Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2007/06/30 00:00

“Una vez empiece el cese, liberamos a los retenidos”

Pablo Beltrán, vocero del ELN, habló con SEMANA. Puso en blanco y negro los avances y las dificultades del proceso con el gobierno.

“Una vez empiece el cese, liberamos a los retenidos”

El jueves se escuchó, por primera vez en mucho tiempo, una buena noticia para los secuestrados. Pablo Beltrán, miembro del Comando Central del ELN y negociador de ese grupo con el gobierno, dijo desde La Habana, Cuba, que si en julio próximo se da inicio a un cese de hostilidades experimental de seis meses, ese grupo liberaría a todos los secuestrados que están en su poder, y que no realizaría nuevos secuestros. La alegría duró poco. Esa misma madrugada, el mundo conoció la trágica noticia de que 11 diputados del Valle del Cauca habían muerto en poder de las Farc. Y al día siguiente, un vocero del gobierno dijo que con el ELN no existían avances sustanciales en la última ronda y que sus voceros estaban haciendo demandas inadmisibles.

SEMANA habló con Pablo Beltrán, sobre las negociaciones con el gobierno y en qué consiste la tregua experimental.

SEMANA: ¿Habrá un cese de fuego en julio?
PABLO BELTRÁN: Ese es mi deseo. En la mesa con el gobierno coincidimos en la necesidad de un cese de hostilidades. Pero todavía hay diferencias. En sectores del Ejército hay recelo de que los mecanismos de verificación que proponemos vayan a significar una neutralización de sus operaciones militares y una ventaja militar para nosotros.

SEMANA: ¿El gobierno insiste en concentrarlos en zonas de ubicación?
P.B.: Pienso que no va a insistir en la concentración. Está insistiendo en mecanismos de identificación personal que a todas luces son difíciles. Qué tal que yo les pidiera que identifiquen el personal de inteligencia que tiene en las zonas del ELN. Este conflicto no ha parado y hay cosas reservadas todavía.

SEMANA: ¿Son conscientes de la expectativa que se generan y de la gravedad de una desilusión?
P.B.: Nosotros aspiramos a que conciliemos en julio estas diferencias.

SEMANA: ¿Las diferencias con el gobierno en este terreno son insalvables?
P.B.: Si hay voluntad política, podremos concertar mecanismos de verificación que sean satisfactorios para ambas partes y que no representen ventajas militares para nadie.

SEMANA: ¿Cuáles son esas condiciones?
P.B.: Proponemos un mecanismo de monitoreo permanente y que cuando haya dificultades, ya sea de parte del Ejército o del ELN, se reporten a este mecanismo.

SEMANA: ¿Cómo sería ese monitoreo?
P.B.: Se habla de un componente nacional y otro internacional. Estamos pensando en representantes de las organizaciones civiles, en los países amigos, los acompañantes y garantes.

SEMANA: ¿En qué zonas operarían?
P.B.: Tendríamos que delimitar unas zonas básicas en las cuales haya agrupamientos de frentes, compañías y estructuras contiguas del ELN. Se establecería un puesto y las personas de ese puesto estarían relacionadas con un mecanismo verificador único nacional, en el que tendríamos asiento las dos partes.

SEMANA: ¿Cuántas zonas serían?
P.B.: Eso está por discutirse.

SEMANA: ¿Qué frentes van a participar en el cese experimental?
P.B.: Es todo el ELN.

SEMANA: ¿Cuánto duraría ese cese experimental?
P.B.: Unos seis meses.

SEMANA: Si durante el cese el ELN entra en combate con otros grupos como las Farc o los paramilitares ¿el Ejército podría intervenir?
P.B.: Definitivamente no.

SEMANA: Existe temor de que ustedes no tengan unidad de mando para cumplir los acuerdos.
P.B.: Es un temor infundado. Hay muchos temores. Nosotros también tememos que militares comprometidos con los nuevos grupos paramilitares aprovechen la tregua para hacer ataques contra nuestras fuerzas.

SEMANA: ¿Ustedes liberarían los secuestrados inmediatamente empiece el cese?
P.B.: Una vez empiece el cese, se daría un período para que se haga esa liberación.

SEMANA: ¿Cuántos secuestrados tienen?
P.B.: Estamos haciendo el inventario. No es la cantidad enorme que se dice. Es realmente una cantidad muy pequeña.

