Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/9/2014 12:00:00 AM

“El Valle del Cauca era como un cadáver insepulto”

El gobernador Ubéimar Delgado habla de la quiebra del departamento y reclama más apoyo nacional.

El Valle del Cauca está en quiebra, todo lo debe y cada peso que recibe está comprometido para pagar deudas. La insolvencia del departamento (su capital, Cali, es la tercera ciudad más importante de Colombia) llevó a una enorme polémica por no girar los recursos económicos que necesitan Incolballet, Inciva, Bellas Artes y la Biblioteca Departamental, todas entidades culturales descentralizadas del Valle.

Sumado a esto, el deporte lleva años en la cuerda floja. Indervalle vive endeudado y las ligas deportivas también han estado a punto de cesar actividades. Industrias como la de Licores del Valle y la Beneficencia también presentan problemas. El gobernador Ubéimar Delgado habló con Semana.com sobre estos temas y aseguró que el gobierno nacional los tiene abandonados.

Semana.com: Con el último desembolso para las entidades culturales los ánimos están más calmados, pero ¿por qué el departamento sufre para pagar?

Ubéimar Delgado:
Hace varios años se tenían recursos presupuestales propios, aprobados cada año para solventar el funcionamiento de esas instituciones, con Angelino Garzón eso se acabó y se pasó al sistema de convenios. En el 2012 el Valle se acogió a la ley de insolvencia porque la deuda que nos dejaron gobiernos anteriores superaba 440.000 millones de pesos y al día de hoy ya hemos pagado 222.000 millones, al hacer esto los recursos se comprometieron al pago de dicha deuda y por eso se han dado las demoras en las firmas de los convenios de pago. Hace dos semanas les giramos 6.150 millones a las cuatro entidades descentralizadas de cultura, y el viernes pasado firmé el decreto para un nuevo convenio por 3.100 millones de pesos. Así mismo, a principios de octubre se firmará otro por 916 millones y con eso aseguraremos los recursos para este año.

Semana.com: La Gobernación ha pedido ayuda de otras entidades para los pagos, pero se la han negado porque aseguran que es obligación exclusiva del departamento.

U.D.:
La cultura es una inversión social. Lo triste es que a la Gobernación la dejaron sola cuando el 70 % o más de los usuarios de las entidades culturales son de Cali. La capital argumenta que tiene impedimentos legales para ayudarnos y que tampoco tiene recursos suficientes.

El Ministerio de Cultura no nos ha dado la mano y más preocupados quedamos cuando el presupuesto del año entrante para el Valle se rebaja. La Gobernación propone asumir hasta el 70 % y que el Ministerio de Cultura y el de Educación nos ayuden con el restante, este último podría ayudarnos con eso porque Bellas Artes e Incolballet también son instituciones de educación. 

Semana.com: ¿Y usted propone que esta ayuda sea para siempre?

U.D.:
Queremos que por lo menos nos den una mano estos cinco años que estamos en ley de quiebra. Al Valle le devuelven el 22 % de los impuestos y el 78 % se queda en Bogotá. Nuestro puerto de Buenaventura entrega en impuestos más de cuatro billones por año a la Nación y lo que le retornan al Valle es muy poco. Tenemos problemas graves. Somos un departamento rico y pobre a la vez, las bandas criminales, la guerrilla y el microtráfico nos han causado gran daño, sobre todo en nuestra costa Pacífica.

Semana.com: Es un hecho que hasta ahora no le han dado ayuda y, sea como sea, las entidades seguirán necesitando esos dineros...

U.B.:
Sí. Yo sigo autorizando préstamos, el Valle va a seguir endeudado, pero si no los hago, no tengo cómo pagarles a las entidades culturales. Lo que sí aseguro es que, por lo menos en mi gobierno, ninguna entidad cultural será cerrada, haré lo que sea necesario para darles los recursos, pero ojalá todos los demás tuvieran la misma voluntad política de salvar las entidades culturales.

