Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 2010/03/19 00:00

Liberan a 16 militares por casos de ejecuciones extrajudiciales

Un juzgado penal dejó libre a los uniformados alegando "vencimiento de términos".

Liberan a 16 militares por casos de ejecuciones extrajudiciales

Un juzgado dejó en libertad el viernes a 16 militares vinculados al caso de la ejecución extrajudicial de un hombre, a quien reportaron falsamente como un criminal abatido en combate, en uno de los episodios del mayor escándalo reciente en las filas castrenses.

El juzgado penal dejó libre a los militares alegando "vencimiento de términos" o los lapsos que contempla la ley aquí para iniciar el juicio contra los uniformados, según anunció el tribunal al final de su audiencia pública.

Los 16 miembros del ejército están vinculados a la ejecución extrajudicial de Julián Oviedo, quien desapareció en marzo de 2008 de la barriada de Soacha, al sur de Bogotá y cuyo cadáver fue hallado después en el municipio de Ocaña, departamento de Norte de Santander y a 400 kilómetros al noreste de Bogotá.

Los procesos judiciales al teniente, un sargento, dos cabos y los 12 soldados vinculados al proceso de Oviedo, sin embargo, no fueron anulados y podrían volver a ser detenidos, según han explicado las autoridades.

No fue la primera vez que la justicia civil dejó libres a militares involucrados en casos de ejecuciones.

Hace dos meses fueron puestos en libertad 29 militares por parte de jueces que también declararon vencidos los plazos para que la Fiscalía iniciara una acción judicial.

Ante las liberaciones, el Ministerio de Defensa dispuso en enero que todos los militares que recuperaran su libertad por tecnicismos, pero que siguieran con procesos abiertos, fueran "restringidos" en una unidad militar en Bogotá.

En enero, el jefe de la Unidad Nacional de Derechos Humanos de la Fiscalía, a cargo de las investigaciones, Hernando Castañeda, arguyó que con el sistema penal vigente desde el 2005, "para los fiscales es casi imposible impulsar en tan poco tiempo investigaciones tan complejas como las relacionadas con masacres o con ejecuciones judiciales". La ley les da 30 días para presentar una acusación contra los sospechosos detenidos, cuando en el sistema que regía anteriormente disponían de hasta 240 días.

De acuerdo con la Fiscalía, hasta ahora han sido condenados por casos de ejecuciones 218 uniformados, entre ellos cinco con el grado de teniente coronel, seis mayores, nueve capitanes y 14 tenientes.

Y hasta el 15 de febrero último, la Fiscalía tenía 1.244 procesos abiertos por ejecuciones, o los llamados aquí "falsos positivos", con al menos 2.318 eventuales víctimas.

Los procesos comenzaron tras estallar, a mediados del 2008, un escándalo por la desaparición ese año de al menos 11 hombres de la barriada de Soacha y quienes aparecieron más tarde presentados por los uniformados como guerrilleros y criminales muertos en combates en una lejana localidad del noreste del país. Ese escándalo, que estremeció a las fuerzas militares, desembocó en octubre del 2008 en la destitución de una veintena de militares, entre ellos tres generales del ejército.
 
AP.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.