Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×
Semana Imágenes

Filtrar:

| 2017-04-06

Animales, las víctimas invisibles de Mocoa

  • Semana
    Un gatito, rescatado de la zona de tragedia, espera ser reclamado o adoptado. el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / Enviado Especial de SEMANA
  • Semana
    Policías de carabineros y veterinarios, asisten a un perro, el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / Enviado Especial de SEMANA
  • Semana
    Dos gatos reciben ayuda el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / Enviado Especial de SEMANA
  • Semana
    Un miembros de la Asociación por la Defensa de los Animales, Zona Animal Pasto, carga un perro tras rescatarlo el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / SEMANA
  • Semana
    Una mujer organiza la comida para mascotas el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / Enviado Especial de SEMANA
  • Semana
    La capitan de la Policia de Carabineros Catalina Díaz, da calor a un gato, el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / SEMANA
  • Semana
    El sargento José Arroyave, quien rescató a Rex, lo entrega a su dueño, el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / Enviado Especial de SEMANA
  • Semana
    Un gato recibe calor en la bata de un veterinario, el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / Enviado Especial de SEMANA
  • Semana
    Rex, un pastor alemán de 14 años, rescatado de la zona de la tragedia, espera ser reclamado por su dueño quien ya fue informado de su resctate, el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / Enviado Especial de SEMANA
  • Semana
    Mascotas, rescatadas de la zona de tragedia, esperan ser reclamadas o adoptadas. el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / Enviado Especial de SEMANA
  • Semana
    Un policía de carabineros asiste a un gato el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / Enviado Especial de SEMANA
  • Semana
    La capitan de la Policia de Carabineros Catalina Díaz, da calor a un gato, el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / SEMANA
  • Semana
    Policías de Carabineros dan alimento a mascotas rescatadas de la zona de tragedia, el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / SEMANA
  • Semana
    Dos miembros de la Asociación por la Defensa de los Animales, Zona Animal Pasto, se bajan de un carro de la Polcía luego de rescatar a varios perros, el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / SEMANA
  • Semana
    Mascotas, rescatadas de la zona de tragedia, esperan ser reclamadas o adoptadas. el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / Enviado Especial de SEMANA
  • Semana
    Un gatito calma su sed tras ser rescatado de la zona de tragedia, el miércoles 5 de abril de 2017, en un refugio provisional en Mocoa, Putumayo, luego de que una avalancha de lodo y piedra —la noche del 31 de marzo— provocada por el desbordamiento de los ríos Mocoa, Mulato y Sangoyaco, matara a por lo menos 301 personas y dejara un número indeterminado de desaparecidos. Foto: Carlos Julio Martínez / Enviado Especial de SEMANA
Cargando Comentarios...

Ver más imágenes