El Ministerio de Salud nos ha ayudado mucho con el Hospital Universitario, el Mario Correa Rengifo, el Isaías Duarte Cancino y el psiquiátrico San Isidro. También hemos recibido mucha ayuda del Ministerio de Educación y el TIC, pero hace falta más compromiso del Ministerio de Cultura. Por otra parte, cómo es posible que el Ministerio de Hacienda no haga una adición y un convenio para el año entrante. 

Semana.com: Bellas Artes presentó un presupuesto por 6.885 millones de pesos y sólo aprobaron 5.000 millones. Su rector, Ramón Espinosa, dice que si no les giran los 1.885 millones que quedaron por fuera, la institución cerrará en octubre.

U.D.:
Estamos dejando de cubrir otros compromisos de ley por cumplirle a la cultura y autorizaré lo que le haga falta a Bellas Artes para octubre, así sea ‘raspando la olla’ lo haremos. Aseguro que Bellas Artes no cerrará.

Semana.com: Otra crítica es la demora en la transferencia a las instituciones culturales de los recursos recaudados con la estampilla Pro Cultura y Pro Univalle. Además, se dice que se utilizan para otros rubros.

U.D.:
Eso no es cierto, no hacemos una destinación diferente, lo que sí es cierto es que los trámites administrativos para girar los recursos son lentos. Lo que se gira por este concepto es aproximadamente de 550 millones para cada entidad, no es un valor significativo y ahí no radica el problema. Me comprometo a trabajar en la mejora de esos procesos administrativos.
 
Semana.com: El deporte también lleva años viendo negro el panorama; hace poco el presidente de la Asociación de Ligas Deportivas del Valle (Fedeliva) dijo que si no se firmaban unas ordenanzas muchas ligas tendrían que cerrar, ¿qué pasó en ese caso?

U.D.:
Nos dimos una pela presentando una ordenanza para subsanar los inconvenientes que hay con el deporte. Con esa ordenanza el gerente del Instituto del Deporte, la Educación Física y la Recreación del Valle del Cauca (Indervalle) puede adelantar un préstamo para solventar el problema. 

Cuando llegué a la Gobernación no teníamos cómo participar en los Juegos Nacionales, decidimos donar los excedentes del Instituto Financiero para el desarrollo del Valle del Cauca (Infivalle) al deporte y aun así le ganamos a Bogotá, que gastó mucho más. Yo encontré el departamento en quiebra, el Valle del Cauca era como un cadáver insepulto.

Semana.com: El pesista y medallista olímpico Óscar Figueroa, quien es antioqueño pero siempre ha representado al Valle, dijo en julio que no representaría más al departamento, ¿esa decisión sigue en firme?

U.D.:
Óscar Figueroa tiene el apoyo del departamento y con toda seguridad participará por el Valle en las competencias nacionales.

Semana.com: Además de la cultura y el deporte, se dice que hay una inminente crisis en la Licorera del Valle, la Beneficencia del Valle y la Imprenta del departamento.
 
U.D.:
Cuando llegué, la Industria de Licores del Valle se había quedado sin comercializador, con expectativa en ventas por 11 millones de botellas, pero para este año creemos que a duras penas se llegará a ocho millones de botellas. Uno de los problemas ha sido el cambio en gustos de los consumidores, que ya no son tan ‘aguardienteros’, además de que el contrabando nos ha golpeado muy duro. Sin embargo, esperamos que para el año entrante la industria esté totalmente recuperada.

La Lotería del Valle entregó premios muy seguido y eso llamó la atención, pero la Beneficencia es solvente y cuenta con más de 8.000 millones de pesos para pagar premios. Lo de la crisis no es cierto, es sólo ruido. La situación de la Imprenta es más complicada y estamos tratando de sacarla adelante.

Semana.com: Finalmente, ¿el departamento garantizará los giros de los dineros para la cultura y el deporte?

U.D.:
 Sí. Yo asumo cualquier tipo de responsabilidad sobre todo lo que le he dicho.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.