Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/18/2017 11:00:00 PM

¿Qué dice la encuesta por la que Odebrecht pagó US $ 1 millón?

SEMANA conoció apartes del famoso estudio realizado por Sancho para la constructora brasileña. ¿En qué consistió, para qué sirvió y por qué costó tanta plata? Exclusivo.

Afinales del año pasado, durante los allanamientos que la Fiscalía adelantó en las oficinas de Odebrecht en Bogotá para recoger datos que permitieran comprobar los casos de corrupción que acaban de ser denunciados por el Departamento de Justicia, los agentes encontraron en la oficina de uno de los ejecutivos un voluminoso informe.

En sus más de 600 páginas aparecía un profundo análisis sobre la situación política o económica del país en 2014, así como de las regiones más importantes. También mostraba las tendencias electorales por ciudades y departamentos, así como resultados de aprobación de los mandatarios regionales y líderes de opinión.

Con el avance de las investigaciones, la Fiscalía General de la Nación determinó que esa especie de libro de Petete de la campaña 2014 era el resultado del contrato que la constructora brasileña había firmado el 2 de febrero de ese año por 1 millón de dólares con la firma Paddington de Panamá, compañía vinculada con la firma Sancho BBDO.

Para la Fiscalía no es claro todavía que el famoso estudio le haya costado tanta plata. Y se pregunta si Odebrecht la usó como una forma de financiar la campaña al pagar sondeos o compra de publicidad. O como un intento por congraciarse con el gobierno para obtener beneficios en las reclamaciones que tenía la empresa, o de tener ventajas en futuras licitaciones.

También le puede intersar: ¿Llegaron los tentáculos de Odebrecht hasta la campaña de Santos?

Un alto directivo de Odebrecht negó a SEMANA que el contrato firmado con Paddington sirviera para financiar la campaña o sus encuestas. Y afirmó que “quienes lo vean se dan cuenta de que es una radiografía muy completa del país y una forma de mirar el futuro político, algo que a Odebrecht, como a otras empresas, le interesa saber. Algo que se hace con frecuencia. El estudio vale lo que se pagó”.

Según el directivo, la empresa encargó el estudio para su consumo interno. SEMANA habló con varias personas que estuvieron en la reelección de Santos en 2014, en especial en el manejo de encuestas y de opinión. Afirmaron que nunca vieron el famoso estudio de Sancho o sus apartes y descartan que una copia haya terminado en la campaña.

También le recomendamos leer: Odebrecht habría pagado los afiches de la campaña Santos en el 2010

Si bien la Fiscalía duda del fondo de ese contrato, sí muestra la forma como la constructora trabajaba en Colombia y en la mayoría de países en los que operaba, incluido Brasil. Este tipo de estudios les permitían saber cuáles eran los candidatos con mayor potencial para ganar las elecciones, con el fin de acercárseles por medio de aportes o del pago de servicios. Todo con la finalidad de asegurar futuros contratos o una cercanía con los futuros gobernantes. Esto explica, en parte, la forma como penetró la campaña de Óscar Iván Zuluaga: le pagó 1,6 millones de dólares al gurú brasileño Eduardo ‘Duda’ Mendonça para que asesorara su campaña. Sancho BBDO se abstuvo de hacer algún comentario por la política que fija la casa matriz. En las cuentas que la campaña de Santos 2014 le entregó al Consejo Nacional Electoral aparecen pagos a esa empresa por 865 millones de pesos.

Se espera que en las próximas semanas la Fiscalía aclare si finalmente el famoso estudio de opinión era realmente un estudio de inteligencia estratégica cuyo millonario costo Odebrecht esperaba convertir en una inversión rentable. Ya se ha visto a través de qué maquiavélicas formas de corrupción.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1838

PORTADA

Maduro: ¡Atrincherado!

Con 100 muertos en la calle y la comunidad internacional en contra, Maduro desafía al mundo con la constituyente. Su futuro depende de los militares y de sus propias disidencias.