Miércoles, 28 de septiembre de 2016

| 2016/09/23 07:11

Los polémicos kits de educación sexual que levantan ampolla en Santa Marta

En 10 colegios de la capital de Magdalena fue compartido un material didáctico con imágenes explicitas para enseñar a los niños a identificar el abuso y denunciarlo.

Algunas de las imágenes del Kit. Foto: Archivo particular.

La discusión sobre cuál debe ser la mejor manera de enseñarles a los niños a reconocer el abuso sexual tiene un nuevo capítulo. A las cartillas de educación sexual del Ministerio de Educación y la encuesta sobre sexualidad del DANE, que se conoció este martes, se suma un polémico Kit didáctico que habría sido entregado a estudiantes de un colegio en Santa Marta. 

El supuesto material educativo, realizado por la empresa caleña Mavex S. A. S., tiene imágenes explícitas que han alarmado a los padres de familia y a muchos docentes. 

En los ejercicios se le pide a los estudiantes reconocer sus genitales y se les educa sobre prácticas sexuales. "La masturbación mutua es una de las prácticas más usuales y excitantes, con la diferencia de que quien estimula los genitales no es la propia persona, sino otro/a", se lee en una de las piezas. 

Podría leer: ¿Cómo se enseña sexualidad en otros países?

Semana.com buscó al alcade de la capital de Magdalena, Rafael Martínez, para confirmar la veracidad del supuesto kit. El mandatario local aseguró que, efectivamente, el material existe, pero es entregado a estudiantes de último grado de bachillerato y a los docentes. 

Martínez también aseguró que los paquetes educativos solo se repartieron en 10 instituciones. "Son los colegios focalizados donde más problemas de embarazos adolescentes hay, y donde hay más quejas o denuncias de abusos sexuales. Escogimos los más críticos", afirmó. 

Por su parte, la Red Internacional Familia y Educación, la organización que une a cientos padres de familia en el país, se mostró inconforme con el material que, supuestamente, era entregado a menores de cinco años. Una afirmación negada por la administración. 

"No solo tenemos la queja de Santa Marta, tenemos el reporte de la Dirección Nacional de Planeación donde se habla dede 159 kits, entregados a 307 organizaciones", dijo la presidenta de la Red, Lila Palacios, a la W Radio.

Aseguró que no solo son entregados a Santa Marta, sino también en Cajicá (Cundinamarca), Barrancabermeja y en departamentos como Tolima y Meta.

Pero mientras para ella es inconcebible que se comparta ese material, para las autoridades en Santa Marta es clave para educar a los estudiantes en educación sexual e, incluso, prevenir problemás como el embarazo en adolescentes y el abuso a menores. 

Y es que en lo que va del 2016, según el secretario de Educación de la ciudad, Edimer Latorre, son 32 niñas embarazadas en esos 10 colegios.

Combatir este tema también surge de las cifras nacionales. Según explicó Latorre a Semana.com, en 2015 hubo 6008 embarazos de adolescentes entre los 10 y 14 años en todo el país. El 45 % de ellas tenían entre 10 y 14 años y el 27,5 % entre cinco y nueve años. Y, como si esto fuera poco, el 43,4 % de los agresores casi siempre es un familiar.

Además de esto, anotó Latorre, las instituciones educativas que se escogieron para compartir el material didáctico están en las zonas más vulnerables de Santa Marta, una ciudad que tiene uno de los más altos índices de personas y familias viviendo en situación de desplazamiento forzado (unas 160.000 personas).

Nadie duda la importancia de luchar contra este flagelo. según el estudio Forensis, de Medicina Legal el abuso sexual contra los niños se ha incrementado. Por ejemplo, en la primera infancia (de cero a cinco años) las denuncias han aumentado en 12,46 %. En el 88 % de los casos (16.813) el presunto agresor es una persona cercana a los menores, como un familiar, la pareja o expareja, amigo, o el encargado de su cuidado. Así, la mayoría de estos hechos suceden en el hogar. 

Lograr que los estudiantes identifiquen estas conductas y las denuncien debería ser una de las tareas más fundamentales de las instituciones educativas. La pregunta es, sin embargo, cuál debe ser el método para lograr este fin. La discusión está abierta. 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.