Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2003/11/10 00:00

Emergencia invernal en amplias zonas del país

Martes 11, 8:30 horas. Las lluvias han causado serios estragos en las ciudades de Medellín, Manizales, Tunja y Bucaramanga. Hay desaparecidos, calles taponadas y casas averiadas.

Emergencia invernal en amplias zonas del país

En Caldas, las lluvias causaron deslizamientos de tierra que dejaron a una persona herida en Marmato y tienen restringido el tránsito en las vías Manzanares-Marquetalia, Manizales-Neira y Manizales-Chinchiná.

En Manizales, por su parte, las autoridades reportaron un deslizamiento en el barrio Tucán donde dos viviendas quedaron averiadas y se mantiene observación en el barrio Villa Luz, que fue desalojado el fin de semana.

En el departamento de Quindío, la situación no es mejor. En Circasia hay 10 familias que deben ser reubicadas; en Salento hay varias vías rurales afectadas por vendavales, y en Quimbaya las autoridades trabajan en el traslado de seis familias, afectadas por deslizamientos.

En Medellín, tres personas desaparecieron y una casa resultó destruida por el desbordamiento de la quebrada La Loca. Los desaparecidos eran habitantes de la casa averiada, ubicada en la barrio Vista Hermosa. Fueron identificados como María Purificación Londoño, de 63 años, que se dedicaba a la venta de arepas; Juan Alonso Avendaño, de 38 años, y Erika Mileidi Bedoya, de 11 años, estudiante de segundo grado en el internado Hogares Infantiles San José.

En Tunja, cerca de dos mil habitantes de los barrios Mesopotamia y San Inés, de estratos 5 y 4, tuvieron que salir de sus casas luego del desbordamiento del río Chulo y el taponamiento del sistema de alcantarillado del sector, causados por el desbordamiento del río Chulo.

En San Andrés, las lluvias también han hecho de las suyas. Las vías aledañas al aeropuerto Gustavo Rojas Pinilla están inundadas. Un rayo cayó ayer en un almacén de la ciudad y produjo un incendio que rápidamente fue controlado.

Por otra parte, los 87 municipios de Santander y los siete de Arauca permanecen en alerta naranja por el invierno.

Así mismo, las vías que de Bucaramanga conducen a Cúcuta, Bogotá, Barrancabermeja y la Costa Caribe han presentado derrumbes. También, en la carretera Cúcuta-Ocaña hay restricciones porque la calzada ha cedido en varios tramos como consecuencia de los aguaceros.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.