Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2004/03/28 00:00

"De nada sirve que todos los niños estén estudiando si están aprendiendo mal"

Ahora los colegios deberán preocuparse por ir más allá de las matemáticas o la literatura. La idea es que los estudiantes aprendan cómo convivir con los demás, decirle no a la violencia y se interesen por democracia. Así lo establece Competencias Ciudadanas el nuevo proyecto del Ministerio de Educación. SEMANA.COM habló con la ministra Cecilia María Vélez sobre el tema.

"De nada sirve que todos los niños estén estudiando si están aprendiendo mal"

SEMANA.COM: ¿Cuál es el objetivo de las Competencias Ciudadanas?

Cecilia María Vélez: Lo que pretenden las Competencias Ciudadanas es llamar la atención de los maestros sobre lo que aprenden los estudiantes. Estas están divididas en áreas: primero, el muchacho tiene que asegurarse de que puede expresar lo que piensa y que no es grave pensar distinto. Después de que se da cuenta de que puede expresarse libremente, comienza a respetar que otros piensan distinto. Creemos que eso es un punto muy importante.

Pero adicionalmente nos interesa que aprendan a solucionar conflictos y llegar a acuerdos. El muchacho debe tener un criterio moral que vaya más allá de saber qué es lo bueno y qué es lo malo, y que desarrolle la habilidad de conocimiento sobre problemáticas que están en el medio. Y allí es donde tiene que desarrollar la capacidad de analizar en conjunto, donde debe haber cabida para otros puntos de vista.

También hay otro aspecto que apunta a una situación encontrada entre los jóvenes, donde hay un bajo conocimiento de los canales de participación contrastado con un interés enorme de participar en estos canales. Entonces lo que falta es conocimiento.

SEMANA.COM: ¿Cómo lograr que el tema no se quede en una teoría de clase y pase a la práctica?

C.M.V.: Nosotros no estamos mostrando caminos totalmente taxativos sobre el comportamiento, sino que les estamos diciendo a los maestros que hay ciertos puntos que los muchachos deberían desarrollar y que la mejor forma es que se apliquen creativamente. Hemos puesto a disposición de la comunidad educativa experiencias exitosas, en las que mostramos cómo volver democrático el colegio, cómo trabajar el gobierno estudiantil y otras formas de crear conciencia. Yo creo que ese es el primer paso para que no sea una lección sino que les damos una guía que puede ser adaptada a través de muchas alternativas.

SEMANA.COM: ¿En qué medida las competencias ciudadanas apuntan a la eliminación de la educación vertical que todavía impera en muchos colegios?

C.M.V.: Las Competencias Ciudadanas no son capaces de adaptarse en modelos autoritarios. En ese caso, lo que la revisión de las competencias logrará será una revisión del modelo educativo que se maneja en una institución para que ese autoritarismo sea revaluado.

SEMANA.COM: ¿Cómo lograr que lleguen también a las familias, donde suelen generarse situaciones de violencia e intolerancia?

C.M.V.: Para eso estamos apuntando a que la campaña se difunda a través de los medios de comunicación, para que los padres de familia la conozcan. Yo creo que nosotros hemos tenido experiencias muy interesantes en los modelos de convivencia, en los que se ha concluido que podemos vivir mejor. Obviamente desde la familia se puede tener una gran influencia, inclusive para que el muchacho lleve ideas de desarrollo de competencias y viceversa. Yo creo que esos son caminos de doble vía y por eso hay que hacer el esfuerzo para que el mensaje llegue a los padres.

SEMANA.COM: ¿Por qué la palabra 'competencia'?

C.M.V.: Competencia no está relacionada con competir, sino con competente. Es decir, poder traducir en la práctica lo que se sabe.

SEMANA.COM: ¿Cómo logran las competencias ciudadanas complementar propuestas educativas como por ejemplo Escuela Nueva?

C.M.V.: Esos modelos han ido formándose en las comunidades y nacen a raíz de la situación que vive el país. Han llegado a convertirse en grandes aportes regionales. Entonces lo que queremos es coger esos elementos y unirlos en uno solo para que todo el país pueda aprovecharlo.

SEMANA.COM: ¿Cómo plantear cambios en la educación cuando todavía hay miles de niños sin poder estudiar?

C.M.V.: Los cambios se tienen que hacer en paralelo: mejorar la calidad de la educación y ampliar la cobertura. De nada sirve que todos los niños estén estudiando si están aprendiendo mal. Igual se tiene que ampliar la cobertura con urgencia, pero se deben trabajar al tiempo otros aspectos, sobre todo cuando las evaluaciones de competencias que se hicieron en el 80 por ciento de los colegios del país demostraron que los estudiantes están interesados en participar en la construcción democrática pero no saben cómo.

Untitled Document

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.