Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/29/2010 12:00:00 AM

Luis Carlos Restrepo Orozco y su carrera por el Norte del Valle

El representante a la Cámara fue capturado en Bogotá por el CTI de la Fiscalía. Esto es lo que lo tiene en líos con la Corte Suprema de Justicia.

El CTI de la Fiscalía capturó este jueves en Bogotá al representante a la Cámara, Luis Carlos Restrepo Orozco, por orden de la Corte Suprema de Justicia, que lo investiga por presuntos nexos con miembros del cartel del Norte del Valle.

De acuerdo a la investigación que le adelanta la Corte Suprema de Justicia (CSJ), a la cual tuvo acceso SEMANA, estos supuestos lazos al parecer influyeron en los triunfos electorales que Restrepo Orozco amasó en el Valle del Cauca.

Los indicios en tal sentido llegaron a su pico más alto cuando Hernando Gómez Bustamante, alias ‘Rasguño’, declaró el pasado 25 de febrero ante investigadores de la Corte y confirmó las presuntas relaciones del político con su organización mafiosa. “Lo que habían cuadrado era que ‘El Mudo´ era alcalde y luego él apoyaría a Nancy Montoya a la Cámara y después de que ‘El Mudo’ saliera de la Alcaldía de Cartago se apoyaría para que se metiera al congreso”, confesó el capo.

A propósito de esa declaración, SEMANA obtuvo en exclusiva el testimonio completo que ‘Rasguño’ rindió ante investigadores de la CSJ y donde mencionó con nombres propios a varios políticos locales y regionales del Valle del Cauca (escuchar audio 1 y audio 2).

Su propio candidato a la Alcaldía de Cartago, durante una entrevista en una emisora local, ad portas de la campaña electoral de 2007, lo describió de la siguiente manera: “Luis Carlos Restrepo Orozco es el último gamonal de la región”.

La descripción, que sonrojaría a cualquier parroquiano, fue recibida como una realidad inmutable no sólo en Cartago sino en el norte del Valle, sencillamente porque para los pobladores ‘El Mudo’, como conocen al congresista, es un fenómeno electoral con olfato para consolidar alianzas políticas.

Restrepo Orozco nació en Cartago en 1952; viene de una familia humilde y tiene cuatro hermanos. Desde muy joven militó en el partido Liberal, luego en el Movimiento Popular Unido, MPU (del ex senador Juan Carlos Martínez Sinisterra), y ahora hace parte de La U. Se hizo políticamente hablando al lado de otro polémico personaje de la región: Ignacio Londoño Uribe, conocido como ‘El Tigre’, y padre del abogado Nacho Londoño.
 
Fue concejal de Cartago durante cinco periodos y diputado a la Asamblea del Valle por diez años consecutivos. En 2001 se hizo alcalde de su ciudad mediante alianzas. Las mismas que hoy lo tienen en la mira de la CSJ y con un manto de duda sobre su meteórica carrera. Pero, ¿Qué halló la Corte durante la investigación?

La carrera política de Restrepo Orozco en la región coincidió con la bonanza y poder del cartel del Norte del Valle, al mando de ‘Rasguño’, hoy preso en Estados Unidos. Pero esa simple coincidencia no es razón suficiente para endilgarle relaciones ilegales al curtido político. Sin embargo, la CSJ tiene serios indicios que permitirían establecer que entre Restrepo Orozco y la organización mafiosa de ‘Rasguño’ hubo mucho más que paralelos cronológicos.

‘El diablo’ de la política

El eslabón de esa tesis parte de un temido personaje que llenó de sangre y terror a Cartago y el norte del Valle: Ariel Rodríguez González, alias ‘El Diablo’ o ‘El Flaco’.

El problema con este eslabón se debía a que “sólo hasta hace poco se pudo establecer con certeza el papel criminal y la importancia jerárquica que tenía Ariel dentro del cartel, algo que se había hecho difícil de probar debido a que el narco se encargó de borrar su pasado criminal”, explicó a esta revista uno de los investigadores, quien pidió omitir su nombre.

De ‘El Diablo’, la Corte tiene claro que se trataba de un oscuro lugarteniente que escaló dentro de la organización criminal bajo el amparo y la subordinación de ‘Rasguño’. Incluso, se cree que el propio ‘Rasguño’ ordenó su muerte porque éste intentó apoderarse de su imperio aprovechando que se encontraba preso en Cuba.

‘El Diablo’ fue asesinado en agosto de 2004 en una finca de Bello, Antioquia, donde fue desmembrado e introducido en un caneca con cemento y luego arrojado al río Cauca. La finca era de Jhon Edilber Cano, otro lugarteniente de ‘Rasguño’ que también extraditado y que ya declaró ante la CSJ.

Después de muerto, el nombre de Ariel apareció en varias investigaciones por asesinatos cometidos en Cartago; el más publicitado fue el de la sindicalista de Anthoc, Carmen Emilia Rivas, acribillada en mayo de 2000; por ese crimen hace dos años la Fiscalía acusó a ‘El Diablo’ por el delito de homicidio agravado.

