Domingo, 22 de enero de 2017

| 2010/05/13 00:00

Sabas Pretelt renunció a la Embajada en Roma tras ser llamado a juicio

El embajador de Colombia en Italia tendrá que responder por el delito de cohecho. La ex congresista Yidis Medina lo responsabilizó de supuestamente ofrecerle dádivas a cambio de su voto a favor del proyecto de reelección.

En 2009, la Procuraduría archivó una investigación disciplinaria contra Sabas Pretelt de la Vega por este mismo caso. Foto: SEMANA

Sabas Pretelt de la Vega renunció a la Embajada de Colombia en Roma luego de enterarse, por los medios de comunicación, de la decisión de la Fiscalía de llamarlo a juicio por supuesto ofrecimiento de dádivas para favorecer la votación en el Congreso del proyecto que dio luz verde a la reelección presidencial, el acto legislativo 02 de 2004.

Mediante un comunicado de seis puntos, Pretelt de la Vega no ocultó su decepción por la decisión de la Fiscalía, y aseguró que en todo el proceso ha presentado las pruebas para demostrar que él, como ministro del Interior de la época, no hizo ofrecimiento alguno.

Subrayó además que los dos congresistas juzgados por estos hechos, Yidis Medina y Teodolindo Avendaño, “señalaron que yo no les ofrecí cargo alguno antes, ni durante, ni después de la votación en el Congreso”.

Sabas Pretelt es el segundo diplomático del actual gobierno que, con sede en Italia, se ve obligado a renunciar por causa de una investigación penal en su contra. Hace tres años, el entonces cónsul en Milán, Jorge Noguera, tuvo que renunciar por una investigación que abrió la Fiscalía por irregularidades cuando era director del DAS.

El ex ministro del Interior dijo en el comunicado que espera la notificación de la Fiscalía para preparar, junto a su abogado, Jaime Bernal Cuéllar, las herramientas para demostrar su inocencia.

Horas antes de conocerse la renuncia, la Fiscalía General de la Nación hizo pública la noticia de la acusación contra el ex ministro del Interior y de Justicia, como presunto autor del delito de cohecho.

En abril de 2008, la ex representante a la Cámara Yidis Medina, condenada por la Corte Suprema de Justicia por estos mismos hechos, acusó a Pretelt de haberle entregado prebendas a cambio de su respaldo a la iniciativa.

Según las declaraciones de Medina, ella acudió a una cita en la oficina de Iván Díaz Mateus, titular de la curul que ella ocupaba en ese momento. En la oficina de Mateus, en la Cámara de Representantes, se encontró con Sabas Pretelt de la Vega, quien "le ofreció encargarse de su seguridad y la de sus hijos".

Yidis también dijo que se había reunido por segunda vez con el ex ministro, el Secretario General de la Presidencia, Alberto Velásquez, el presidente Álvaro Uribe, y varios de sus asesores. Medina dijo que en esa ocasión Pretelt le habló inclusive de la posibilidad de que le fuera asignado un consulado, a cambio de su apoyo al proyecto de reelección.
 
La resolución de acusación emitida este jueves por la Fiscalía no contempla la captura de Sabas Pretelt, cuya investigación fue abierta en 2008 por el hoy Fiscal General (e.) de la Nación, Guillermo Mendoza Diago, luego de que el entonces jefe del ente acusador, Mario Iguarán Arana, se declarara impedido para investigarlo porque Pretelt de la Vega había sido su jefe en el Ministerio del Interior y de Justicia.

En 2009, el procurador general, Alejandro Ordóñez, archivó una investigación disciplinaria que por el caso de la ‘yidispolítica’ adelantaba el Ministerio Público en contra de Sabas Pretelt.

La medida también cobijó al ministro de Protección Social, Diego Palacio Betancourt, al ex viceministro del Interior Hernán Angarita, al ex director del Das Jorge Noguera y al ex superintendente de Notariado y Registro José Félix Lafaurie.

La Procuraduría argumentó que no había razón para no creer en una primera versión de Yidis Medina, cuando justificó su votación favorable al proyecto de reelección presidencial diciendo que lo hacía en razón de la disciplina de su partido.

El Procurador Ordóñez adujo que la archivación del caso la hacía basado en el principio de la "duda razonable".

Por estos mismos hechos, la Corte Suprema de Justicia condenó a los ex congresistas Teodolindo Avendaño, por los delitos de cohecho propio y enriquecimiento ilícito al recibir dádivas burocráticas, y a Iván Díaz Mateus, por haber incurrido en el delito de concusión, consistente en inducir a una persona a cometer una infracción.
 
Comunicado de Sabas Pretelt de la Vega:
 
1. Con dolor, me he enterado por los medios de comunicación que la Fiscalía General de la Nación ha decidido llamarme a juicio, dentro del proceso que se adelanta por el supuesto ofrecimiento de un par de cargos a personas recomendadas por congresistas con motivo de las votaciones en el Congreso en el año 2004.

2. Con mi abogado, el doctor Jaime Bernal Cuéllar, hemos presentado ante la justicia innumerables pruebas para demostrar que no sólo no hice ofrecimiento alguno, sino que fue imposible haberlo hecho un año o año y medio antes de que se presentaran las dos vacantes que se mencionan en el proceso.

3. Numerosos testimonios, incluyendo los de los dos congresistas juzgados, señalaron que yo no les ofrecí cargo alguno antes, ni durante, ni después de la votación en el Congreso.

4. Durante muchos años he servido con amor y dedicación a mi país ayudando a resolver, en la medida de mis capacidades, parte de sus innumerables problemas.

5. Hoy represento al Gobierno de Colombia en Italia y ante los Organismos Internacionales con sede en Roma. Con éxito hemos destacado numerosos aspectos positivos de nuestro país en Europa, y presido la institución más importante del mundo, a través de la cual todas las naciones luchamos contra el flagelo del hambre en el planeta. Precisamente, por tener tan altas responsabilidades, le he informado al señor Presidente mi decisión de renunciar al cargo de Embajador y le agradezco a Dios la oportunidad que me ha dado de servir a mis compatriotas, bajo la orientación de ese gobernante sin tacha que es Álvaro Uribe Vélez.

6. Quedo a la espera de la notificación formal que se me haga de la providencia, para entonces estudiar con mi abogado las acciones legales a que tengo derecho para demostrar mi inocencia.

Roma, 13 de mayo del año 2010.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.