Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/24/2007 12:00:00 AM

El ex director del DAS acusa al vicepresidente Santos de ser el impulsor del escándalo de la para-política

Según Jorge Noguera, en un reportaje publicado en la edición de este martes por Hoy Diario del Magdalena, Francisco Santos es la persona que está detrás de la “campaña de desprestigio” en su contra. En la entrevista también acusa al actual director del DAS, Andrés Peñate, de haberle pagado dineros al paramilitar ‘Jorge 40’.

El ex director del Departamento Administrativo de Seguridad, DAS, Jorge Noguera, acusó en las últimas horas al vicepresidente de la República, Francisco Santos, de ser la persona que está orquestando el escándalo de la para-política. “Francisco Santos tiene que ver todo, no solamente con relación a lo que me está pasando a mí, sino con relación a lo que les está pasando a los Araújo y con lo que le está pasando al presidente Uribe. Tiene todo que ver”, dijo en un amplio reportaje publicado en la edición de este martes por Hoy Diario del Magdalena.
 
Noguera alega su inocencia y, por el contrario, dice que lo que se está viviendo en la actualidad es una intensa campaña de desprestigio alimentada, según su punto de vista, por los medios de comunicación de Bogotá. Por eso su categórica respuesta a la pregunta: ¿Cree que el Vicepresidente Francisco Santos tiene algo que ver en esto que usted llama campaña de desprestigio de los medios capitalinos?: “Algo no, todo. Tiene todo que ver, desde mi renuncia en la cual insistió durante días cuando me citaba a su despacho insistiéndome en que renunciara. Yo me enteré que él estaba tratando de hacer un escándalo en El Tiempo, porque me lo dijo un periodista, para que yo renunciara”.
 
El ex director del DAS, quien estuvo preso durante un mes y salió de la cárcel alegando un error de procedimiento por parte de la Fiscalía, es acusado por un subalterno suyo de permitir la infiltración paramilitar en el organismo. Además, se le sindica de manipular en compañía los paramilitares las elecciones de 2002, y de entregarles informes secretos sobre sindicalistas y activistas, algunos de los cuales fueron asesinados, a las Autodefensas Unidas de Colombia AUC).
 
Las acusaciones en su contra son de tal dimensión que este lunes en el Congreso los senadores del Polo Democrático Alternativo (PDA) en una respuesta al presidente Álvaro Uribe, quien les ha dicho “terroristas de civil”, le dijeron: “Terrorista vestidos de civil, verdadero terrorista vestidos de civil era el ex director del DAS”, en alusión a que puso a disposición de las bandas criminales de los paras los servicios de inteligencia del Estado.
 
En la entrevista del periódico con sede en Santa Marta, también contó que a Rafael García –antiguo jefe de informática del DAS y sobre cuyos testimonios se ha construido buena parte de los procesos judiciales de la para-politica– le “ofrecieron asilo político en Venezuela, para que declarara en su contra”.
 
Como se recordara, el vicepresidente Santos se vio envuelto en una polémica cuando la canciller Maria Consuelo Araújo renunció a su cargo, señaló en una entrevista con la revista SEMANA que este había conspirado en su contra. Luego Santos dijo que jamás había hecho eso sino que se había limitado a cumplir con lo que le ordenaba la ley.
 
En la entrevista se le pregunta a Noguera: Usted siempre ha hablado desde un principio que las acusaciones de filtraciones del paramilitarismo en el DAS tienen un trasfondo político. ¿Quién o quiénes están detrás de esos intereses políticos?
A lo que él responde: “Yo estoy convencido de que Rafael García no actúa solo. Sobre todo porque hay una cuestión muy evidente ¿Cuándo en la historia de un país se había visto que un criminal puesto tras las rejas, cuestione a un jefe de inteligencia con tanto éxito? Es que Rafael García cuando empezó a hablar, y lo hizo desde el 13 de octubre del 2005 cada mes y cada vez con denuncias más duras, solamente hasta abril del 2006 es que las revistas SEMANA y Cambio empiezan a sacar carátulas en mi contra, exigiendo mi renuncia en el Consulado de Milán y dándole absoluto y total crédito a las declaraciones de García. Eso obviamente tiene un tinte político enorme”.
 
