Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/17/2007 12:00:00 AM

Falleció el escritor Germán Espinosa

El cartagenero, autor de La tejedora de coronas, falleció en la madrugada del miércoles a los 69 años en una clínica de Bogotá.

Se decía que era “el Gabo sin Nobel”. Sin duda alguna, pertenecía a las ligas mayores de la literatura colombiana. Era Germán Espinosa, un cartagenero consagrado a las letras que este miércoles, a los 69 años de edad, falleció en Bogotá a causa de una lamentable enfermedad que lo aquejaba desde hacía varios años.

Sus casi cuarenta libros publicados son el testimonio de la calidad literaria con que Espinosa esculpió sus obras. Novelas, cuentos, poesías, ensayos y biografías se cuentan en su récord, entre ellos, El signo del pez, La balada del pajarillo, La aventura del lenguaje, Cuando besan las sombras y Aitana, esta última presentada en la más reciente de Feria Internacional del Libro, en Bogotá.

Su dominio ejemplar del lenguaje embaucaba a sus lectores desde la primera línea a la última y al margen de la crítica, el maestro Espinosa era uno de los escritores más importantes del país y de la lengua española de la segunda mitad del siglo pasado y comienzos de éste.

Desde 1965, con la publicación de La noche de la Trapa, el veterano escritor se ganó una posición de primer orden dentro del género cuentístico, al lograr apartarse en forma señalada de los moldes comunes a los cuentistas de la época. En sus cinco libros de cuentos, recogidos por Alfaguara bajo el título Cuentos completos de Germán Espinosa (recientemente publicados), predominan lo fantástico y lo psicológico, a menudo cernidos por un velo delicado de humor.

Espinosa publicó a los 15 años su primer libro, un poemario titulado Letanías del crepúsculo. Tiempo después se dedicó al periodismo y en 1970 apareció en Montevideo y en Caracas su novela Los cortejos del diablo. Cinco años después se retiró de la reportería y ocupó cargos diplomáticos en Nairobi y en Belgrado.

En 1982, su novela La tejedora de coronas (escogida diez años después como una de las “obras representativas de las letras humanas” por la Unesco).) su prestigio se extendió y le permitió ser traducido también al francés, al alemán, al inglés, al chino y al coreano.

Fue doctor ‘honoris causa’ de varias universidades; catedrático de literatura y ética en la Pontificia Universidad Javeriana de Bogotá; y 1999 SEMANA catalogó su novela La tejedora de coronas entre las cuatro mejores de Colombia en el siglo XX; cuatro años más tarde incluyó a Espinosa entre los sesenta personajes más destacados en la historia de Colombia.

Por votación del público lector, obtuvo en el 2002 el Premio Nacional de Literatura. Su éxito en lengua francesa, al ser elogiado entre muchos otros por Alain Bosquet y por Bernard Pivot, determinó al Ministerio de la Cultura de Francia a hacerlo en el 2004 caballero de la Orden de las Artes y de las Letras, distinción reservada a los grandes creadores artísticos del mundo.
 
El año pasado, Germán Espinosa recibió la Gran Orden Ministerio de Cultura para "honrar y exaltar a las personas naturales, comunidades e instituciones culturales que se destaquen en la realización, desarrollo y promoción de bienes y productos culturales a partir de la imaginación, la sensibilidad y la creatividad, que hagan parte integral de la identidad y cultura colombiana".
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.