Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/2/2000 12:00:00 AM

PARTIDO VERDE OXIGENO Un nuevo aire para la política

El ambiente político en Colombia ha estado tan contaminado que se hizo imprescindible darle OXIGENO.

El ambiente político en Colombia ha estado tan contaminado que se hizo imprescindible darle OXIGENO. Aunque parezca un juego de palabras, basados en esa premisa, un grupo de ciudadanos de distintos orígenes políticos, atraídos por el liderazgo de Ingrid Betancourt, asumieron el reto de organizar un partido diferente, un proyecto alternativo, que trajera el aire nuevo a las costumbres políticas, que introdujera claridad, aliento, energía y transparencia, para confrontarlas con el modelo que promete bienestar y propicia demagogia, individualismo, exclusión y engaño.



El Partido Verde Oxigeno surgió en 1998 como un instrumento ciudadano, para que la política sea un recurso que preserve la humanidad del actuar autodestructivo del hombre, y desde donde sea posible la construcción de un país verde mas justo y en paz.



Dignificar la actividad política se convirtió en uno de sus grandes retos, así que decidió rescatar el valor y la altura del ejercicio de las funciones públicas, porque entendió que así como la contaminación es la corrupción de la naturaleza, para el Partido Verde Oxigeno, la corrupción es la polución de la política. Comenzó entonces una labor sistemática de lucha contra la corrupción, entendida esta como el principal obstáculo para la democracia y el mayor insumo para la violencia.



Asumió también el reto de la defensa y preservación del medio ambiente, sin el cual será imposible que triunfe la vida sobre la catástrofe que produce un desarrollo concebido sin responsabilidad presente y futura. Una causa verde, que no sólo se preocupa por el ·árbol, por la fuente de agua, sino, que hace de todos los elementos de la naturaleza un proyecto de vida, donde el animal humano tenga tantas posibilidades de hacer realidad sus sueños, como la mariposa de posarse en una bella flor, sin el riesgo de morir intoxicada por los químicos que el hombre produce y fumiga para defenderse de otros químicos que también matan.



Esa decisión de ser distintos abrió un espacio al que todos los días llegan nuevos socios de causa. Una avalancha de solicitudes de aval político para las elecciones del 29 de octubre llegó al Partido Verde Oxigeno, desde todos los rincones del país. Se determinó entonces que no era serio avalar a todos los solicitantes, como lo hicieron los tradicionales, pero tampoco negárselo a todos, como hizo Noemí. Al final se optó por un duro examen para garantizar las calidades de los candidatos.



Se recibieron dos mil ciento veinte solicitudes, a quienes se les envió un formato, con unos requerimientos que iban desde certificado de antecedentes disciplinarios, informes de gestión en los cargos ocupados, pasado judicial, trayectoria política, programa de gobierno, lista de miembros del equipo de trabajo, hasta publicaciones realizadas y un ensayo del por qué consideraban que debían ser avalados por el Partido Verde Oxígeno. Además firmaron un compromiso de comportamiento en el que se establecía que no se harían alianzas, transacciones ni similares con fuerzas o dirigentes políticos cuyos medios de campaña fueran politiqueros o clientelistas. Sólo mil cumplieron con la entrega de la información. La comisión electoral evaluó caso por caso, se verificaron informaciones, se realizaron visitas a las regiones y concluido el proceso, Sólo ciento cuatro aspirantes obtuvieron el aval del partido.





Orgullo barramejo

Tremenda sorpresa se llevó Ingrid, cuando en una plaza pública en Barrancabermeja, la candidata a la alcaldía Maribel Benitez, una luchadora popular, le contó a los presentes en la concentración, lo orgullosa que estaba de haber pasado el examen que el partido le había impuesto para lograr su respaldo.



¡Su comandante es el pueblo!

Néstor León Ramírez y su familia de tiempo atrás participan de las actividades del partido en Bogotá y ahora venía a solicitar el aval para aspirar a la alcaldía de San Vicente del Caguán. La comisión electoral estaba inclinada a no otorgarlo. Todos los riesgos de la acción política en zonas de guerra, fueron evaluados. Ingrid terció en la discusión y sus argumentos convencieron a todos: "desde la perspectiva de la construcción de la paz, es la oportunidad para desarrollar una propuesta civil que le muestre al país y al mundo el compromiso de los colombianos con la democracia". Al final, después de mucho debate, se determinó que si el Partido Verde Oxigeno busca construir paz, esa era la oportunidad de ayudar a gestar una propuesta civilista y democrática para los habitantes de la región, pero que era imprescindible que tanto el candidato como su equipo de trabajo, firmaran un compromiso de respeto y esfuerzo por la defensa de la democracia. Entre los compromisos firmados por el candidato quedó expreso que su único comandante es el pueblo, lo que implicaba independencia de los poderes armados y desarmados.



¡Me la juego con ustedes!

Jesús ‘Chucho’ Montes, es un líder popular. Su compromiso con los m·s pobres en la ciudad de Cúcuta es conocida por todos sus habitantes. Se enteró de la responsabilidad que le implicaba ser candidato del partido, pero se tranquilizó cuando la comisión electoral le aclaró que desde ese momento toda la responsabilidad en la gestión política y de gobierno no era sólo suya, sino, que sería una tarea colectiva para Oxígeno. "Me la juego con más fuerza para hacer de Cúcuta una ciudad verde". Hoy ‘Chucho’ es oxigeno para Cúcuta.



Un camino difícil

No ha sido un camino fácil. Varios de los candidatos del Partido Verde Oxigeno tuvieron que aplazar las aspiraciones electorales en sus regiones por la presión de los actores violentos. Un par de esos casos es el de Luis Gómez Pimiento, uno de los aspirantes con mayores posibilidades de ser elegido a la gobernación de la Guajira, pero las amenazas contra su vida lo obligaron a posponer lo electoral, sin abandonar la construcción de proyecto en su departamento. Situación similar vivió Gabriel Muyuy, a quien grupos organizados de la región habían candidatizado, pero quedó aprisionado en medio de la guerra guerrilla paramilitares que se libra en el departamento del Putumayo, donde quería ser gobernador. No será candidato, pero seguirá trabajando por el futuro de su pueblo.



Así son los verdes, un combo de hombres y mujeres decidido a no archivar el sueño de vivir en un país mejor.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.