fusión”.
 
Agregaron que la fecha para la transición y el empalme quedó fijada para febrero próximo y aún no está claro si ese nuevo rotativo se hará desde la sede actual de La Tarde, o será trasladado.
 
También se conoció que en la operación de compra-venta los hermanos Ramírez Múnera se hicieron a los derechos de la franquicia que La Tarde tenía sobre el periódico popular Q'hubo.
 
Esas mismas fuentes explicaron que la venta del periódico surgió debido a las dificultades económicas por las que atravesaba el diario, el cual venía arrojando pérdidas desde hace un par de años.
 
Si bien la operación de compra-venta se debería ver como una manera de rescatar un periódico emblemático de los pereiranos, a nivel local existen muchos celos.
 
Una de las alertas que hacen desde varios sectores es que el poder mediático de Pereira ahora quedará en manos de los conservadores, que es el perfil político de los hermanos Ramírez Múnera.
 
Lo irónico es que La Tarde es un periódico de corte liberal, a tal punto que entre los accionistas minoritarios se cuenta a la familia del expresidente César Gaviria. Pero la crisis económica pudo más que los colores políticos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.