Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/12/2012 12:00:00 AM

Un día de guerra en Cauca

La desaparición de un avión súper tucano, la quema de un helicóptero, los abucheos de los indígenas contra el presidente Santos y los ataques sin respiro que enfrentan Toribío, Argelia, Jambaló y Corinto, que dejaron muerto a un niño, hacen de este miércoles un día negro para el Estado.

Desde el 2007 la guerra en el país comenzó desde el aire. Los 25 aviones súper tucano llegaron desde Brasil para convertirse en naves esenciales para el conflicto armado colombiano. Con su incorporación, se dio fin a las vidas de 'Raúl Reyes' y el 'Mono Jojoy'. Por eso, en las más grandes operaciones militares los objetivos son impactados con una fina precisión y un promedio de 500 kilómetros por hora.

Este miércoles, por primera vez en la historia del país, una aeronave súper tucano enfrentó un incidente que, hasta el momento, tiene causas desconocidas. La Fuerza Aérea Colombiana confirmó su desaparición y las de sus dos tripulantes, quienes viajaban hacia Jambaló con el fin de cumplir una operación militar más ante los combates entre la guerrilla y el Ejército, que azotan la población de Cauca desde el pasado viernes.
 
Aunque hasta la noche de este miércoles son varias las versiones sobre el destino de la aeronave y algunas fuentes militares descartan el derribo del aparato por parte de la guerrilla, la sola desaparición del avión marca un punto de quiebre en el enfrentamiento del Gobierno y las FARC. Mientras la base aérea Mayor General Alberto Pauwels Rodríguez, con sede en Barranquilla, desde donde partió el avión, analiza qué tipo de armamento puede tumbar este tipo de naves, otras voces extraoficiales abren la posibilidad de que las FARC hayan encontrado el armamento efectivo para atacar el súper tucano, el llamado misil tierra aire. (Lea la nota sobre la búsqueda intensa del avión súper tucano en el Cauca).

Cauca, un departamento deprimido, con una geografía y un clima que se prestan para la guerra de guerrillas, es una zona que le ha costado mucho trabajo a los organismos del Estado. En ese mismo lugar se confirmó este miércoles que un helicóptero fue incendiado por desconocidos en el municipio El Plateado. Algunas versiones preliminares señalan a la guerrilla, la cual se llevó a los dos tripulantes, quienes cumplirán en unas horas dos días de secuestro. (Lea la nota Continúan desaparecidos los dos tripulantes del helicóptero siniestrado en Argelia, Cauca). El mismo día en que la nave aterrizó de emergencia, las FARC atacaron a esa población, mataron a un niño y dejaron otros cinco heridos.

En ese mismo departamento y tras varios días de hostigamientos, como el gesto esperado de la política, el presidente Juan Manuel Santos presidió este miércoles un consejo de ministros en Toribío para analizar la situación. Los indígenas nasa, que son mayoría en la región, recibieron con abucheos a Santos y le pidieron retirar a la fuerza pública de sus territorios. Sin embargo, el mandatario respondió que no desmilitarizará ninguna zona de Cauca ni del país y, al contrario, aumentará el número de militares en el departamento.
 
En un documento de 13 páginas quedaron condensados los reclamos y las solicitudes que le hace la comunidad indígena al Gobierno. En el texto está plasmado que los habitantes de Toribío están "cansados de la guerra", que a lo largo de dos décadas le ha costado la vida a 213 personas.

"Nosotros también estamos cansados de la guerra, pero por ningún motivo podemos desmilitarizar un solo centímetro de nuestro territorio", respondió Santos.

A lo largo de este miércoles no pararon los hostigamientos por parte de la guerrilla en Argelia, Toribío, Jambaló y Corinto, enfrentamientos que han encontrado la respuesta de los militares.

Sin duda, los negativos episodios en tan pocos días y en una misma región convierten este miércoles en un día negro para el Estado, el mismo que celebrará los actos conmemorativos del Día de la Independencia Nacional en Popayán. Así las cosas, el próximo 20 de julio, Santos viajará de nuevo a la deprimente zona, donde se llevarán a cabo los eventos del Te Deum, el desfile militar y el concierto nacional.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.