Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2003/07/27 00:00

Premio Procomún - Eternit Luis Carlos Galán

Hasta el 31 de julio tienen plazo los participantes interesados en concursar por el Premio Procomún - Eternit Luis Carlos Galán, que este año dará su reconocimiento a las comunidades desplazadas.

Premio Procomún - Eternit Luis Carlos Galán

Cuando en 1991 y por iniciativa de Rodrigo Escobar Navia se creó en Procomún el Premio Luis Carlos Galán como un programa institucional de la entidad, no se sabía con certeza hasta dónde llegaría, cómo se financiaría y qué temas abarcaría.

El primer año logró culminarse con éxito, gracias al aporte pequeño pero significativo y generoso de unas pocas entidades y personas que en ese momento creyeron en este esfuerzo: Afidro y la Gobernación de Cundinamarca, entre otros.

Fue tanto el éxito de esa primera experiencia y tan entusiasta la respuesta de las comunidades, que Procomún entendió la magnitud de este reconocimiento y la significación que tenían los participantes, y la volvió como un aplauso por sus logros y como una voz de estímulo para seguir adelante.

En 1992 Procomún invitó a la empresa Eternit a patrocinar este evento y sumarse así al esfuerzo por sacar del anonimato el trabajo comunitario. Eternit aceptó con entusiasmo y desde entonces, año tras año, no solamente mantiene el apoyo, sino que cada vez crece y se consolida su compromiso con el premio a pesar de las recientes crisis que en mayor o menor medida han afectado a la mayoría de empresas colombianas y en especial a las de la industria de la construcción.

Y es así como a lo largo de 12 años se viene entregando este galardón que tiene varias características que lo diferencian de otros que se entregan en el país:

-Se convoca a comunidades de base a nivel nacional.

-Cada año el tema se enfoca a diferentes realizaciones. Esta característica le permite a Procomún tener una visión cercana y concreta de la realidad colombiana, así como la fortaleza y riqueza de las redes de esfuerzos comunitarios y los procesos participativos y solidarios que se perciben en los trabajos llegados al premio.

-La inclusión de las realizaciones finalistas cada año en el BEM (Banco de Experiencias Municipales) de Procomún, propiciando así la posibilidad de que otras comunidades repliquen las experiencias.

2003: primer reconocimiento a las comunidades desplazadas

Es innegable que el desplazamiento de la población a causa del conflicto armado es un problema que crece día a día en Colombia. Procomún y Eternit así lo entienden y por eso el premio de este año se enfoca en reconocer los esfuerzos que muchas de esas comunidades están haciendo para insertarse en la vida económica del país a través de proyectos productivos.

El drama de la población que por amenazas, por miedo y por dolor, tiene que dejar su tierra y sus propiedades, y se tiene que enfrentar a entornos que les son completamente ajenos, en algunos casos no sólo no impide sino que se convierte en fuerza inspiradora para procurar con dolor, pero con decisión y con esperanza, un nuevo futuro.

Un segundo impacto que se generará con el tema del premio de este año es cambiar la percepción que los ciudadanos en general tienen hacia esa población. Los desplazados no son delincuentes, ni pordioseros, ni llegan a las ciudades a usurpar espacios. Muchos de ellos están haciendo enormes esfuerzos por afrontar de la manera más digna, creativa y emprendedora su angustiosa situación. A la mayoría los identifica como grupo el dolor por el drama común que padecen. Esa condición se convierte en el aliciente, en el motor que los lleva a proceder solidariamente y a tejer lazos que nunca pensaron poder crear con personas que hasta hace poco les eran completamente extrañas. ¿Qué están logrando?

La respuesta, así sea parcial, se encontrará en los testimonios de quienes concursen por el premio y que ya empiezan a llegar. Lo que sí se puede prever, hacia el futuro, es que si algo positivo pudiera resultar de una situación tan dolorosa como el desplazamiento, es el surgimiento de una Colombia más integrada, con una mayor interacción cultural, con un conocimiento más cercano sobre las características y tradiciones de las diversas regiones. Quizás el Premio Procomún-Eternit logre demostrar, una vez más, la creatividad sin límite de los colombianos, la capacidad aparentemente inagotable de superar dificultades y el ánimo decidido para obtener, de la peor de las situaciones, una ventaja.

Ficha técnica del Premio Procomún-Eternit Luis Carlos Galán:

Tema: Proyectos productivos realizados por comunidades desplazadas a causa del conflicto armado.

Plazo para recibo de trabajos: julio 31, 2003

Premios: $25.000.000 primer lugar, $15.000.000 segundo lugar; $10.000.000 tercer lugar.

Jurado: Lina María Moreno de Uribe, Luis Alfonso Hoyos – Director Red Solidaridad Social, Josué Gastelbondo – Viceministro de Vivienda, Diego Beltrand – Jefe Misión Organización Internacional para las Migraciones, Monseñor Héctor Fabio Henao – Director Secretariado Pastoral Social

Procomún: Carrera 4 No. 10-84 – Bogotá, D.C.

Teléfono: 3410387 - 3474965

*Coordinadora del Premio desde 1991

procomún@hotmail.com

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.