Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/8/2009 12:00:00 AM

Razones por las cuales diez abogados pidieron demandar a Correa ante la CPI

Sin mayor explicación, una decena de juristas encabezada por el polémico Abelardo de la Espriella, demandaron tardíamente al ex ministro Gustavo Larrea y a su ex viceministro Rafael Chauvín, ante el fiscal Mario Iguarán.

Después de la tormenta que causó la orden de captura que un juez de Sucumbíos emitió contra el ex ministro de Defensa, Juan Manuel Santos, por la muerte de un ecuatoriano durante la operación que dio muerte al líder de las Farc ‘Raúl Reyes’ en territorio ecuatoriano, un grupo de abogados colombianos le pidió a la Fiscalía denunciar ante la Corte Penal Internacional al presidente de ese país Rafael Correa, al tiempo que denunció penalmente en Colombia al ex ministro de Seguridad Gustavo Larrea y su vice, José Ignacio Chauvín, por sus presuntos nexos con las Farc.

Interpol terminó rechazando el pasado sábado la solicitud de Notificación Azul en contra de Santos (pedida por Ecuador) porque “es principalmente de carácter político y militar”. Ahora los juristas, encabezados por Abelardo de la Espriella, decidieron interponer la demanda e insistir para que el gobierno colombiano exponga el caso de Correa ante la CPI.

En primer lugar según Germán Olave, integrante del equipo de De la Espriella, hay muchas pruebas que señalan a Larrea y a Chauvín de tener nexos con las Farc.

“Resulta urgente una explicación clara del papel que jugaba Gustavo Larrea y José Ignacio Chauvín, que han sido señalados como posibles miembros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), dentro de la campaña de Alianza País y en el mismo Gobierno, sobre todo en su relación con el ministro Larrea, del cual fue su subsecretario”, señala uno de los argumentos de la denuncia tardía, puesto que el escándalo de estos personajes estalló a finales del año pasado.

Es extraño que por iniciativa propia los penalistas hayan decidido demandar a los ecuatorianos. Se ha dicho que es una jugada del gobierno como reacción a la decisión del juez de pedir la captura de Santos.

Sin embargo, esto lo niega Abelardo de la Espriella. “Esta denuncia la hacemos ‘motu propio’. No tiene nada que ver con política, es de orden personal y es independiente de lo que el presidente (Álvaro) Uribe está haciendo para defender lo que hizo con la operación Fénix (...) no podemos salir a deberle a otros por combatir el terrorismo”, aseguró a Semana.com el abogado, quien asegura que, hace un año, le hizo una petición al fiscal general Mario Iguarán para que el estado colombiano demandara a Correa ante la Corte Penal Internacional, por la información que también lo relaciona con las Farc.

Los argumentos de esa petición también están consignados en un documento que hoy están en poder del fiscal general. Como cualquier persona no puede demandar a Correa ya que éste tiene fuero especial, “es necesario que Usted, como Fiscal General de la Nación, al ser parte del Estado colombiano (el cual es, a su vez, parte en el Estatuto), presente la respectiva denuncia ante la Corte Penal Internacional, en caso de considerarlo jurídica y políticamente viable”, dice un aparte de la petición.

Falta ver qué hará la Fiscalía General y si el Estado colombiano en lugar de estar enredándose en una pelea legal, organiza una buena estrategia para mejorar las relaciones con Ecuador, que es lo que ha debido hacer desde el 1 de marzo cuando uniformados colombianos atacaron a un campamento de las Farc en territorio ecuatoriano sin autorización del gobierno del vecino país.
 
 
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.