Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/10/2010 12:00:00 AM

Santos y los verdes: el significado de un encuentro

Para los analistas, en la reunión entre Santos y los verdes salieron ganando los dos: el primero, porque suma apoyo a sus propuestas en el Congreso, y los segundos, porque reaparecen con observaciones y propuestas en el debate político del país.

Después de tres meses de haberse posesionado, el presidente Juan Manuel Santos se reunió con la bancada del Partido Verde este martes en la Casa de Nariño.

Al salir de la reunión con el mandatario, el vocero y presidente de la organización, Luis Eduardo Garzón, reiteró que el Partido Verde no integra la Unidad Nacional (coalición de gobierno de Santos), pero que acompañará varios de los proyectos del Ejecutivo debido a su afinidad con ellos.

“Nuestra posición sigue siendo la independencia, nada de acompañar al Gobierno bajo la presión de cargos o de contratos, sino acompañar al Gobierno en unas críticas y observaciones que nosotros le tenemos a los 18 proyectos que hoy están en el escenario de la política colombiana”, dijo Garzón.

En la reunión, los verdes le expresaron al Presidente sus críticas a la falta de una agenda más comprometida con la educación y a la separación del Ministerio de Ambiente y de Vivienda, entre otras. No obstante, destacaron la actitud dialogante del Gobierno.

Por su parte, el mandatario destacó el acompañamiento de los verdes a las iniciativas de su gobierno. “Hoy tuvimos una reunión, la primera reunión oficial con el Partido Verde, donde ellos -y yo tengo que hacerle un reconocimiento al Partido Verde- han venido apoyando buena parte de las iniciativas del Gobierno en el Congreso”, señaló Santos.

“Identificamos unos temas donde vamos a poder trabajar juntos y creo que ese es el espíritu con que todos deberíamos tratar de trabajar, respetando las diferencias, respetando los disensos; pero si nos ponemos de acuerdo en lo básico, eso es lo importante y es lo que nos va a permitir cumplir con los objetivos”, agregó.

Además se acordó crear una mesa de diálogo para discutir propuestas conjuntas.

La reunión de los verdes con el Presidente si bien no significó una adhesión de esta colectividad, sí sumó apoyos a las propuestas del mandatario, entre las que se pueden contar la Ley de víctimas, la de Tierras, el estatuto anticorrupción, entre otras.

En contraprestación, la organización refuerza su mensaje de independencia y vuelve a aparecer en la agenda después de tres meses en los que estuvo relativamente ausente del debate nacional.

Para Armando Novoa, director de la Corporación Centro de Estudios Constitucionales Plural, “la reunión de los verdes con el Presidente estaba en mora de darse. Más cuando el Partido Verde no se ha declarado en abierta oposición al Gobierno”.

En su criterio, la reunión fue positiva, tanto para el Gobierno como para los verdes. “Para el Gobierno, porque refuerza su mensaje dialogante y suma fuerzas en el Congreso para la aprobación de sus proyectos”, explicó.

“Y para el Partido Verde, porque sus observaciones y opiniones son escuchadas, luego de que estuvo tres meses por fuera de la agenda política”, agregó.

En el mismo sentido, el director del Grupo de Investigación sobre Partidos Políticos de la Universidad Nacional, David Roll, indicó que la reunión arroja un parte positivo para el Partido Verde. Para él, “manifiesta su independencia, que perdería en caso de entrar a la Unidad Nacional, y a la vez envía el mensaje de que sigue siendo una alternativa política importante”.

La reunión se dio luego de que el Partido Verde tuvo un encuentro de tres días en el que, además del ingreso del ex alcalde de Medellín Sergio Fajardo, líder del movimiento Compromiso Ciudadano, la organización fue aceptada en la Federación de Partidos Verdes de América Latina.

Para Roll, esta adhesión “significa un compromiso muy grande con la protección al medio ambiente y contra la devastación que causa el desarrollismo. Habrá que ver hasta dónde algunos de sus militantes, que son desarrollistas, se sienten cómodos con esa apuesta que en el mundo tiene un peso bastante fuerte”.

El Partido Verde fue la segunda fuerza más importante en las elecciones presidenciales de mayo pasado, cuando La U conquistó el solio de Bolívar. Ahora, se perfila como una fuerza política protectora del medio ambiente, según sus recientes decisiones. Falta ver hasta dónde su nueva bandera capitalizará votos a su favor en las elecciones regionales del 2011.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.