Martes, 6 de diciembre de 2016

| 2015/08/27 09:04

Supersociedades pone la lupa sobre el Independiente Medellín

La entidad de control multó al representante legal del Deportivo Independiente Medellín por irregularidades contables. Las investigaciones apenas comienzan.

La entidad investigó al Deportivo Independiente Medellín.

Las malas noticias volvieron una vez más a la toldas del Deportivo Independiente Medellín. La Superintendencia de Sociedades anunció una sanción contra Julián Andrés Agudelo, actual representante legal y contra Julio Roberto Gómez, ex representante legal y expresidente del DIM. La entidad también impuso sanción contra José Euler Herrón el revisor fiscal.

La Superintendencia determinó que el Deportivo Independiente Medellín no llevaba la contabilidad al día, toda vez que sus últimos registros correspondían al mes de abril de 2013. Lo anterior, implicó un atraso de siete meses, ya que a la fecha de la visita, los registros contables debían estar disponibles con corte a noviembre de 2013.

Sobre este hecho, José Herrón respondió que “el Deportivo Independiente Medellín S.A., a finales de 2012, realizó una negociación de activos y pasivos con la sociedad El Equipo del Pueblo S.A, negociación a la que se dio término en abril, por conducto de la sociedad Viepal SAS, como única propietaria de las acciones del DIM”.

No son pocas las denuncias que presenta Supersociedades contra el equipo paisa. Entre las irregularidades que identificó la Super esta: no tener la contabilidad al día, el otorgamiento de préstamos a los accionistas sin soporte, información desactualizada del libro de accionistas e información financiera con inconsistencias.

La entidad asegura que evidenció cuentas por cobrar por 4.966 millones pesos a la sociedad accionista Viepal SAS, sin que hubiera documento alguno que certificara una gestión de cobro o que permitiera establecer las condiciones, garantías y plazo del préstamo, entre otros.

Falta establecer qué tanta responsabilidad tiene la actual administración del equipo sobre estas presuntas irregularidades. Valga recordar que a principios de 2014, Eduardo Silva llegó a la presidencia del DIM y desde ese momento la política de contrataciones cambió de la austeridad a las altas inversiones.

Gracias a estas nuevas políticas y administración el equipo llegó a la final del torneo finalización 2014 (cayó ante Santa Fe) y también disputó la estrella en el primer semestre de este año, en esa ocasión perdió la estrella ante el Deportivo Cali.

Según Supersociedades fue imposible localizar a los funcionarios sancionados  en la dirección del domicilio de la compañía, además se conoció que no presentaron descargos, ni alegatos de conclusión (salvo un caso), por lo cual la Superintendencia impuso la multa correspondiente que ascendió a los 80 millones de pesos.

Una vez más, la exitosa realidad deportiva del Independiente Medellín se ve ensombresida por los problemas administrativos. Se espera el pronunciamiento oficial de la institución ante estas nuevas revelaciones.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.