Domingo, 26 de octubre de 2014

| 2013/09/17 00:00

Recluso fugado había salido tres veces al médico

Capturan a cuatro presuntos responsables de la fuga de Alexander Urrego. Ofrecen $30 millones por su paradero.

. Foto: Policía

Hasta 30 millones de pesos fueron ofrecidos como recompensa por información que conduzca al paradero de Alexander Urrego Guerrero, interno de la cárcel La Picota que se fugó en medio de una balacera este martes en Bogotá, cuando acudía junto con otros internos a una cita médica.

Por los hechos en los que logró escapar el sujeto, de 36 años, ya fueron capturadas cuatro personas y fue inmovilizado el vehículo en el que -al parecer- se fugó, una camioneta blanca de platón. También se incautaron seis chalecos, dos fusiles, una mini-uzi, un revólver y una pistola.

La Policía Metropolitana de Bogotá informó que sobre Urrego Guerrero pesan tres condenas por homicidio y una por hurto agravado y calificado. También se indicó que, además del prófugo, se busca a otro de sus presuntos cómplices, quien escapó por un techo y que al parecer estaría herido de bala. Cuatro personas más fueron capturadas, también señaladas de ser responsables del hecho.

“Hacía las 9:30 a. m. cuatro o cinco sujetos fuertemente armados sorprendieron a los dos funcionarios de Inpec en momentos que Urrego Guerrero ingresaba a una cita odontológica en la calle 12 con carrera 10; inmediatamente se inicia un cruce de disparos en que tiene como objetivo realizar un escape sincronizado de este sujeto”, indicó la Policía en un comunicado.

Además el Inpec aseguró que Alexander Urrego tiene un proceso en el juzgado 38 penal municipal de Bogotá, por los delitos de tentativa de homicidio, hurto y porte ilegal de armas.

También se le señala de estar relacionado con la muerte del teniente Mario Vianney Gamboa Murcia en septiembre de 2011, en el momento en que el individuo presuntamente junto con otras personas, asaltaban una vivienda en el barrio Ciudad Montes de la capital del país. Ese mismo día se produjo su captura y resultó herido.

Tras la detención de Urrego y sus presuntos cómplices, en aquella ocasión, la Policía les incautó cinco armas de fuego, de ellas dos eran fusiles tipo Galil, dos nueve milímetros y un revólver. También fueron inmovilizados tres vehículos.

Durante la acción de la Policía este martes, un uniformado adscrito a la Estación de Antonio Nariño y un vigilante del centro asistencial donde Urrego Guerrero debería cumplir su cita odontológica, resultaron heridos con arma de fuego.

Semana.com estableció que el interno había salido en cuatro ocasiones de la cárcel con remisión, una por orden judicial y tres más a diligencias médicas.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×