Lunes, 24 de noviembre de 2014

| 2013/04/17 00:00

Silvia Gette ahora recibirá atención médica en la cárcel

La exrectora de la Universidad Autónoma del Caribe regresó a El Buen Pastor luego de dos días de hospitalización.

Gette fue llevada a la clínica para que recibiera asistencia médica luego de presentar dolor opresivo en el pecho. Foto: Guillermo Torres/SEMANA

Sólo dos días permaneció Silvia Gette fuera de la cárcel El Buen Pastor de Bogotá. La exrectora de la Universidad Autónoma del Caribe estuvo recluida desde el pasado lunes en la Clínica el Country de la capital del país. Se dijo que tenía quebrantos de salud.

Gette fue llevada a la clínica para recibir asistencia médica luego de presentar dolor opresivo en el pecho, pero este miércoles regresó a su lugar de reclusión.

Se espera en las próximas horas que los médicos de la cárcel hagan una valoración “con el fin de hacerles seguimiento a los antecedentes de hipertensión y dificultad para respirar que ostenta”.

Desde cuando fue capturada, se ha visto afectada por diferentes quebrantos de salud, según lo han informado las autoridades. La exrectora deberá responder por cinco procesos judiciales que se desarrollan en su totalidad en Bogotá luego de que algunos de ellos fueron trasladados desde Barranquilla.

Con el pasar de los días, a Gette le han crecido los problemas jurídicos. La mujer tiene tres nuevos procesos en Bogotá por los cuales responder. Las investigaciones tienen que ver con dos homicidios y un concierto para delinquir agravado.

Los primeros hechos se relacionan con la presunta participación de Gette en los homicidios de su esposo, Mario Ceballos Araújo, y de su abogado, John Jairo Ramírez, quien la habría delatado ante las autoridades al decir que ella compraba a jueces y fiscales.

El otro proceso se desarrolla por sus presuntos nexos con paramilitares. Allí se vinculó también al actual consejo directivo de la Universidad, incluido el rector encargado.

Gette es señalada de haber participado en el asesinato del ganadero Fernando Cepeda y actualmente permanece privada de la libertad porque, según la Fiscalía, intentó sobornar al exjefe paramilitar Édgar Ignacio Fierro, alias ‘Don Antonio’, quien les contó a las autoridades los pormenores de ese asesinato ejecutado por las autodefensas de la costa.

Esta operación fallida de soborno fue ejecutada por su abogado, Arcadio Martínez, quien fue hasta la cárcel La Picota para convencer a ‘Don Antonio’ de cambiar la versión contra Gette. Martínez se encuentra tras las rejas y denunció que le ofrecieron hasta 1.000 millones de pesos para modificar su testimonio.

El fiscal general designó al fiscal 15 delegado adscrito a la estructura de apoyo de la parapolítica y de la Unidad Nacional de Fiscalías contra el terrorismo para asumir las cinco investigaciones contra la rectora.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×