Miércoles, 18 de enero de 2017

| 2010/03/09 00:00

Las razones de la renuncia del embajador de República Dominicana

Tres días después de la visita del presidente de República Dominicana, Leonel Fernández, su embajador en Colombia, Ángel Lockward, renunció como respuesta a su exclusión de la reunión que sostuvieron los mandatarios.

El embajador dominicano Ángel Lockward. Foto: Tomada de Internet

En plena mediación que adelanta el presidente de República Dominicana, Leonel Fernández, entre los gobiernos de Colombia y Venezuela, su representante en Bogotá, el licenciado Ángel Lockward, decidió renunciar a su cargo de embajador.

La carta de renuncia, que tiene carácter de irrevocable, se la remitió Lockward a Fernández la noche del lunes, antes de abandonar la sede de la Embajada ubicada al norte de Bogotá.

El propio Lockward le dijo a personas de su entorno, consultadas por Semana.com, que su dimisión obedeció a un “detalle que no fue de su agrado”, y que el diplomático definió como “una indelicadeza protocolar”.

Detrás del término utilizado por el embajador y tal como lo ha registrado la prensa dominicana, el detalle que motivó esta decisión fue la forma como fue excluido de la reunión que su presidente, Leonel Fernández, sostuvo con su homólogo Álvaro Uribe en la noche del pasado viernes 5 de marzo, la primera de las diligencias del mandatario del país caribeño en su objetivo de acercar a los gobiernos de Colombia y Venezuela.

Fernández, en dicha reunión, estuvo acompañado del canciller dominicano Carlos Morales y del director de Información, Prensa y Publicidad de la Presidencia, Rafael Núñez. El embajador Lockward no hizo parte del encuentro.

Al parecer, el jefe de protocolo de la Cancillería colombiana, Julio Riaño, se abstuvo de invitar a la reunión al embajador, quien indagó las razones de su exclusión con el propio presidente Leonel Fernández. Según el embajador “no eran ciertas” las razones por las cuales el jefe de protocolo no lo hizo partícipe de la reunión, en la que Uribe estuvo acompañado por el canciller Jaime Bermúdez, el viceministro de Defensa, Jorge Mario Eastman, y el ministro de Comercio exterior, Luis Guillermo Plata.

Lockward reconoció que "las diferencias" eran con el funcionario Julio Riaño. Y al considerar que este incidente era formal, y no alteraba el fondo de las relaciones entre los dos países, decidió dar el paso al costado como mejor salida a la situación.

El lunes en la mañana probablemente tenía decidida su determinación. En su agenda del miércoles había previsto un viaje a Barranquilla donde presentaría un libro sobre la reciente tragedia de Haití, sin embargo le confesó a una de sus asistentes que no sabía si seguiría en firme ese compromiso.

Ángel Lockward había presentado sus credenciales como embajador al presidente Álvaro Uribe el 11 de diciembre de 2008. En República Dominicana es muy conocido como dirigente reformista y no es la primera vez que renuncia a uno de sus cargos en el gobierno por tener diferencias que han afectado el ejercicio de sus funciones.

El embajador lamentó dejar la embajada en Colombia al considerar que “tenía mucho entusiasmo por los programas que estábamos desarrollando en el presente y por las buenas relaciones entre los presidentes Uribe y Fernández”, señaló Lockward al manifestar que no quiere convertir “un fallo en el protocolo” en algo que pueda alterar la armonía entre dos gobiernos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.