Viernes, 24 de febrero de 2017

| 2003/07/27 00:00

El empleo informal es el mayor generador de trabajo.

Viernes 1, 8:00 horas. Así lo determinó el estudio sobre desempleo del DANE en el mes de junio. El 61 por ciento de los empleados trabajan en este sector.

El empleo informal es el mayor generador de trabajo.

El desempleo, por su parte, registró una reducción leve con respecto a junio del 2003. De 16 por ciento, pasó a 14.2 por ciento. Las ciudades más sacudidas por este flagelo son Ibagué (24,3 por ciento) y Pereira (18,6 por ciento), mientras que las menos golpeadas fueron Villavicencio (14,5 por ciento) y Cali (15,2 por ciento). En Bogotá fue de 17,4 por ciento.

El desempleo, según César Caballero, director del DANE, afecta a 2'835.600 colombianos, pasó de 16 por ciento hace un año a 14,2 por ciento, y afecta a 276.000 personas menos que en junio del año pasado, pero a 194.000 más que en mayo de este año.

Caballero también señaló que la mayor ocupación con respecto a hace un año, obedece a la recuperación que experimentan la industria, la agricultura, el comercio y los servicios, principalmente, y que es consistente con las cifras de desempeño de estos sectores.

La mayor fuente de trabajo

El estudio del DANE determinó que la creación de empleo en Colombia sigue por cuenta de la informalidad, la caída de la desocupación en los últimos meses en comparación con los mismos periodos del año pasado, no ha cambiado esa realidad. Ello se evidencia en que 61 de cada 100 empleados trabajan en ese sector.

Los empleados informales son aquellos que laboran en empresas o negocios que ocupen hasta 10 personas, cuyos patronos también se incluyen en esta clasificación, los trabajadores familiares sin remuneración, los empleados domésticos y los trabajadores por cuenta propia, excepto los profesionales independientes.

El Estado ha intentado reducir este tipo de ocupaciones, pero las cifras demuestran que se ha mantenido igual desde hace tres años. El nivel de 60,7 por ciento de puestos de trabajo informales del 2003 es prácticamente igual al 61,3 del 2002 y al 60,5 del 2001.

Frente a ello, el director de Planeación, Santiago Montenegro, señaló que, "esperamos que uno de los efectos de la reforma laboral sea reducir más la informalidad laboral".

El subempleo

Por otra parte, el subempleo bajó en todo el país de 35,5 por ciento en junio del 2002 a 33,2 por ciento en igual mes de este año. En número de personas, el subempleo nacional descendió de 6,9 a 6,6 millones, pero en las 13 ciudades examinadas por el DANE aumentó en 55 mil.

Los subempleados son las personas que en la encuesta declaran que se consideran mal remunerados o que su trabajo no corresponde a su capacitación, experiencia y competencias profesionales.

Montenegro, indicó que espera una reducción de dos puntos en la tasa de desempleo, al finalizar el año, por encima de la expectativa inicial que era que el desempleo bajara un punto.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.