Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×
Semana Videos

Filtrar:

VIDEO

“Hemos avanzado, pero hace falta aclarar temas”

Francisco Gutiérrez, Álvaro Leyva, Marta Lucía Ramírez, Álvaro Sierra y Carlos Holmes Trujillo analizaron en Semana en Vivo los dos primeros años del proceso de paz.

Compartido 0 Veces

El 26 de agosto de 2012, Juan Manuel Santos hizo un anuncio histórico. Ese día el presidente le contó al país que iniciaría un proceso de paz con las FARC.

Después de dos años el balance es que varios aspectos esenciales de los tres primeros puntos de la agenda -agro, participación política y drogas ilícitas- han sido acordados, por lo que la firma del proceso de paz pareciera estar cada vez más cerca. Sin embargo, aún faltan dos puntos muy difíciles: víctimas y fin del conflicto. Además que han quedado varias salvedades en el camino.

¿Cuál es el balance del proceso de paz? ¿Cuánto tiempo más tardará en llegar la firma? fueron algunos de los puntos abordados en la edición de este lunes de Semana en Vivo con María Jimena Duzán.

Desde que se firmó el acuerdo general de las conversaciones en La Habana, se han acordado ya varios puntos. Sin embargo, el proceso transita por uno de los periodos más álgidos, inquietantes y difíciles de la negociación como lo es el tema de las víctimas. A ello se le suma el terreno que intenta abonar el gobierno enviando militares activos que empiezan a trabajar temas de desmovilización y la dejación de armas.

Ante este panorama, las opiniones continúan divididas. Para muchos el avance es casi histórico, mientras que para otros no lo es.  Carlos Holmes, excandidato a la vicepresidencia de Óscar Iván Zuluaga y exalto consejero de Paz de Ernesto Samper, criticó durante su intervención las condiciones bajo las cuales se realiza la negociación. Por lo que defendió las fuertes críticas que le han caído a su partido como uno de los principales opositores frente a lo que se viene adelantando en La Habana.

"Cualquier cosa que se acuerde que tenga que ver con elementos de justicia, debe hacerse dentro del marco de obligaciones internacionales adquiridas por el estado colombiano. El Centro Democrático ha dicho que no está de acuerdo con la participación en política de los culpables de los más graves crímenes. Porque existe la obligación del poder judicial de investigar y juzgar a los autores de estos crímenes", resaltó, luego de manifestar que no se han mostrado reacios a que se adelanten los diálogos sino que les preocupa lo que allí se pactará.

Así pues, Holmes señaló que los diálogos se encuentran en un momento en el que es fundamental que el país conozca que es - según su perspectiva- lo que  "realmente está sucediendo en La Habana". "Veo con preocupación la marcada diferencia entre los objetivos que plantean las FARC y los que plantea el gobierno. Este último dice que hay que ponerle fin al conflicto y las FARC que hay cambiar el sistema económico social y político".

Frente a ello, Francisco Gutiérrez Sanín, aunque resaltó el avance de estas conversaciones puso sobre la mesa ciertas incongruencias entre lo que sucede en La Habana y lo que se vive en el país.
"Lo que veo es que si hay una diferencia grande entre ese lenguaje común que han construido en la mesa y lo que está ocurriendo en Colombia. Estoy seguro de que no solo las dos partes sino el conjunto de la población tienen un lenguaje diferente", por lo que advirtió que es momento de empezar a alinear el discurso y los intereses".

Y es que a lo largo de estos dos años, ciertos puntos del proceso han despertado malestar entre diversos sectores de la sociedad. Por un lado el ritmo al que avanzan los diálogos y lo que se ha divulgado de los puntos pactados. Por el otro, las fuertes críticas frente al creciente número de acciones que han puesto en jaque a la población civil.

Para Álvaro Sierra, editor jefe de la revista SEMANA y experto en temas de paz, se han formado diversas narrativas frente a la negociación, quizás fundamentadas en hechos que no son cierto.  Por su parte puso en evidencia los antecedentes históricos no solo de los procesos que ya se han adelantado en el país con esa guerrilla, sino que también comparó el acontecimiento con otras negociaciones en el mundo que han culminado con éxito como el caso de Nepal y Ache en Indonecia. Todo ello, para salirle al paso a las fuertes críticas que se le ha hecho al tiempo y los 'resultados' que hasta ahora arrojan las conversaciones con las FARC.

"Van entre 20 o 22 meses de negociaciones abiertas con la guerrilla. En términos de tiempo esto va relativamente bien. Y en términos de acuerdo,  al igual que Carlos Holmes, creo que son acuerdos parciales,  pero,  se habían hecho pactos de ese tipo con las FARC en 32 años, desde que se comenzó a negociar con esta guerrila", resaltó.  

Frente a las recientes declaraciones dadas por el gobierno Santos y la guerrilla de las FARC se refirió el intento de cada uno de los actores por sentar su posición ante la sociedad.

"Cada una de las partes propagandísticamente va a empujar lo que necesita. Y va a decir lo que quiere. Va a sacar comunicados. Va va a decir que el proceso va rápido y las FARC que más despacio, o que no está en la recta final. Eso es parte normal de una negociación entre dos entidades que llevan medio siglo a los tiros", puntualizó.

A pesar de las diferencias las opiniones entre los panelistas parecían converger bajo un mismo punto: la necesidad de aterrizar lo pactado y el poder que los medios de comunicación tienen sobre lo que allí se desarrolla. Pues, aunque se han dado grandes e históricos pasos aún falta mucho camino por recorrer y ni los medios ni los intereses políticos se pueden convertir en instrumentos que inyecten presión al proceso.

Cargando Comentarios...