Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/23/2012 12:00:00 AM

Temporada de lluvias deja 36 muertos y 66.263 afectados

En su más reciente informe, la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo asegura que las precipitaciones dejan 34 personas heridas y siete desaparecidas desde mediados de marzo. Las emergencias más críticas se viven en Boyacá y Casanare.

En criterio del director nacional para la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo, Carlos Iván Márquez, el pasado fin de semana presentaron las emergencias más críticas a nivel nacional que hasta el momento se dan a cuenta de la primera temporada de lluvias del 2012.

Según el último reporte de afectación de Gestión del Riesgo, hasta este lunes se han presentado 410 eventos naturales entre inundaciones, deslizamientos, vendavales, tormentas eléctricas, granizadas, crecientes súbitas y avalanchas.

El organismo advierte que los departamentos más afectados por las precipitaciones son Cauca, Amazonas, Tolima, Eje Cafetero, Boyacá, Cundinamarca, Antioquia, Santander y Casanare.

Hasta el momento las lluvias han cobrado la vida de 36 personas. Además dejan 66.263 personas afectadas, 13.669 familias damnificadas, siete desaparecidos y 34 heridos.

Las precipitaciones también dejan 12.505 viviendas averiadas y 124 con destrucción total.

Además, se reportan 229 vías, 44 centros educativos y cinco centros de salud afectados.
"Tenemos recursos suficientes para responder ante las emergencias presentadas, pues el Gobierno nacional dispuso $115.000 millones, de los cuales se han invertido más de $15.000", precisó Márquez durante la reunión del Comité Operativo Nacional del Sistema Nacional para la Prevención y Atención de Desastres (SNPAD).

En su criterio, se está fortaleciendo en el país una cultura de la prevención o reducción del riesgo, lo cual, según Márquez, logra que las comunidades evacúen a tiempo, antes de una avalancha, creciente, inundación o deslizamiento.

El fin de semana murieron al menos diez personas en distintas regiones de Colombia a cuentas de la temporada de lluvias, que comenzó el 15 de marzo pasado.

"Este ha sido el fin de semana de la actual temporada de lluvias en el que más emergencias se han presentado", dijo en un informe el director de Gestión del Riesgo.

Se aproxima una tregua en las lluvias: IDEAM

El director del Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambiental (IDEAM), Ricardo Lozano, aseguró que a finales de esta semana habrá una tregua en las precipitaciones.

El funcionario señaló que en varios ríos del centro del país se presentan crecientes y está latente el riesgo de deslizamientos en las montañas.

Según pronósticos del IDEAM, la primera temporada de precipitaciones de año se prolongará hasta mediados de junio.
 
Finalmente, el instituto recomienda activar los sistemas de alertas tempranas de los diferentes municipios y seguir las sugerencias de los comités locales de prevención y atención de desastres. El instituto también sugiere viajar o tomar carretera temprano, ya que en las tardes y noches la nubosidad, niebla o neblina reduce la visibilidad y las lluvias hacen que las carreteras estén mas lisas y sea más difícil conducir.

El pasado 21 de abril el presidente Juan Manuel Santos pidió a los gobernadores y alcaldes reaccionar a tiempo frente a cualquier tipo de alerta temprana y orden de las autoridades para evitar desastres y pérdidas de vidas durante las lluvias.

“Estamos hoy mejor preparados que hace un año. Aunque evitar los desastres frente a semejante situación es imposible, hay que disminuirlos al máximo y tratar, en la medida de lo posible, de salvar vidas", dijo.

Últimas emergencias

Boyacá, Tunja

El gobernador de Boyacá, Juan Carlos Granados, explicó que de los 123 municipios del departamento, 80 tienen alerta máxima a cuenta de las lluvias. Entre los municipios más críticos están Moniquirá y San Miguel de Sema.

"Se presentan dificultades en Moniquirá, San Miguel de Sema, en la laguna de Furnequé y el río Suárez, en la cuenca alta del río Chicamocha, que va desde Tunja hasta Corrales. Paipa y Sogamoso están inundados", indicó.

La suspensión del servicio de agua potable también es una emergencia en Tunja, la capital de Boyacá. La falta de servicio del líquido obedece a un deslizamiento de tierra que taponó las alcantarillas. Debido a la carencia del líquido fueron suspendidas las clases en los colegios públicos y privados de Tunja y algunas universidades durante el 23 y el 24 de abril.

"Debido a la falta de agua potable, más de 2.000 familias están afectadas. Esperamos que se pueda restablecer el servicio en las próximas 48 horas.

La empresa Proactiva Aguas de Tunja infomó que las dificultades con el servicio del agua se presentaron debido a las fuertes lluvias que se registraron en la ciudad. En ese sentido, la compañía explicó que un derrumbe de tierra dañó 70 metros de la línea de conducción de la Represa Teatinos a la planta de tratamiento. Tras la ruptura del tubo se retiran residuos de material y se realizan labores de limpieza.

De acuerdo con Granados, aunque el departamento estaba preparado para una nueva temporada de lluvias, las emergencias de los últimos días han superado el plan de contingencia.

"Las circunstancias de precipitaciones son tan altas y la tierra con tan baja capacidad de reacción para absorverlas que estamos presentando problemas más allá de la contingencia de la pasada temporada de lluvias", explicó el gobernador.

Caquetá, Florencia

Cuatro personas murieron, entre ellas dos menores de edad, a consecuencia de un deslizamiento de tierra que cayó en la madrugada de este lunes sobre un barrio humilde de la ciudad de Florencia, en el departamento de Caquetá, informaron las autoridades.

El alud se produjo en el sector conocido como Malvinas, ante las fuertes lluvias de los últimos días y que afectan a buena parte del país.

En el mismo lugar otro menor de edad sobrevivió al deslizamiento, dijo a periodistas un voluntario de la Defensa Civil que participó en las tareas de rescate y remoción de roca y lodo.

Casanare, Yopal

Yopal, la capital de Canasare, presenta otra emergencia por la escasez de los servicios de agua y gas debido al daño de las tuberías de conducción. Los tubos se perjudicaron con la creciente del río Cravo.

Las autoridades reportan inundaciones en nueve municipios tras el desbordamiento de ocho ríos: Yopal, Tauramena, Aguazul, Hatocorozal, Pore, Recetor, Chámeza, Paz de Ariporo y Maní.

Según las versiones preliminares, las precipitaciones dejan hasta el momento una persona desaparecida.

Por su parte, en Yopal se registran 12 veredas inundadas y pérdida de cultivos.
 
Tolima

Según la Dirección de Atención y Prevención de Desastres, se registran unas 2.500 familias damnificadas en unos 20 municipios, entre los que están Coyaima, Chaparral, Villahermosa, Ibague, Cunday y Ataco.

Entre las mayores afectaciones se registran daños en la infraestructura de las viviendas y la pérdida de cultivos.
 
Villa del Rosario, Norte de Santander

El desbordamiento del río Táchira colapsó la bocatoma del acueducto en el municipio de Villa del Rosario. La emergencia se presentó en la parte alta del corregimiento Juan Frío.

De acuerdo con la gerente de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado, Leidy Morales, la producción en la planta de tratamiento está paralizada.

Morales solicitó la intervención de la Corporación autónoma regional de Norte de Santander (Corponor).

La situación afecta a más de 17 mil usuarios de la zona fronteriza con Venezuela.

Encuentreaquí el estado de las vías nacionales, departamentales y municipales.


¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.