Para Noguera detrás de Rafael García “están, primero que todo ciertos medios de comunicación capitalinos como son las revistas SEMANA y Cambio. Además, se habla de que algunos senadores de la oposición tuvieron contacto con él o con la esposa de él o su familia y le prometieron aparentemente estadía en Venezuela”, Según su versión, “eso lo vienen repitiendo algunos declarantes en algunos procesos” aunque por “la reserva del sumario” no puede referirse a ellos. “A García le han prometido asilo y algunas prebendas para que hable en contra de las personas”, agregó.
 
En el reportaje Noguera también desestima el trabajo del actual director del DAS, Andrés Peñate. Y recuerda que ‘Jorge 40’ contó que la familia de Peñate le pagó dinero al paramilitar Rodrigo Tovar Pupo, alias ‘Jorge 40’, para que les protegiera unas propiedades en el departamento del Cesar. “Eso lo dice el mismo ‘Jorge 40’. Me extraña ¿por qué la Fiscalía no ha llamado siquiera a versión libre al doctor Peñate o a sus familiares? Me parece que esa es una acusación bastante seria. Estamos en un proceso de paz en el que los desmovilizados están diciendo la verdad y si no lo hacen pierden sus beneficios”, dijo Noguera.
 
En la entrevista se le insiste en las graves acusaciones que hace en contra del vicepresidente Santos: “¿Podría decir usted que el Presidente está “durmiendo con el enemigo”? ¿Por qué su compañero de fórmula, alguien de su entera confianza, está fraguando situaciones que lo perjudican a él y al país?”
 
Y Noguera responde: “Esto es sin lugar a dudas una situación muy difícil para el Presidente y para el gobierno que ya no solamente está afectando a personas naturales, no solamente a familias, sino a la legitimidad de las instituciones del país y al Estado colombiano a nivel internacional y a nivel interno. Esto está afectando la gobernabilidad y es muy grave”.
 
El periódico samario le reitera que si se siente perseguido político desde el mismo gobierno, específicamente desde la Vicepresidencia, dijo: “Yo lo que pienso es que a veces en los círculos de poder se manejan cosas tenebrosas y siniestras. No puedo hacer públicamente ningún tipo de acusaciones concretas porque tendría que entrar a probarlas y es muy difícil. En todo caso es muy complicado lo que está pasando en el país. Es una lástima que esté pasando este tipo de cosas que le hacen mucho daño a Colombia”.
 
Dijo también que le preocupa mucho las pocas garantías que le da la Fiscalía. “Yo tengo muchas preocupaciones en relación con lo que está pasando en la Fiscalía. Una magistrada del Consejo Superior de la Judicatura le dijo al Fiscal General que él era el competente para investigarlo y no quien lo estaba haciendo y por eso precisamente me deja libre porque dice que mi captura era ilegal e inconstitucional y muy a pesar de que eso sucedió hace un mes, hoy me sigue investigando el Fiscal Segundo ante la Corte y no el Fiscal General. El único que cumplió el fallo de hábeas corpus fue el Inpec, que me dejó libre. Pero me preocupa mucho más que la Fiscalía siga dándole crédito a García y teniéndome a mí cuestionado por varios delitos a pesar de todas las contradicciones de García y de que no tienen ni una sola prueba”.
 
Y sobre su cancelación de la visa a Estados Unidos dijo que él no creía que esa información fuera totalmente cierta: “Yo no estoy seguro de que esa información sea cierta porque no he sido notificado de parte de la embajada, pero si así fuera es una opción que tienen los norteamericanos de permitir o no la entrada a personas a su territorio. Lo consideraría algo normal dadas las circunstancias, porque a mí me están haciendo unos cuestionamientos muy delicados de parte de la justicia colombiana y me parece apenas natural que los norteamericanos tengan ese tipo de prevenciones. Si eso es así en la medida en que yo demuestre mi inocencia, muy seguramente voy a tener oportunidad nuevamente de tener esa visa”.
 
Finalmente, sentenció que todo el proceso de la para-política –que en la actualidad tiene a ocho congresistas en la cárcel y a uno más prófugo– es una campaña de desprestigio en contra del presidente Uribe. “Aquí lo que hay es una situación que busca desprestigiar al gobierno y al presidente Uribe y hacerle daño al país. Esto no se trata de Jorge Noguera como persona. Aquí se está afectando a amigos del gobierno, al presidente Uribe y al país en general y eso está teniendo efecto”.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.