Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×
Semana Videos

Filtrar:

VIDEO

Desastre ambiental: río se tiñe de negro por ataque del ELN

EN VIDEO: Un grave atentado al oleoducto Caño Limón Coveñas tiene a  más de 3.500 pobladores en Norte de Santander sin agua y ocasionó una grave emergencia ambiental.

Compartido 0 Veces

El atentado se registró el jueves en la madrugada contra un tramo del oleoducto Caño Limón Coveñas, en el corregimiento de Guamalito, municipio de El Carmen, en Norte de Santander. Las autoridades atribuyeron a este grupo insurgente la voladura de un tramo del oleoducto que provocó la contaminación de una quebrada, afectando a más de 3.500 personas que hoy no tienen servicio de agua potable.

Las fotografías son dramáticas y demuestran la grave afectación ya que con la explosión y el derrame de petróleo, el agua se tiñó de negro causando graves perjuicios no solo para la población sino para el medio ambiente. La mancha se extiende hacia el caño Cacesín, las quebradas Cimitarra y El Carmen.

Puede leer: 
ELN confirma que el secuestrado ruso se escapó herido

Como parte de la atención de la emergencia, Ecopetrol suspendió el bombeo del tubo y cerró la bocatoma del acueducto. Además, desplazó personal especializado para atender la emergencia y recolectar el crudo derramado -ya se han recogido 4.000 galones.

Las imágenes revelan cómo el acueducto se terminó afectado por el ataque, por lo que la compañía suministra agua a la población a través de carrotanque. Ecopetrol le solicitó a las comunidades evitar acercarse al sitio del evento por los riesgos que tiene la inhalación de gases.

Este atentado se suma a los otros 31 ataques de que ha sido objeto el oleoducto Caño Limón en lo que va corrido del año. El hecho podría haber sido más catastrófico si se tiene en cuenta que habría un gran riesgo de que se produjera una explosión como la que ocurrió en Machuca en 1998, cuando murieron 80 personas.

Le recomendamos: 
La banda caleña que negociaba armas con el Eln y el Clan del Golfo

Cabe recordar que en febrero pasado se paralizaron las operaciones  durante 49 días, hecho que volvió a repetirse en en marzo y abril cuando las labores de bombeo se suspendieron 34 días. Por los ataques, el país ha dejado de producir este año más de 1,3 millones de barriles. En las últimas tres décadas, el oleoducto ha sufrido cerca de 1.500 atentados y ha estado fuera de servicio el periodo equivalente a 10 años.

El ataque del jueves a la madrugada causó repudio nacional, más si se tiene en cuenta que el gobierno ha demostrado su buena voluntad de llegar a un acuerdo con este grupo guerrillero en una mesa de negociación.

 


Juan Camilo Restrepo, el jefe negociador con el ELN, dijo a través de un trino que las fuentes de agua y los acueductos son bienes protegidos por el Derecho Internacional Humanitario, y enfatizó que con esta clase de atentados terroristas se dificultan las negociaciones que se adelantan en Quito (Ecuador). 

Eduardo Uribe, vicepresidente de Sostenibilidad de Ecopetrol, aseguró que la empresa respeta y atiende las opiniones sanas y legítimas de ciudadanos preocupados por el desempeño ambiental de la actividad petrolera. Sin embargo -dice- "en esta ocasión, como en anteriores, no se hicieron escuchar las voces de algunos que falsamente aducen ser defensores del medio ambiente y no dudan en condenar las actividades petroleras lícitas".

Puede leer: Otra infracción al DIH

Puede leer: Chocó, el nuevo botín de grupos criminales

Cargando Comentarios...