Sábado, 30 de agosto de 2014

Falcao García abrió la senda ganadora para la selección y confirmó el gran momento por el que atraviesa. A.P.

| 2012/09/08 00:00

Selección Colombia: renace la esperanza

La Selección Colombia se destapó. El buen juego y la goleada contra Uruguay le devolvieron la ilusión al país de ver a su equipo en Brasil 2014.

La tarde del viernes fue redonda para la Selección Colombia. Los goles de Radamel Falcao García, Teófilo Gutiérrez (dos) y Camilo Zúñiga pusieron a vibrar a Barranquilla y a todo el país. El equipo dirigido por José Pékerman mostró buen fútbol de tenencia de balón. La falta de gol, el gran karma que ha privado al país de varias copas del mundo, fue exorcizado temprano. El buen momento de Falcao se materializó en la selección. Tras un centro de Zúñiga, Abel Aguilar rozó el balón en el área y descuadró a la defensa uruguaya: el Tigre no perdonó, con un derechazo encendió la fiesta y abrió el camino hacia una victoria necesaria.

El gol le dio la tranquilidad necesaria al equipo para acomodarse en la cancha. Macnelly Torres, cuestionado antes del encuentro, supo tener la pelota y hacerla circular. Los volantes de marca neutralizaron los pocos acercamientos celestes y los laterales fueron importantes sumándose al ataque. La primera mitad terminó sin mayores situaciones de gol, Colombia pudo ser más ambicioso pero decidió guardar sus fuerzas para la segunda mitad.

Cuando el reloj marcaba dos minutos de la segunda etapa, James Rodríguez, de primer tiempo discreto, sacó un as de la manga. Leyó el movimiento de Teófilo en el área y metió un pase perfecto entre líneas que el barranquillero no desaprovechó. El Metropolitano, casi a reventar, explotó.

La selección uruguaya, forzada a subir para descontar, otorgó espacios. Colombia sacó ventaja, y el talento de sus jugadores fue evidente. James apareció por izquierda, produjo un centro al área, Falcao arrastró su marca y dejó a Teófilo perfilado para rematar. Teo respondió una vez más y el júbilo se apoderó de las tribunas. El equipo bajó las revoluciones y cedió la pelota a los charrúas. Sin embargo, la celeste no tuvo respuesta. Cuando el partido iba a finalizar llegó la última alegría. Zúñiga hizo una pared con Falcao y rompió la cadera de su marcador. Solo le restó definir. 4-0 final.

La selección ahora mira hacia el sur del continente. El próximo objetivo es Chile, una de las selecciones más peligrosas de la eliminatoria suramericana, a la que enfrentará el martes.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×