Semana Videos

Filtrar:

VIDEO

No hay claridad en el mecanismo de justicia transicional por parte del Gobierno

Juan Gabriel Uribe, Manuel José Bonnet, Luis Eduardo Celis y Carlos Holmes Trujillo debatieron con María Jimena Duzán acerca de la forma cómo se ha de aplicar la Justicia Transicional.

Compartido 0 Veces

Entre los puntos que más han generado controversia y polarización en el proceso de paz que se desarrolla en La Habana está el mecanismo de Justicia Transicional. En el caso de que las FARC y el gobierno lleguen a un acuerdo que ponga fin a cerca de 50 años de conflicto armado la forma en que la insurgencia ha de responder a las víctimas de sus actuaciones ilegales y los agentes del Estado que hicieron abuso de su autoridad y cometieron delitos como los llamados ‘falsos positivos’ deben responder ante la justicia, ha suscitado todo tipo de interpretaciones académicas y políticas.

Una de esas interpretaciones fue la expresada por el vicefiscal de la Corte Penal Internacional, James Stewart, quien sostuvo que “cualquier proceso de Justicia Transicional debía respetar y acogerse al Estatuto de Roma, el cual enfatiza la importancia de poner fin a la impunidad de los perpetradores  de los crímenes más graves”.

Para los panelistas de Semana en Vivo, esta afirmación de Stewart queda como un precedente que debe tomarse en cuenta en la mesa de conversaciones de La Habana. Para el exministro y exconsejero de paz, Carlos Holmes Trujillo, el Estado tiene unas obligaciones desde el momento que asumió el Estatuto de Roma y debe cumplirlo.

“Hay que tener en consideración que lo fundamental frente a los responsables del conflicto armado es que haya investigaciones y juicios idóneos para lograr unas sentencias adecuadas. Ante esto, la Corte Penal Internacional ya anunció que va a estar muy atenta si los acuerdos de paz cumplen las obligaciones del país”, sostuvo Holmes Trujillo.

Precisamente, sobre las responsabilidades que deben asumir la guerrilla, así como varios militares y policías, los panelistas discutieron álgidamente. Para el asesor de la Fundación Paz y Reconciliación, Luis Eduardo Celis, la responsabilidad ante el conflicto armado recae en toda la sociedad y ello conlleva a generar una fórmula de verdad, justicia, reparación y no repetición.

“Necesitamos de una comisión de la verdad que le cuente al país no sólo los crímenes de la guerrilla, sino también del Ejército. ¿Cuándo los militares van a pedir perdón? Porque desde la institucionalidad se han cometido barbaries”, afirmó Celis.

En respuesta a Celis, el general (R) Manuel José Bonnet sostuvo que no se puede pensar que hay una política institucional para cometer crímenes o violaciones a los derechos humanos. Para el oficial en retiro, esa generalización de aplicar la Justicia Transicional a los agentes del Estado mide a todos como criminales. “Cuando hemos tenido que pedir excusas lo hemos hecho, pero espero que en cinco años no estén los militares presos y los guerrilleros sean elegidos en cargos públicos. Nosotros somos los únicos a quienes les aplican la justicia por jerarquías”, afirmó Bonnet.

Para el director de El Nuevo Siglo, Juan Gabriel Uribe, las FARC son claras en el sentido de que no van a pagar un solo día de cárcel, ya que eso implica renunciar a las concepciones que han tenido durante 50 años. Por otra parte, frente a la responsabilidad que tienen los agentes de la Fuerza Pública, el gobierno debe resolver interinamente este problema, sin que este sea el punto de quiebre de las conversaciones de paz.

Para finalizar, varios de los ponentes estuvieron de acuerdo en que el hecho de que el gobierno no ha explicado cómo se va a aplicar la justicia en el marco del posconflicto ha generado la desconfianza que hoy tiene la sociedad colombiana frente al futuro de las negociaciones.

“Debemos tener claridad en cuál es el proceso que queremos. Hasta ahora se está creando un concepto de Justicia Transicional con los actores armados que debe tener en cuenta dos elementos fundamentales: la verdad y reparación por parte de las FARC y el reconocimiento del fracaso del Estado como protector de los derechos humanos”, concluyó Uribe.

Cargando Comentarios...