Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 2/7/2017 9:30:00 AM

Lizarazo, el tercer gavirista en la Corte

Con la llegada del exmagistrado del Consejo Nacional Electoral, otro jurista con tinte político conforma la Corte Constitucional. ¿Qué significa ese giro?

En la Corte Constitucional hay un bloque de cinco magistrados que en los últimos meses ha tenido la mayoría en las decisiones cruciales. La prohibición de las corridas de toros y los derechos laborales a padres “embarazados” son algunos ejemplos de las discusiones protagonizadas por este bloque liberal y progresista, en las que el resultado estaba cantado.

Y aunque son decisiones que arrancan aplausos, en algunos sectores cuestionan que tomen fuerza estas tendencias de activismo judicial, en el que estiran sus facultades hasta el punto de marcar líneas de política pública, emiten sentencias con importantes impactos económicos o con efectos modulados y órdenes para el Congreso.

Puede leer: Antonio José Lizarazo, nuevo magistrado de la Corte Constitucional

Por ello, los ojos del mundo político y el jurídico están puestos en la renovación de la Corte Constitucional, que comenzó este lunes con la llegada de Antonio José Lizarazo, en reemplazo de Gabriel Eduardo Mendoza. Es el primer cambio de cinco magistrados que saldrán progresivamente hasta abril.

De entrada, la llegada de Lizarazo no marcará grandes diferencias en cuanto a las tendencias de la Corte Constitucional, ya que reemplaza a un magistrado cuyo voto no era definitivo en medio de las situaciones críticas. Sin embargo, tiene un peso que podría cambiar la balanza al ser el tercer magistrado cercano al expresidente César Gaviria que entra al alto tribunal, junto con Alejandro Linares y Alberto Rojas.

Lizarazo es considerado del kínder del expresidente César Gaviria, es decir, del grupo de jóvenes que tuvieron altos cargos durante su Gobierno; fue el último gobernador de Norte de Santander que llegó allí por mandato presidencial antes de la Constitución de 1991.

Durante su posesión como magistrado de la Corte Constitucional, el presidente Juan Manuel Santos destacó el papel crucial que tendrá la Corte como “árbitro” de todo lo que se apruebe en el Congreso en el marco de la implementación de los acuerdos de paz.

Por su cercanía a Gaviria y al jefe negociador del Gobierno, Humberto de la Calle -hizo parte de la negociación del punto dos de participación política en La Habana-, el papel de Lizarazo podría ser clave a favor de la paz. Aunque hay magistrados que consideran que deberá declararse impedido en estas discusiones, el exgobernador manifestó públicamente en su intervención en el Congreso que sólo lo hará para la revisión de normas relacionadas con la participación de guerrilleros en política.

Le recomendamos: "Corte Constitucional le hace el quite a decidir sobre los toros"

No es el primer perfil político que llega a la Corte, sin embargo, sí marca el principio de una renovación en la que se espera que este alto tribunal “deje de fallar como bancada”, dicen analistas. Fue magistrado del Consejo Nacional Electoral, como también lo fue Jaime Araújo; también fue viceministro de Educación y magistrado auxiliar del Consejo de Estado. Por su poder político, en Cúcuta se espera que Lizarazo ejerza su representación en las decisiones de orden regional.

Antes de participar en la puja para ser magistrado de la Corte Constitucional, Antonio José Lizarazo era uno de los tres candidatos favoritos para ser el registrador nacional. Los presidentes de las altas cortes calificaron al ganador, Juan Carlos Galindo Vacca, con 891.44 puntos, seguido de Antonio José Lizarazo, con 877.78, y Jaime Araújo Rentería, con 869.67.

Lizarazo entra en momentos en que el magistrado conservador Luis Guillermo Guerrero asume la presidencia del alto tribunal. Con la salida de Jorge Pretelt y de Gabriel Mendoza la representación de los conservadores recae únicamente sobre Guerrero, por lo que los conservadores están pidiendo pista en las dos ternas que enviará el presidente de la República y en las dos de la Corte Suprema de Justicia, para lograr un espacio que los represente. Cada vez más existe un consenso sobre la necesidad, además, de que todas las ramas del derecho estén representadas en la Corte Constitucional y exista allí adentro también una visión del derecho privado.  

Puede leer: "Padres ‘embarazados‘ no podrán ser despedidos de su trabajo"

El nuevo magistrado será recibido con dos fallos relacionados con Zonas de Interés de Desarrollo Rural (ZIDRES); también deberá retomar la ponencia del magistrado Gabriel Mendoza que proponía revivir la Sala Disciplinaria del Consejo Superior de la Judicatura. Y aunque para muchos haya perdido interés por el fallo ya emitido por la Corte en diciembre, tienen en sus manos la demanda del senador Iván Duque contra el fast track, lo que podría terminar representando un pronunciamiento más claro de la Corte Constitucional sobre el tema.

Aunque los antecedentes políticos de Lizarazo son claros, su futuro como jurista no es tan fácil de predecir. Dejó claro ante el Congreso que no está de acuerdo con que la Corte invada la órbita del Congreso y que se desconozca el impacto fiscal de las decisiones tomadas por los jueces. Y aunque ahora no es definitivo su voto para marcar tendencias, sí puede serlo ahora que se recomponga la Corte. Este año será definitivo para que ese alto tribunal recupere la confianza. 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.