Ariel Rodríguez hizo su propia carrera como amo y señor de Cartago y el norte del Valle. Por ejemplo, los investigadores de la Corte lograron establecer la maraña de propiedades y testaferros, “era el que manejaba la parte política de la organización”, dijo Rasguño en su declaración.

Se demostró que desde la década de los 90 ya era conocido en la zona como narcotraficante. Así, se supo que este personaje fue capturado por el Ejército en 1991, bajo el cargo de posesión de químicos para el procesamiento de coca. Estuvo detenido quince días y quedó libre gracias a la defensa del penalista, asesinado, Pedro Arboleda Gómez, el mismo abogado de Víctor Patiño Fómeque.

Esos detalles son clave porque le quitan peso a las explicaciones que Restrepo Orozco ha dado ante los medios cuando le preguntan por Ariel Rodríguez. Esa supuesta relación se hizo pública en 2006 tras la denuncia del senador Luis Élmer Arenas, también de La U, cuando afirmó: “...el Mudo se valía del poder sicarial de ‘El Diablo’ para intimidar a sus opositores y mantener intacto el capital político no sólo en Cartago sino en algunos municipios del norte del Valle...”, dice la denuncia radicada en el Congreso. Esa denuncia la confirmó Rasguño en su declaración ante la CSJ.

Y es que Ariel Rodríguez fue fórmula de Restrepo Orozco durante su candidatura a la alcaldía de Cartago, en 2001. Además de testimonios, el tema está documentado con pruebas fotográficas y audios. Para esa fecha ‘El Diablo’ aspiraba por segunda ocasión al concejo y ganó, pero renunció a su curul a los pocos días, tras los rumores sobre sus actividades ilícitas.

Luego, ‘El Diablo’ enfiló baterías para llevar a la Cámara de Representantes a su esposa María Nancy Montoya Quintero, quien obtuvo la curul con 37.256 votos, avalada por el movimiento Vamos Colombia. La congresista renunció antes de cumplir el año porque ‘Rasguño’ así lo ordenó, debido a que su elección puso al cartel en la mira de los congresistas y autoridades. Esa misma curul la conserva el representante Carlos Arturo Quintero Marín, hoy senador electo por PIN y considerado una de las fichas del ex senador Juan Carlos Martínez Sinisterra, preso por Parapolítica.

A Luis Carlos Restrepo Orozco la CSJ le abrió investigación preliminar desde finales de 2007, a raíz de denuncias en torno a supuestas relaciones con capos de la mafia. Entre esas denuncias figuran la de Rubén Darío Llano, jefe de ejecuciones fiscales de la alcaldía de Cartago en 2001, durante el gobierno de Restrepo Orozco.

Según Llano, el Alcalde lo despidió luego de que iniciara cobros coactivos contra dos propiedades que estaban a nombre de un hermano de ‘Rasguño’, “Me llamó y me dijo que nos les cobrara más esa deuda y que les pidiera perdón. Como no lo hice, me echó”, dijo a SEMANA (ver documento predios en mora).

Su hermano, el líder cívico Andrés Felipe Llanos, fue asesinado en Cartago en 2008. Su muerte causó revuelo en la región porque ocurrió una semana después de haber denunciado en una emisora no sólo al congresista Restrepo Orozco, sino a otros dirigentes locales de tener nexos con capos de la mafia.

Los investigadores lograron establecer además que al parecer el parlamentario usó un pasado judicial falso para posesionarse como congresista en 2006. Mediante oficio 737197 el DAS le informó a la CSJ que “el certificado judicial número 14362815 (que presentó Restrepo Orozco - ver foto) fue insertado ficticiamente a nombre de González Díaz Carmenza con cédula 41.250.448”. Como si fuera poco, ese nombre no corresponde a la cédula.

Restrepo Orozco no es cualquier legislador. Prueba de ello es que fue elegido en el partido de la U en la Dirección Nacional Alterna para que repartiera avales de la colectividad en el Valle del Cauca para las pasadas elecciones al congreso.

Sin embargo, todo parece indicar que su poder va en decadencia. Prueba de ello es que, por ahora y mientras termina el recuento de votos, aparece como uno de los candidatos quemados a la cámara por ese departamento. Aunque ahora ese parece un problema menor, frente al reto de responder a todos los interrogantes que le tiene la Corte Suprema de Justicia.

De todas maneras, Restrepo Orozco se muestra seguro de que saldrá adelante. “Estoy tranquilo. Tengo las pruebas y la justicia se encargará de dar la última palabra. No es que yo me declare inocente. La justicia me declarará inocente”, dijo al llegar al búnker de la Fiscalía General de la Nación, donde fue reseñado por las autoridades.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1851

PORTADA

El doloroso asesinato de 81 líderes (este año)

José Jair Cortés es el más reciente de casi un centenar de líderes asesinados este año sin que el Estado pudiera evitarlo.¿Cómo parar este desangre?