Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/10/2009 12:00:00 AM

Ecuador busca energía en Perú y Colombia

Después de que el presidente Rafael Correa declarara que en su país se vive una crisis energética, el mandatario busca soluciones para parar los cortes de luz.

El gobierno de Rafael Correa intensificó las negociaciones con Perú y Colombia para el suministro de electricidad desde dichos países. Esto, con el objeto de paliar la crisis energética que vive Ecuador y que ha provocado que sus ciudadanos vuelvan a sufrir cortes diarios de luz eléctrica, como había ocurrido por última vez hace 12 años.

Frente al severo estiaje que afecta al país, el presidente Correa declaró el viernes 60 días de estado de emergencia en el sector eléctrico y advirtió que "el problema puede ser muy grave y largo, (de) varios meses".

Un día después, en su cadena sabatina, el mandatario dijo que, con una serie de medidas que adoptará el gobierno, la crisis estará "grandemente controlada" en los próximos 10 días.

Ofrecimiento y negociaciones
El subsecretario de Electricidad, Pablo Cisneros, dijo este lunes que los racionamientos podrían concluir, con mejoras en el sector eléctrico y "esperando que se den las lluvias", "en un mes o mes y medio".

Sin embargo, el gobierno aceleró su trabajo con miras a realizar la oferta del mandatario.

Delegaciones de funcionarios se trasladaron a Perú y a Colombia para lograr acuerdos de inmediata aplicación. La noche del lunes, el canciller Fander Falconí y los ministros del área energética llegaron desde Lima con la noticia de que Perú suministrará unos 1.200 megavatios/hora diarios de electricidad a Ecuador.

El acuerdo, que deberá ser ratificado este miércoles por el Consejo de Ministros peruano, establece que el suministro de energía se efectuará a través de la interconexión que existe entre los dos países.

El ministro de Energía, Esteban Albornoz, señaló que la energía importada desde Perú servirá especialmente para abastecer a la provincia de El Oro, en el sur ecuatoriano.

Entre tanto, Ecuador también negoció el incremento de la entrega de electricidad desde Colombia de 1.200 a 3.000 megavatios/hora.

El suministro de energía eléctrica desde Colombia no es nuevo y se ha mantenido incluso durante los conflictos diplomáticos entre los dos países iniciados hace año y medio.

No obstante, la sequía, que también ha afectado al territorio colombiano, ha hecho que la venta de electricidad por parte de Bogotá baje del 10% a un 4% de la demanda total ecuatoriana. Pese a ello, el gobierno ecuatoriano espera incrementar la compra de energía a Colombia más allá de los 3.000 megavatios/hora.

El experto en temas eléctricos, José Pileggi, dijo a BBC Mundo que en la situación actual, "cualquier energía que pueda ingresar al sistema eléctrico nacional es bienvenida".

No obstante, señaló, es importante que las autoridades digan al país los montos de las negociaciones, "para saber cuánto nos cuesta esta crisis a los ecuatorianos".

Pileggi dijo que con las compras de energía a Perú y a Colombia se dispondrá de un 30% de lo que requiere el país, pero serán necesarias más medidas para satisfacer la demanda.
 
De momento, el gobierno ecuatoriano confirmó que los cortes de luz continuarán en los próximos días.

Equipos cubanos
Otra de las medidas adoptadas por el gobierno de Rafael Correa frente a la crisis energética fue la compra de equipos termoeléctricos a Cuba, con una capacidad de 150 megavatios de potencia, que se espera lleguen al país en el primer trimestre de 2010.

El costo de equipos se estima en unos US$180 millones y fueron adquiridos mediante una compra directa, sin proceso de licitación, amparada en un "régimen especial" del Sistema Nacional de Compras Públicas.

José Pileggi criticó que se haya escogido a Cuba para la compra pues, afirmó, dicho país no tiene un perfil adecuado en materia energética.

El experto añadió que los equipos de Cuba no llegarán a Ecuador durante la presente crisis energética. Por esta razón, señaló Pileggi, no había necesidad de comprarlos sin un proceso competitivo de licitación. "Llama mucho la atención el precio tan elevado de US$180 millones por 150 megavatios de generación térmica", manifestó.

Responsabilidades
La crisis energética está relacionada con el estiaje más severo de los últimos 40 años, que afecta especialmente al sur ecuatoriano donde se levanta la central hidroeléctrica de Paute, la principal del país.

El mínimo operable de la hidroeléctrica de Paute, que aporta el 35% de la demanda nacional, es de 1.960 metros sobre el nivel del mar y en las últimas horas la cota llegó a 1.967.

El presidente Correa insistió que la crisis energética está causada por el cambio climático global y la falta de acción de gobiernos anteriores.

"El parque termoeléctrico lo recibimos destrozado. El que diga que esto es culpa del gobierno es un irresponsable miserable", dijo el mandatario.

Pileggi apuntó que, aunque esos son factores importantes, tampoco se puede negar que "el actual gobierno lleva tres años en el poder y ha destinado toda su visión del desarrollo del sector eléctrico en proyectos hidroeléctricos macro, olvidándose de lo que ya existía”.

En ese sentido, Pileggi lamentó que Ecuador no tenga disponible el 100% de su parque térmico "por falta de mantenimiento".

El gobierno ecuatoriano ofreció para las próximas semanas ingresar al sistema buena parte del parque térmico en mantenimiento.

Por otro lado, seguirán en marcha diversos proyectos hidroeléctricos que cuando concluyan, entre 2010 y 2104, tendrán una capacidad de generar 2.447 megavatios.

Para ese entonces se espera superar definitivamente la historia de los apagones. Hasta ese momento, en estos días no queda más para los ecuatorianos que prender velas para enfrentar la oscuridad.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.