Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/1/2009 12:00:00 AM

Ex subdirector del DAS, a indagatoria en caso de Jaime Garzón

José Miguel de Narváez, en prisión por el caso de interceptaciones ilegales desde el DAS, ahora tendrá que declarar por la muerte del humorista, ocurrida hace 10 años.

Un nuevo protagonista en el asesinato del periodista y humorista Jaime Garzón acaba de entrar a la investigación que adelanta la Fiscalía. Se trata del ex subdirector del DAS, José Miguel de Narváez, el polémico funcionario que hoy está en la cárcel involucrado en la investigación por el seguimiento ilegal a políticos y magistrados.

El anuncio lo hizo el fiscal general encargado, Fernando Pareja Reinemer a partir de una versión que entregó el jefe paramilitar Jorge Iván Laverde, alias ‘El Iguano’, quien aseguró que Narvaéz había influido a ‘Carlos Castaño’ para que acabara con la vida de Garzón, el 13 de agosto de 1999.

En una entrevista publicada por El Espectador hace un mes, ‘El Iguano’ habla sobre la responsabilidad de Narváez en el homicidio de Garzón: “No puedo afirmarlo. Se lo escuché a Cero Cuatro, un comandante muy cercano a los Castaño que se desmovilizó, me dijo que Narváez era de los que más había ‘pedaleado’ la muerte de ese señor”.

Esta no es la primera vez que ex paramilitares mencionan el nombre de José Miguel de Narváez en sus testimonios. En junio de 2008, ‘El Iguano’ también había hecho referencia a las clases que impartió De Narváez a las autodefensas en campamentos del Sur de Bolívar y Córdoba.

El propio Salvatore Mancuso dijo que entre 1998 y 2002, De Narváez, que para ese entonces se desempeñaba como profesor de la Escuela Superior de Guerra, dictó una cátedra llamada “¿Por qué es lícito matar comunistas en Colombia?” a un grupo de paramilitares entre los que se encontraban él y Carlos Castaño.

Sin embargo, según Mancuso, de Narváez tenía influencia sobre Carlos Castaño, aunque el jefe paramilitar tenía reservas sobre el ex subdirector del DAS y sus conceptos porque le parecían demasiado radicales: “Cree que todos son guerrilleros”, le dijo.

Mancuso también había dicho al despacho octavo de la Unidad de Justicia y Paz que se reunió en más de cinco ocasiones con Narváez en las fincas “Veintiuno” y “Quince” de las autodefensas en Urabá, entre los años 1998 y 2002. “El hombre encargado de difundir los ideales de la democracia y la paz a los mayores de Colombia, se reunió en varias ocasiones con Carlos Castaño y conmigo para enseñarnos a combatir a los comunistas”, aseguró.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.