Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/24/2008 12:00:00 AM

La OPEP recorta producción

;
BBC
La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) decidió este viernes de emergencia en Viena disminuir en 1,5 millones de barriles la producción diaria del crudo, como una medida para detener el continuo descenso de los precios internacionales.

Una vez se hizo el anuncio, el precio del barril en el mercado de futuros cayó más de US$4, quedando en US$63,05.

El recorte significa a un 4,5% de la producción total de la OPEP.

La Casa Blanca criticó la medida diciendo que era "anti-mercado".

"Siempre ha sido nuestro punto de vista que el precio de las materias primas, incluido el mercado, debe ser determinado por mercados abiertos y competitivos, no por esta clase de decisiones de decisiones de producción anti-mercados", dijo Tony Fratto, portavoz de la Casa Blanca.
 
Por su parte, el presidente de la OPEP, Chakib Khelil, puntualizó que en términos absolutos el recorte podría considerarse aún más sustancial y valorarse en 1,8 millones de barriles diarios.

"Hay 300.000 (barriles) que ya se están recortado ahora, así que antes de fin de año tendremos 1,8 millones de barriles fuera del mercado", aclaró.

El encuentro en Viena, originalmente previsto para el mes de noviembre, fue adelantado debido a las crecientes preocupaciones sobre el impacto de la crisis financiera global en el mercado petrolero.

Los precios del barril habían caído esta semana a su nivel más bajo en 16 meses por temores a que una recesión económica mundial impacte dramáticamente en la demanda de energía.


¿Qué puede pasar?

Analistas del mercado petrolero indican que, pese a los recortes, los precios del crudo podrían seguir descendiendo hasta US$60 el barril como señal de que la economía mundial va directo a una recesión.
 
También se indicó que el anuncio podría generar un nuevo elemento de incertidumbre en los mercados financieros. Cuando las bolsas de valores caen, muchos inversionistas ponen su dinero en productos que consideran más seguros como el petróleo o los metales.

Pero una caída en la producción del crudo podría interpretarse como que este recurso ya no es un fondo seguro para la inversión.

Se indicó que, a mediano plazo, si el precio del barril de crudo continúa en picada, los proyectos de exploración y refinación en algunos países podrían verse afectados, ya que algunos son financiados con dinero de inversionistas privados que podrían dejar de participar en este mercado al sentir que la caída en el precio del petróleo recortaría sus ganancias.

Y como el mundo depende en gran medida del oro negro como combustible, la falta de nuevas reservas explotables no sería buena noticia.

Tendencia a la baja

El precio se había recuperado un poco este jueves ante la posibilidad de que la OPEP recortara su producción, como en efecto ocurrió.

El crudo liviano de EE.UU. aumentó US$1,60 para ubicarse casi en US$70 el barril. A principios de semana se había ubicado en US$66,20, su punto más bajo desde junio de 2007.

Desde que el barril alcanzó la histórica cifra de US$147 ha venido descendiendo continuamente.


Varios productores clave del cartel de doce miembros indicaban que la producción debía ser recortada para detener la caída de los precios.

Venezuela, por ejemplo, quería una reducción en la producción de un millón de barriles diarios, lo que representaba el 3% de la producción total de la OPEP.

Irán hablaba de dos millones diarios.

Según el periodista de la BBC, Andrew Walker, ambos países parecían ser los más interesados en que el barril se mantenga cerca de los US$100 con el fin de garantizar el gasto de esos gobiernos.

Finalmente, el cartel adoptó una cifra intermedia.

Irán depende casi completamente de sus exportaciones de petróleo. Por cada dólar menos en la cotización, el país pierde unos US$1.000 millones en ingresos anuales.
 
Arabia Saudita
 
El jueves el ministro de Petróleo de Arabia Saudita, Alí al-Naimi, había dicho que su país no quería concentrarse en la idea de un recorte de producción y aseguró que el precio debería ser establecido por el mercado.

Se cree que el país árabe está conciente de que precios más altos del crudo podrían agravar los problemas económicos de los países importadores, dice el periodista de la BBC.
 
Arabia Saudita tampoco quiere que los altos precios del crudo sigan alentando a las grandes economías a buscar fuentes de energía alternativas.

El presidente de la OPEP Chakib Khelil había dicho previamente que "la decisión no debería dejar a los países productores en la situación donde podrían unirse al grupo de naciones que ya están sufriendo por la crisis financiera".

La OPEP es contraria a que los precios caigan por debajo de los US$70 el barril.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.