SEMANA: ¿De qué se financia el ELN?
P.B.: Es que nosotros somos muy ahorrativos. Con ese poquito nos financiamos.

SEMANA: ¿Le contarán al país la verdad sobre los secuestrados que han muerto en cautiverio?
P.B.: Nosotros periódicamente recibimos listados que hace el comité de la Cruz Roja. Nosotros les decimos: vea, tales casos no son de nuestra autoría. En la medida de lo posible, tratamos de que no se nos endilguen cosas que no son nuestras y que las familias no se creen expectativas en ese campo.

SEMANA: ¿Cómo se va a financiar el ELN durante este tiempo?
P.B.: Hay un grupo de países muy importante, garante de este proceso, que ha manifestado que de firmarse un cese, podría financiar el plan político del ELN.

SEMANA: En zonas como Nariño el ELN está metido en el narcotráfico.
P.B.: En Nariño hay una situación muy difícil. El ELN tiene una posición de deslinde con el narcotráfico. Al respecto, en la mesa yo le dije al Comisionado: si usted tiene un caso de algún comandante de frente que viole este mandato, me lo entrega y yo mismo me encargo de tratar eso con el Comando Central. No me ha entregado el primero.

SEMANA: Pero si tienen pocos secuestrados y no están en el narcotráfico, ¿cómo se financian?
P.B.: Lo único que hay autorizado es que haya impuesto a los comerciantes.

SEMANA: ¿Qué se puede esperar durante el cese en materia de desminado?
P.B.: Se tienen previstas acciones en algunas zonas críticas, que tienen que ver con quitar campos minados.

SEMANA: ¿No pondrán más minas?
P.B.: Eso aún no está contemplado.

SEMANA: ¿Qué van a hacer durante este tiempo?
P.B.: Nos dedicaríamos a un plan político, con unas medidas de seguridad y defensa porque el ELN no se va a desarmar.

SEMANA: ¿Cuál es el plan político?
P.B.: Alrededor de unas casas de paz que se establecerían, habría encuentros entre sectores de la sociedad y el ELN como preparativos de la convención nacional.

SEMANA: ¿Partriciparán en las elecciones?
P.B.: Por ahora el plan político es sólo en función de la convención.

SEMANA: ¿La convención es un foro deliberativo o una constituyente?
P.B.: La convención es algo que examina, concluye y recomienda. Pero es en otros escenarios de la vida del país donde eso se tiene que volver acuerdo nacional.

SEMANA: ¿Harán política con las armas?
P.B.: Los compañeros que vayan a las casas de paz no irían ni armados ni uniformados.
 
SEMANA: ¿Por qué es tan importante para ustedes salir de la lista de terroristas de Europa?
P.B.: El Presidente Uribe hizo lobby en la Unión Europea para meternos en esa lista. Que ahora lo haga para sacarnos.

SEMANA: ¿Qué ha dicho el gobierno?
P.B.: Está durito.

SEMANA: Una de las hipótesis que se están contemplando sobre la muerte de los diputados del Valle es que el ELN haya atacado el campamento de las Farc.
P.B.: Me parece muy improbable. Nuestros frentes tienen la orden de mantener una actitud defensiva y no ofensiva. Además, siempre en el terreno se sabe quién está en la zona. Sindicar al ELN de que ha hecho ese ataque no tiene mucha argumentación.

SEMANA: ¿Han hablado con el Comisionado sobre la verdad, la justicia y la reparación de los crímenes de lesa humanidad que ustedes han cometido?
P.B.: Sí, hemos hablado de eso. Se necesita que haya verdad. Nosotros incluso acuñamos una frase: "Verdad toda, verdad todos".

SEMANA: ¿Están dispuestos a ir a la cárcel?
P.B.: Cuando inauguraron la Corte Penal en Roma, me preguntaron si el ELN estaba en esa disposición. Dije que somos mandos de esta fuerza y que estamos dispuestos a responder por ella. Pero también hay una discusión en la alta oficialidad colombiana sobre cómo tienen que responder ellos en la Corte Penal Internacional.

SEMANA: ¿Se encontrarán con el Presidente?
P.B.: Tal vez en la firma. Quizás en julio.

SEMANA: Escuchándolo, uno queda optimista...
P.B.: Se ha avanzado: ya no nos piden como condición el desarme y nosotros no buscamos la revolución por contrato. Hay mucho más realismo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.