Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×
Semana Videos

Filtrar:

VIDEO

“Mi papá tenía alma guerrillera y cuerpo de paramilitar”

En entrevista para Semana en Vivo, Juan Pablo Escobar habló sobre los controversiales hechos descritos en su libro: ‘Pablo Escobar mi padre’.

Compartido 0 Veces

“Cuando mi papá necesitaba cometer un magnicidio, no recurría a Fidel Castaño, sino a su hermano, a ‘Carlitos’”, aseguró Juan Pablo Escobar, hijo de Pablo Escobar, quien expuso su visión de los episodios más trágicos de la guerra del jefe del cartel de Medellín contra el Estado, a propósito del lanzamiento de su libro ‘Pablo Escobar mi padre’.

En el texto, Escobar aseguró que Carlos Castaño mandó a matar a su papá y que también fue el encargado de fundar, por la vía de la fuerza, el clan de los ‘Pepes’. “El propio Carlos Castaño es el que decide el nombre de esa organización”. Además relató que Escobar Gaviria puso un precio de 500 millones de pesos por la cabeza de Álvaro Uribe Vélez, cifra que superaría incluso a la que se habría pagado por el atentado fallido en contra de Luis Carlos Galán en Medellín.

“Los 250 millones (para matar a Galán) eran poco dinero para semejante crimen”, indicó. Pero aclaró que la plata para el cartel de Medellín nunca fue un problema. “No tengo dudas que si hubieran tenido que poner 5 mil millones para el asesinato de Galán, lo recogían entre amigos”.



A lo largo de ‘Pablo Escobar mi padre’, también se revelan hechos inéditos de los inicios del capo de la mafia y de su faceta familiar.

Por ejemplo, Escobar hijo, dijo en Semana en Vivo que no pudo abrir las cartas que su padre le escribió, pues aún sentía mucho dolor por su muerte. “Lo extrañaba, siempre obtuve mucho afecto de él. Seré de los pocos colombianos que pueden decir que no recibí violencia por parte de Pablo Escobar”.
Juan Pablo aseguró que él fue el “talón de Aquiles” de su papá y que estuvo constantemente en la mira. “Al que siempre querían buscar y atacar era a mi persona. No porque yo fuera peligroso, sino porque era lo único que le dolía a mi padre”.



Respecto a las polémicas declaraciones que hizo tras el fallecimiento de Pablo Escobar, en las que reclamaba retaliaciones, recordó que en su documental, “Los pecados de mi padre”, se hicieron públicas las grabaciones en las que quedó expuesto que él amenazó al país y que hubo un “deseo genuino de venganza”, pero que 10 minutos después le pidió el favor a Yamid Amat de un espacio para retractarse.

Otra de las grandes controversias a las que hizo referencia tiene que ver con el parentesco del hoy senador del Centro Democrático, José Obdulio Gaviria, con su familia. En el texto, Escobar habla de él. Sin embargo, en Semana en Vivo, explicó que el párrafo alusivo al parlamentario lo redactó con base a referencias de su padre, pero que nunca lo conoció.

“En el único párrafo donde hago referencia de José Obdulio, en ningún lado dice que yo lo conozco. Ahí se habla de las referencias que mi padre hacía sobre él. Además en el archivo familiar que encontramos, que realmente no sabía que existía, hay fotografías de los años 70 de todos los eventos familiares y no aparece Obdulio en absoluto”.

Frente a las acusaciones hechas por Jhon Jairo Velásquez, alias ‘Popeye’, en las que se señala a Juan Pablo de “bandido” por supuestamente haber hecho parte del asesinato del capitán Posada en noviembre de 1992, respondió que el sicario del cartel de Medellín estaba detenido en la cárcel de Itagüí cuando ocurrieron los hechos y por tanto “él está hablando de algo en lo que no tuvo participación”.



“Mi papá no era un hombre que le informaba a toda su gente sobre lo que hacía ni cuáles eran sus ideas, tampoco lo hacía con su hijo ni sus amigos. Qué lo iba a informar a una persona (Popeye) que no tenía importancia dentro de la organización”.

Añadió que para ese entonces ‘Popeye’ era considerado enemigo de su padre y que fue presionado y “torturado” para declarar en su contra.

 “Los que declararon contra mí, fueron los mismos que torturaron y amenazaron de muerte. Qué más le queda a un bandido que lo agarran por la calle, que lo torturan y le dicen que le van a matar a su familia, que tiene que decir tal cosa”, anotó.

Uno de los dilemas que Juan Pablo siempre vio en su padre fue cómo mientras “traficaba drogas, hacía canchas para que los niños no las consumieran”. Ese “raye”, como lo describe, se debe a una frase lapidaria que utilizó para describirlo: “Mi papa tenía alma guerrillera y cuerpo de paramilitar”.

Al término de la entrevista, Juan Pablo Escobar explicó que en su libro dejó un agradecimiento especial a su padre. “Yo a mi papá le agradezco que nos haya mostrado el camino que no debemos de recorrer, no solamente yo como su hijo, sino a todos los colombianos”.

Cargando Comentarios...