Martes, 6 de diciembre de 2016

| 2016/10/20 22:34

“La reforma golpeará la vivienda de interés social”: Luis Felipe Henao

El exministro asegura que la Reforma Tributaria podría dejar una política de vivienda “incoherente y frustrada”. Asegura que el menor de los problemas será el IVA para las que cuestan más de 800 millones.

Luis Felipe Henao, ex ministro. Foto: Carlos Julio Martínez / SEMANA

Luis Felipe Henao es uno de los mayores conocedores del sector vivienda en el país. Estuvo a cargo de esa cartera durante cuatro años y con su liderazgo, la Casa de Nariño cumplió una de las metas más ambiciosas de su plan de gobierno: llegar a 100.000 viviendas gratis. Por eso, sorprendió que quien fuera el más acérrimo defensor de esa política fuera uno de los primeros que criticara el impacto que la reforma tributaria podría tener en este sector. Semana.com habló con él.  

Semana.com: Usted fue una de las primeras voces críticas a los puntos específicos de la reforma en el tema de vivienda. ¿Por qué le preocupa que pueda afectar al sector?

Luis Felipe Henao: Lo primero que quiero decir con mucho énfasis es que no es grave que a la vivienda de más de 800 millones de pesos se le ponga un IVA del 5 %. Eso es marginal por el número de viviendas nuevas que se desarrollan. Sin embargo, creo que es necesario analizar qué va a pasar con las viviendas usadas. Por otro lado, habría que estudiar si la medida va a generar que se desincentive la construcción de viviendas con más de ese monto.

Consulte: Estos son los nuevos impuestos que pagarán los colombianos

Semana.com: ¿Entonces por qué la crítica? Ese parece ser el elemento esencial de la reforma en este tema.

El problema de la reforma es que modifica un artículo que es importante para que los colombianos puedan acceder a la vivienda. Se trata del 207, numeral 2, que señala que entre las rentas exentas está la enajenación de predios para proyectos de vivienda de interés social. Los proyectos de vivienda de interés social son proyectos que tienen un valor definido por Ley.

Semana.com: ¿Y las viviendas de más de 800 millones?

L.F.H.: Para mí no es grave que tributen viviendas de más de 800 millones, el que tiene para pagar 800 millones tendrá para pagar un poco más, eso afecta más al sector industrial que al sector de la vivienda como tal. Pero lo que sí afecta es que quiten esa exención porque desincentiva la construcción de vivienda de interés social en el país. Eso es lo grave de la reforma.

Le puede interesar: Gravar los planes de datos es inconveniente: presidente de América Móvil Colombia

Semana.com: ¿Y qué pasa con estos proyectos?

L.F.H.: Lo siguiente: un proyecto de vivienda de interés social no puede superar los 93 millones de pesos. En Colombia el 80% de la población gana menos de 4 salarios mínimos. Quiere decir que en donde existe mayor necesidad de vivienda es precisamente en vivienda de interés social. Al ser la vivienda de interés social una vivienda regulada, y que no puede superar los 135 salarios mínimos, cuando se quita esa exención se quitan cuatro puntos de utilidades a este tipo de proyectos.

Semana.com: ¿Y en qué afecta reducir esa utilidad?

L.F.H.: Hoy un proyecto de vivienda de interés social por el costo del suelo, por la dificultad en la urbanización, por la misma inflación, por lo que valen los servicios públicos tiene una utilidad de alrededor del 7 %. Por eso, estos proyectos para ser viables tienen que tener por lo menos una magnitud importante más de 200 viviendas. Si se baja la utilidad, habrá menos incentivos para que los constructores le apuesten a construir esas viviendas para los colombianos menos necesitados.

Podría leer: "La que va a terminar clavada es la clase media": Iván Duque

Semana.com: Pero en términos reales, ¿esto en qué se traduce?

L.F.H.: Pues termina generando informalidad en las ciudades. La informalidad en las ciudades se genera porque no existe oferta digna de vivienda de interés social y a los trabajadores. Es decir, que esas personas que ganan entre uno y cuatro salarios mínimos no puedan encontrar oferta.

Semana.com: ¿Cuál es la magnitud de ese impacto?

L.F.H.: Si uno quita esa exención, afecta más de 1.500 proyectos de Vivienda de Interés Social que se están desarrollando en este momento en el país y está poniendo en peligro más de 787.000 empleos. Esta vivienda de interés social aporta más de 11 puntos básicos sobre el PIB del sector de las edificaciones. Pero aún más importante, más del 50 % de la población colombiana necesita vivienda de interés social. Entonces, ¿qué está haciendo la reforma? Si un constructor tenía un proyecto y lo tenía destinado a vivienda de interés social, va a intentar hacer un proyecto diferente donde tenga una mayor utilidad.

Sugerimos: La reforma tributaria metió el ‘impuesto Netflix’

Semana.com: ¿Y entonces?

L.F.H.: Eso va a llevar a que la política de vivienda quede totalmente incoherente y frustrada. Un trabajador de dos o cuatro salarios mínimos que reciba por ejemplo un subsidio como ‘Mi casa ya’, de 12 millones de pesos para la compra de una vivienda, o un subsidio a las tasas de interés podría comprar una vivienda de entre 70 millones y 90 millones de pesos, pero cuando salga al mercado no va a encontrar una vivienda de ese precio. 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.