Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2016/01/20 23:28

“EPM no debe vender las acciones que tiene en Isagén”, Aciem Antioquia

La Alcaldía de Medellín y Empresas Públicas todavía no definen qué harán con su participación en Isagén. La polémica está al rojo vivo en la capital antioqueña.

Las acciones de EPM tendrían una transacción con base en el mismo precio con el que se vendió el 57,6% de participación en Isagén. Foto: Archivo SEMANA

La Asociación Colombiana de Ingenieros Eléctricos Mecánicos (Aciem) Capítulo Antioquia, terció en la polémica por la posible venta de la participación accionaria que tiene Empresas Públicas de Medellín (EPM) en Isagén. Después de que el Gobierno vendió sus acciones a la compañía canadiense Brookfield Asset Management, la administración distrital paisa analiza si vende o no su particpación.

El alcalde Federico Gutiérrez expresó en varias entrevistas que su administración hará un diagnóstico, junto con el Concejo de la ciudad, para tomar “la decisión que más los beneficie”. Sin embargo, todo apunta a que venderán el 13,14 % de participación accionaria.

Para el presidente de Aciem Capítulo Antioquia, Hugo Ospina, “la decisión de vender las acciones que posee EPM en la generadora de energía no se debe llevar a cabo, pues es terminar la tarea del Gobierno y entregar un patrimonio de los colombianos a las multinacionales”.

Ospina Cano considera que de realizarse este proceso de enajenación, las acciones de EPM tendrían una transacción con base en el mismo precio con el que se vendió el 57,6 % de participación en Isagén.

La posición de Aciem toca por los lados la disputa política que tuvo lugar en las últimas semanas. “Vender la participación avalaría la venta que hizo el Gobierno de una de las más importantes empresas de Colombia. Esto es cometer un gran error y se perdería un activo tan valioso como en su momento lo hizo la Nación con otras compañías y entidades”, subrayó Ospina.

EPM, en compañía del Alcalde de Medellín y el Concejo Municipal, anunciará su decisión final en una semana, para lo que se aguarda la expectativa que la venta de sus acciones se aplace de momento.

“Esperamos se tome la decisión que más le convenga a la ciudad y que a futuro la privatización completa de la generadora paisa, en caso de darse, no vaya afectar las tarifas en la energía y los recursos hídricos del país, especialmente los de Antioquia”, señaló Ospina.

Actualmente, Empresas Públicas de Medellín (EPM), de propiedad del Municipio de Medellín, es el segundo jugador en el mercado energético del país, con el 20,3 % del mercado. Tendrá mayor peso cuando termine de construir Hidroituango, la central hidroeléctrica más grande de Colombia, con 2.400 megavatios.

Isagén, la tercera generadora, con el 18,3 % de participación, pasó a manos de inversionistas canadienses, que se quedaron con el 57,6 % de las acciones. La compañía tiene siete centrales, entre las que están Hidrosogamoso, Amoyá, Miel I, Termocentro, San Carlos, Calderas y Jaguas.
 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.