Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2000/01/31 00:00

Un juez argentino ordena procesar a la viuda de Pablo Escobar

Jueves, 30. 11.30 horas. Sigue el calvario para la familia de Pablo Escobar. Un juez argentino ordenó ayer el procesamiento y prisión de Victoria Henao, esposa del capo. Su hijo, Juan Pablo, también fue procesado aunque sin prisión preventiva...

Un juez argentino ordena procesar a la viuda de Pablo Escobar

Jueves, 30. 11.30 horas. Sigue el calvario para la familia de Pablo Escobar. Un juez argentino ordenó ayer el procesamiento y prisión de Victoria Henao, esposa del capo. Su hijo, Juan Pablo, también fue procesado aunque sin prisión preventiva.

El juez federal Gabriel Cavallo ordenó el procesamiento de Victoria Henao, de 39 años, como “presunta jefa” de una asociación ilícita para lavar dinero del tráfico de drogas, y por falsificación de documentos.

En la misma causa, el juez ordenó el procesamiento de Juan Pablo, 21 años, y su pareja, María Ángeles Sarmiento. Además el juez ordenó un embargo por 10 millones de dólares.

La viuda de Escobar y su hijo fueron detenidos el 16 de noviembre en Buenos Aires en un publicitado operativo. A Manuela, de 12 años, no se le detuvo y se le entregó a unos vecinos de esta capital para su cuidado.

El diario El Clarín de Buenos Aires dice en su edición de hoy que la prueba reina para procesar a la viuda de Escobar fue su obsesión por la palabra escrita: “La viuda del narcotraficante Escobar Gaviria escribió en una carta que envió en 1998 a Colombia: He aprendido que las palabras vuelan, que sólo lo escrito permanece”. Según el periódico “fue precisamente esa obsesión de dejar todo por escrito una de las principales pruebas que utilizó el juez federal Gabriel Cavallo para procesar ayer a María Isabel Santos Caballero (nombre que usa la viuda en Argentina) y dictar su prisión”.

Según el diario, la viuda de quien fuera el zar de la droga, llegó ayer a los juzgados de Comodoro Py, esposada pero sin dejar de lado su cuidado personal. Bien vestida y maquillada.

La mujer fue a notificarse del procesamiento como “jefa” de la organización, y del embargo por diez millones de dólares que dispuso el juez, luego de dos meses de investigación.

Juan Pablo, que en Buenos Aires utiliza el nombre de Sebastián Marroquín Santos seguirá libre hasta que llegue el juicio oral y público. A él se le acusa de “organizador” de la asociación ilícita y de las operaciones de lavado.

También fue procesado el contador Juan Carlos Zacarías, quien igualmente quedó detenido.

“La ley marca hasta un máximo de 25 años para este tipo de casos”, dijo Marcelo Colombo, asistente del juez federal que maneja el caso.



Vea más información : QUERIAMOS SER NADIE (ed. 917)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.