Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 2009/01/27 00:00

Dos muertos deja bomba en el norte de Bogotá

A las 9:05 de la noche de este martes, una fuerte explosión sacudió la esquina de la calle 81 con carrera 9ª, una zona residencial y comercial del norte de la capital. Pistas apuntan al frente Antonio Nariño de las Farc.

El cuerpo de una de las víctimas mortales yace tendido en el piso, cerca a la sucursal de Blockbuster. (Fotos: Paola Castaño- SEMANA)

Una carga explosiva con cinco kilos de pentonita que fue dejado en el parqueadero de la tienda Blockbuster, a la altura de la calle 81 con carrera novena de Bogotá, dejó dos personas muertas en la noche de este martes, según el reporte oficial de las autoridades.

Aunque en principio se habló de 20 personas heridas, el ministro de Defensa, Juan Manuel Santos aseguró que ninguna persona había resultado lesionada de gravedad, sólo 12 personas con heridas leves.

La explosión se produjo pasadas las nueve de la noche en un lugar donde quedan edificios residenciales, un centro comercial, un colegio y varios locales. Al artefacto fue dejado en el primer piso de la tienda de video y mató a María Margarita Rico, de 25 años de edad y a Carlos Romero, de 27, ambos empleados del local.. 

Al lugar llegó el ministro de Defensa Juan Manuel Santos, quien ofreció cien millones de pesos de recompensa a quien dé información de los autores del atentado. Las autoridades señalan a integrantes del Frente Antonio Nariño de las Farc.

Bogotá ha padecido en el último año unos 15 atentados similares, pero este podría ser uno de los más graves, con el detonante que esta es la tercera vez que atentan contra Blockbuster: primero fue en la calle 62 con carrera séptima, y después en la calle 103 con carrera novena. Al parecer, los propietarios del local se negaron a pagar una extorsión.

Para superar la emergencia llegaron dos máquinas de bomberos para evacuar a los heridos que estaban en el segundo piso del local, mientras autoridades judiciales inspeccionan la zona para encontrar más detalles del atentado.

Las primeras imágenes después del ataque, muestran el local en ruinas, los vidrios de las edificaciones aledañas totalmente destruidos y varios carros averiados.

A su turno, el ministro del Interior Fabio Valencia, quien también se hizo presente en el lugar, pidió tranquilidad a la ciudadanía y dijo que si bien pudo haber sido un grupo guerrillero, no se descartan otras hipótesis. Clara López, la secretaria de Gobierno de Bogotá, por su parte, aseguró que la Alcaldía no tenía información certera sobre la autoría de los hechos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.