Domingo, 11 de diciembre de 2016

| 2009/05/16 00:00

Verdades y mentiras

Las frecuentes contradicciones del director del DAS, lejos de ayudar a apagar el incendio por el escándalo de las ‘chuzadas’, han contribuido a aumentarlo.

Verdades y mentiras

­Desde cuando Felipe Muñoz asumió la dirección del DAS, el pasado 22 de enero, no ha tenido una sola semana de tranquilidad. Durante estos cuatro meses el jefe del organismo de seguridad ha estado en medio del incendio generado a raíz del escándalo por el espionaje efectuado por esa entidad a magistrados, políticos y periodistas. Pero si bien Muñoz no tiene responsabilidad directa en esos hechos de administraciones anteriores, sus declaraciones, lejos de ayudarle al gobierno a apagar el incendio, se han convertido en leña para la hoguera y aumentan las sombras sobre el DAS.

El más reciente desatino de Muñoz ocurrió a comienzos de la semana pasada al salir de una cumbre convocada en el Palacio de Nariño a la cual asistieron el presidente Álvaro Uribe, los presidentes de las Altas Cortes y el fiscal general, Mario Iguarán. Ante decenas de periodistas, Muñoz afirmó que Iguarán había dicho que “no hay ningún indicio de participación directa ni del Presidente ni de ningún miembro de la Casa de Nariño”. Pocas horas después, el propio Iguarán lo desmintió al afirmar que en esa reunión “había guardado silencio”. En la mañana siguiente, cuando La FM reveló algunos audios que demostraban las interceptaciones ilegales por parte del DAS, Muñoz volvió a quedar nuevamente mal parado, ya que en repetidas oportunidades y escenarios había afirmado que no existían grabaciones. No es la primera vez que se equivoca.

Muñoz también ha afirmado en varios medios que fue él quien llamó a la Fiscalía para que hiciera las investigaciones una vez SEMANA reveló el caso, el 21 de febrero. Esto tampoco es del todo cierto. Una vez estalló el escándalo, el CTI por su propia iniciativa llegó a las instalaciones del DAS.  

SEMANA conoció que la Fiscalía está pensando llamar a Muñoz a declarar para que explique por qué no ordenó una investigación interna cuando se enteró de las irregularidades. En una entrevista con Gustavo Gómez, Muñoz dijo que sólo se enteró del tema de las ‘chuzadas’ tres días antes de la publicación de SEMANA.

Sin embargo, la realidad es que el director del DAS sabía del asunto tres semanas antes de la publicación. Fue alertado por un funcionario del DAS, por otro del Ministerio de Defensa e incluso por un alto funcionario de la Casa de Nariño. Tendrá que explicarle a la Fiscalía esa “pequeña omisión”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.