Domingo, 11 de diciembre de 2016

| 2009/12/04 00:00

Armada colombiana dispuesta a colaborar con justicia

La Corte también ordenó investigar al ex ministro de Defensa Juan Manuel Santos, así como al capitán de navío Luis Jorge Tovar, quien sirvió como testigo en el proceso realizado al retirado contralmirante Gabriel Arango.

Armada colombiana dispuesta a colaborar con justicia

El comandante de la Armada, almirante Guillermo Barrera, declaró el viernes que respeta la decisión de la Corte Suprema de Justicia de ordenar su investigación luego de que absolviera a un oficial retirado por supuesto vínculo con el narcotráfico.

En un comunicado, Barrera expresó su "voluntad indeclinable de colaborar con la justicia".

La Corte también ordenó investigar al ex ministro de Defensa Juan Manuel Santos, así como al capitán de navío Luis Jorge Tovar, quien sirvió como testigo en el proceso realizado al retirado contralmirante Gabriel Arango, quien estuvo preso en una base militar en Bogotá por más de 18 meses mientras se le seguía el juicio.

La Corte absolvió a Arango tras considerar que se cometieron anomalías al no denunciarse oportunamente las sospechas de los presuntos nexos del oficial retirado con traficantes de drogas.

Barrera fue quien informó a los altos mandos del Ministerio de Defensa sobre las supuestas irregularidades de Arango.

La institución "cumplió con la obligación legal y moral de poner en conocimiento de la autoridad competente, una presunta irregularidad cometida por un integrante" de la Armada, aseguró Barrera.

De acuerdo con la denuncia, Arango habría recibido en 2006 al menos 100.000 dólares por la venta de cartas de navegación a narcotraficantes sobre los movimientos de embarcaciones colombianas que combaten el tráfico de drogas. Como una de las pruebas en su contra, las autoridades judiciales habían recibido de la Armada un supuesto recibo de aquel pago y que tenía impreso una huella de Arango.

Los magistrados del caso expresaron dudas respecto a los cargos y las pruebas contra el oficial retirado. La Corte pidió que se investigara a Barrera y a Santos por presunta omisión, sin entrar en detalles.

Arango abandonó el jueves por la noche las instalaciones de la guarnición militar donde estaba detenido, al norte de Bogotá.

Dijo a la prensa que se encontraba tranquilo porque finalmente se había demostrado su inocencia y que solo pedía a la justicia castigar a los responsables del "complot" en su contra.

AP.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.