Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/12/2017 8:41:00 PM

Elecciones: ¿el nuevo obstáculo de Peñalosa en el Concejo?

Los cabildantes se alistan para mover las bases en las campañas de 2018. El hundimiento del proyecto de valorización del alcalde podría evidenciar que su coalición empezará a hacer cálculos electorales antes de apoyar sus propuestas.

El hundimiento del proyecto de valorización con el que el alcalde Enrique Peñalosa pretendía recaudar 1,3 billones de pesos entre la ciudadanía para la construcción de 45 obras no solo fue el primer revés del mandatario en un Concejo en el que tiene las mayorías. Dentro de la arena política bogotana hay quienes lo consideran como un campanazo de los partidos que lo apoyan. La alerta sería indicio de que ese apoyo tiene límites, y más cuando las elecciones presidenciales y legislativas están a la vuelta de la esquina y la capital, con el mayor caudal electoral del país, será determinante.

En el Concejo son claras las fuerzas políticas más poderosas y esas, hasta el momento, han apoyado al alcalde. Sin embargo, la iniciativa con la que se pretendía cobrar el tributo se hundió sin siquiera ser votada en la Comisión de Hacienda donde, por los cálculos a priori, el mandatario tenía el respaldo suficiente para que se aprobara. Detrás de ese hecho, además de la inconformidad por aspectos técnicos del proyecto, estaría el interés natural que los partidos de la coalición del alcalde tienen en el electorado bogotano.

El exvicepresidente Germán Vargas Lleras, candidato cantado a la Presidencia por Cambio Radical, ha sido el gran aliado de Peñalosa, y fue ese partido el que finalmente avaló su postulación a la Alcaldía. El Centro Democrático también está alineado y con seis concejales ha respaldado al alcalde, a la par que necesita fortalecerse en Bogotá, uno de los escenarios en los que el presidente Santos se impuso a Óscar Iván Zuluaga en 2014. Y los Verdes, que decidirán entre Antonio Navarro y Claudia López para la primera vuelta, tienen su gran fortín en la capital, donde nació el movimiento.

Le recomendamos: Valorización, primera derrota de Peñalosa en el Concejo

Esos tres partidos han sido el soporte de Peñalosa en el Concejo pues, junto con los liberales, son los que tienen más representantes en el cabildo. Pero ahora, con el ajedrez electoral que empieza a montarse, podrían ser más cautelosos con sus jugadas. "Peñalosa es poco sensible para recepcionar esos mensajes políticos y si no lo hace su coalición se va a afectar. Él asume los costos de sus decisiones, pero resulta que el costo político también lo pagan todos los que lo acompañan", le dijo a Semana.com el concejal Antonio Sanguino, presidente de la Alianza Verde.

En el Concejo son conscientes de que cobrar un nuevo tributo a las clases altas (estratos 4,5 y 6) y a los comerciantes, como lo pretendía el proyecto, para luego salir a pedir votos en esos mismo sectores, no era una buena jugada política.

Por eso, el tema de la valorización caló tanto que algunas de las cabezas máximas de la contienda electoral intervinieron. El concejal Daniel Palacios, del Centro Democrático, explicó que ese fue tema de conversación entre Uribe y Peñalosa durante la reunión que sostuvieron el pasado 18 de mayo en el Palacio Liévano. "Se le manifestó que no es oportuno el cobro por la situación económica que vive el país", dijo. 

El exvicepresidente Vargas Lleras también habría tocado el tema con su bancada para, al final, dejar en manos de sus concejales la decisión de apoyar el proyecto o no. "En el Concejo está pesando enormemente el contexto de campaña electoral. Germán Vargas Lleras ha sido el coequipero de Peñalosa, pero un alcalde con una popularidad tan baja puede pesar. Este puede ser el comienzo del deslinde", aseguró Ángela Robledo, representante a la Cámara por Bogotá.

Sin embargo, los intereses de los concejales no se reducen a las aspiraciones de sus líderes. No es un secreto que varios cabildantes están pensando en aspirar a una curul en el Congreso. También se rumora que el apoyo a la valorización pudo flaquear porque algunos cabildantes le estarían pasando cuenta de cobro al alcalde mayor por el revolcón con los alcaldes locales (le pidió la renuncia a todos), teniendo en cuenta que esos mandatarios menores son cuotas, en su mayoría, de los ediles y los concejales.

Puede interesarle: ¿Por qué las alcaldías locales son foco de corrupción?

Así mismo es claro que los reparos frente al cobro por valorización no se reducen a los cálculos políticos. Para muchos, por ejemplo, no es admisible que se haga un nuevo cobro cuando las obras que la ciudadanía ya pagó por ese mismo mecanismo no han sido terminadas en su totalidad.

"La valorización es un instrumento importante. Mockus la presentó, Petro también... pero el instrumento ha caído al piso porque se cobra y no se hace", sostiene Roberto Hinestrosa, concejal por Cambio Radical. Esa bancada, asegura, apoyaría el cobro si la realización de las obras estuviera garantizada, con estudios adelantados y pagados. "La ciudadanía no tiene por qué pagar estudios sin saber si las obras se van a hacer o no", agregó.

Por su parte, Jorge Torres, el concejal verde que fue ponente del proyecto, explicó que junto al IDU y la Secretaría de Gobierno ya están recogiendo las inquietudes de los concejales frente al proyecto, para incluirlas en una nueva iniciativa y presentar de nuevo la valorización en el cabildo.  "Estamos comprometidos en el Concejo con que el Plan de Desarrollo (de Peñalosa) sea una realidad", sostuvo en una conversación con Semana.com.

El apoyo del Concejo es el gran activo político que le queda al alcalde, el factor que ha permitido la viabilidad de un mandato con una desaprobación tan amplia como el suyo (la aprobación de su gestión ronda apenas el 20 por ciento). Su Plan de Desarrollo, por ejemplo, pasó en el cabildo sin gran dificultad, pese a que contenía temas muy resistidos entre la ciudadanía como la venta de la ETB.

Pero a la ciudad aún le quedan temas álgidos, importantes para el alcalde, y que tendrán que ser tramitados en el cabildo durante los próximos meses. Por ejemplo, el Plan de Ordenamiento Territorial tiene que ser aprobado por el Concejo, y allí se definirán asuntos que han estado en el foco de la polémica, como la eventual urbanización en la reserva Thomas Van der Hammen. Esa sería una discusión que, según los mismos plazos del Distrito, se daría a finales de este año o a comienzos del siguiente, es decir, en plena recta final de las campañas (las elecciones son en mayo).

Lo que queda claro del episodio del hundimiento del proyecto de valorización es que los concejales de la coalición peñalosista empezarán a medirse más a la hora de respaldar los proyectos sensibles entre sus electores. Si bien las mayorías no le van a retirar su apoyo al alcalde, "el Concejo puede empezar a ser más crítico sobre su gestión", aseguró la representante Robledo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1834

PORTADA

El peligro inminente de los otros grupos violentos

La bomba del Andino deja claro que terminada la guerra con las Farc aún quedan otros grupos armados. ¿Cuáles son y qué peligro representan?