Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/4/2014 12:00:00 PM

¿Quién es el hijo de Gustavo Petro?

Nicolás Petro, hijo mayor del alcalde, sin duda alguna es el mayor escudero del mandatario. Pero ¿qué función tiene en la Alcaldía?

Nicolás Petro es fruto del amor en los tiempos de lucha de Gustavo Petro. Es una mezcla entre la costa y la capital colombiana. A la edad de 27 años fue uno de los mayores escuderos del alcalde cuando tuvo que salir del Palacio del Liévano por decisión de la Procuraduría. Sin embargo, este miércoles se conoció que el mismo Petro pidió a la Fiscalía que lo investigara por presuntas irregularidades en contratación en el Distrito Capital.

Aunque suena descabellado, fuentes le dijeron a este portal que la denuncia es precisamente para proteger a su hijo mayor de los rumores que corren en los pasillos de la Alcaldía.

Meses atrás, Nicolás Petro, abogado de profesión, estaba presente en todas las salidas al balcón del mandatario distrital e invitaba a los bogotanos, a través de sus redes sociales, a movilizarse pacíficamente en apoyo a su padre.

Con sólo observarlo se puede identificar la familiaridad con el mandatario de izquierda. Al hablar con él, su tono, sus gestos, su mirada y su discurso lo ratifican. Es un joven afiebrado por la ideología de su padre y lo ha acompañado a hacer política durante toda su vida.

Semana.com habló con él cuando se gritaba en la Plaza de Bolívar “Petro no se va”, y dijo, convencido, que su padre no saldría de la Alcaldía de Bogotá hasta el primero de enero del 2016. Al parecer, sus palabras tuvieron poder.

En ese entonces, dijo, trabajaba como abogado independiente y apoyaba un 100 % el proyecto político de su padre. Sin embargo, fuentes le dijeron a este portal que Nicolás entra al escándalo que desde hace meses enfrenta el mandatario capitalino sobre las irregularidades en contratación en la que ha estado involucrada su familia. 

Con un acento costeño ‘golpiao’, Nicolás replica la doctrina de su padre y podría ser uno de los políticos más importantes de su generación, continuando con la causa de su padre.

De hecho, en mayo de este año y para elecciones presidenciales, Nicolás estuvo presente en una reunión del movimiento Progresista de Bolívar y fue uno de los que hablaron para apoyar la candidatura del reelegido presidente Juan Manuel Santos.

En el evento estuvieron presentes Nicolás Petro; Aldo Cadena, exsecretario de salud de Bogotá, y los líderes del progresismo, Máximo Noriega, Cristobal Padilla, y otros líderes Progresistas de Cartagena.

Aunque de su carrera como abogado se conoce poco, se le ve casi todos los días en los pasillos del Palacio del Liévano. Además, Nicolás también opina frecuentemente sobre temas políticos y que generan debate, a través de su cuenta de Twitter.

El joven también funge como jefe de prensa de su padre y de la Bogotá Humana, pues defiende a capa y espada todas sus políticas públicas, retuitea los mensajes del alcalde y propende por protegerlo de todas las críticas.

Entretanto, el escándalo apenas empieza. Hace dos semanas, Gustavo Petro le comunicó a la Fiscalía los rumores sobre la presunta injerencia de su hijo mayor en contratación en el IDRD y en publicidad de Transmilenio. Y en los próximos días la Fiscalía deberá determinar si hay mérito o no para llamarlo a interrogatorio.

Por ahora, sólo se sabe que el abogado Nicolás Petro lleva en las venas la causa y la lucha de sus padres, quienes defendieron, hace varios años, un movimiento de rebeldía del pueblo colombiano, antimperialista, que luchaba por la construcción de un poder que perteneciera a la clase obrera y a los campesinos.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.