Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/23/2015 12:00:00 AM

¡Que viva el periodismo! NO ES

El Premio Simón Bolívar cumple el 29 de octubre 40 años de ser un faro de quienes ejercen en Colombia un oficio que ha ayudado a contar la historia del país.

La idea según la cual un periodista escribe el primer borrador de la historia ha sido muy cierta en muchas de las coyunturas de Colombia. Quienes han estado día a día detrás de las cámaras de la televisión, los micrófonos de la radio, de los teclados de los medios impresos y, últimamente, de los portales digitales saben que el periodismo construye nación pues informa y forma ciudadanos, defiende sus derechos, exige transparencia y agita de ese modo las banderas de las instituciones democráticas donde han sido violentadas.

El Premio Nacional de Periodismo Simón Bolívar, que este jueves 29 de octubre cumple su aniversario 40, se ha convertido con el paso del tiempo en la plataforma perfecta para rendir tributo al esfuerzo de los comunicadores del país. Nació de una conversación informal en 1975 y empezó a destacar con transparencia e independencia a las mejores investigaciones, crónicas, reportajes, fotografías y cubrimientos. Pocos habrían pensado entonces que hoy sería la mayor distinción al oficio en Colombia y que, bajo la batuta de su actual directora Silvia Martínez, quien abrió su espectro al terreno digital.

Ivonne Nicholls, exdirectora de Relaciones Públicas de Seguros Bolívar y una de las impulsoras del proyecto durante más de 30 años, recuerda sobre los inicios del premio que un día se encontró con el periodista Ernesto Rodríguez en un ascensor y habló con él sobre la idea de destacar la labor de los comunicadores nacionales. A los pocos días, la propuesta llegó a los oídos de José Alejandro Cortés, presidente de la aseguradora, quien sin dudarlo un momento le dio respaldo económico y moral.

Así lanzaron el galardón inspirados en el Premio Pulitzer, referente mundial nacido en Estados Unidos en 1917, con el objetivo de destacar la calidad y la independencia. Nicholls recuerda que el Simón Bolívar surgió con prestigio inmediato, no solo por la calidad de los premiados, sino también por el jurado y los asistentes al evento, que pronto se convirtió en el punto de encuentro de periodistas y dirigentes. Expresidentes, escritores y periodistas de gran trayectoria se dan cita cada año para destacar a los mejores en el género.

Basta dar un vistazo al catálogo de trabajos premiados para recorrer la historia del país. Al Simón Bolívar nunca le ha temblado la mano a la hora de premiar la denuncia, la crítica y la independencia. Y así, los ganadores han sido muchas veces los protagonistas invisibles de revelaciones que han transformado a Colombia: el saqueo de entidades públicas, los horrores de la guerrilla y los paramilitares, la infiltración de dineros del narcotráfico en las campañas políticas, la degradación del medioambiente, los abusos de los gobernantes. La lista es interminable.

Como dijo en 2014 el actual presidente del Grupo Bolívar, Miguel Cortés Kotal: “El periodismo colombiano ha sido capaz, en las últimas décadas, en sus expresiones más valientes, de denunciar los actos ilegales del Estado, de investigar las formas de corrupción que ha padecido nuestra sociedad, de informar sobre el conflicto armado y las dificultades del país”.

Este año, con motivo de la celebración de los 40 años del Simón Bolívar se entregará un reconocimiento especial al Libro Periodístico, en el que se destacará un trabajo investigativo de profundidad sobre un tema de interés público. Adicionalmente como invitado especial está el escritor estadounidense Gay Talese.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.