Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/15/2012 12:00:00 AM

Muere el perro “más feo del mundo"

Terry Schumacher, la dueña de la perra “más fea del mundo”, anunció la muerte de la Chihuahua que rescató de la calle y ganó el título en varios premios por su particular apariencia.

Cuando fallece una mascota, lo correcto sería decir algo amable sobre ellos. En el caso de Yoda, una perrita de raza mixta, de chihuahueño y chino con cresta, su mejor cumplido fue decir que era muy fea.

Yoda ganó el premio del "Perro más feo del mundo" en 2011 en la Feria de Sonoma debido a su apariencia de mechas cortas, lengua afuera y unos muslos largos y lampiños. Yoda, que tenía 15 años, murió mientras dormía en su casa en California.

La mascota de 0,8 kilogramos (1,8 libras) había tenido una vida terrible hasta que Terry Schumacher la encontró abandonada detrás de un edificio de viviendas y la confundió con una rata.

Durante el resto de su vida la perrita ganó un premio de 1.000 dólares y un trofeo 15 veces más grande que ella en junio. Yoda y Schumacher se hicieron famosas, cuando se presentaron por la televisión nacional.

La productora del certamen Vicki DeArmon dijo que Yoda mantendrá el título hasta que se elija un nuevo ganador en junio.

Schumacher, que reside en Hanford, California, dijo en el diario Hanford Sentinel que extrañará a la perrita y "sus costumbres graciosas", pero agregó que le reconfortaba "saber que se reunirá con sus padres, que la querían tanto. Su recuerdo me acompañará siempre".

AP.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.