Semana Imágenes

Filtrar:

| 2016-02-08

“Ya no se puede decir que somos pescadores”

  • Semana
    Pedro Elías Rodríguez, pescador de Honda (Tolima), asegura que lo que atrapa en una mañana completa sólo le alcanza para su alimentación; ya no comercializa. Foto: Guillermo Torres/SEMANA
  • Semana
    Vista del río Magdalena desde el puente que demarca la entrada a Honda (Tolima). Foto: Guillermo Torres/SEMANA
  • Semana
    Además de las condiciones climáticas, ríos como el Purnio se han visto severamente afectados por la extracción de material. Foto: Guillermo Torres/SEMANA
  • Semana
    Sólo unos pocos pescadores arriban en sus canoas a Puerto Salgar a vender lo que atraparon en la noche; la mayoría transporta hoy el pescado en moto. Foto: Guillermo Torres/SEMANA
  • Semana
    Las aves se aglomeran en el puerto de la plaza de mercado de Puerto Salgar, para recoger los restos que dejan los pescadores que llegan en la madrugada. Foto: Guillermo Torres/SEMANA
  • Semana
    Los pescadores de Honda, Tolima, asociados en ASOPEIN (Asociación de Pescadores Independientes) aseguran que desde 2013 no volvió al río Magdalena la subienda, que justo en esta época del año traía gran abundancia de peces que remontaban sus aguas. Foto: Guillermo Torres/SEMANA
  • Semana
    En el río Guarinó, que nace en el municipio de Marulanda (Caldas) y desemboca en el río Magdalena, se han formado playas en las que ahora aflora vegetación. Foto: Guillermo Torres/SEMANA
  • Semana
    La escasez de pescado en el río Magdalena a la altura de Puerto Salgar (Cundinamarca), ha provocado que los precios se disparen y que sea difícil para los pescadores negociar su mercancía. Foto: Guillermo Torres/SEMANA
  • Semana
    Totalmente seco luce un tramo del río Purnio (La Dorada, Caldas), que desemboca en el Magdalena. Foto: Guillermo Torres/SEMANA
Cargando Comentarios...

Ver más imágenes