Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/30/2004 12:00:00 AM

"El gobierno danés no tiene nada que ver con la donación de ONG a las Farc"

Martes 26. Así lo anunció el primer ministro de Dinamarca, Anders Fogh Rasmussen. El funcionario no anunció sanciones a la ONG que colaboraba financieramente con el grupo armado colombiano.

"Tomo amplia distancia si personas u organizaciones en Dinamarca han reunido dinero para respaldar a las Farc porque es una organización terrorista'', dijo Rasmussen a los periodistas en su conferencia de prensa semanal.

Las declaraciones del funcionario llegaron días después de que se conociera que una organización no gubernamental llamada Oproer ('Rebelión') recaudó 8.500 dólares para las Farc.

Oproer realizó un concierto en agosto para recaudar fondos en apoyo de las Farc y para el Frente Popular para la Liberación de Palestina, un grupo palestino que se ha adjudicado varios ataques contra israelíes.

Voceros del grupo señalaron que reunieron 100.000 coronas (17.200 dólares) y planeaban dividir la suma en montos iguales entre las Farc y el grupo palestino. Sin embargo, la policía no ha encontrado pruebas de la transacción.

Oproer, de 600 miembros, fue fundado en febrero para protestar contra las leyes antiterroristas de Dinamarca. "Consideramos al estado colombiano un estado terrorista'', dijo el vocero del grupo Patrick MacManus.

Mientras tanto, la canciller colombiana Carolina Barco dijo ayer que el gobierno le pedirá a Dinamarca que extradite a los integrantes del grupo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1825

PORTADA

Venezuela: la calle contra el dictador

Un trino de Santos indigna a Maduro y él amenaza con revelar los secretos del proceso de paz. Invocar el anti-colombianismo no cambia el hecho de que la crisis venezolana está llegando a un punto de inflexión.