Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/21/2006 12:00:00 AM

Flecha de oro

La colombiana Natalia Sánchez sorprendió esta semana en los Juegos Centroamericanos y del Caribe al obtener seis medallas en una disciplina en la que nuestro país no ha sido fuerte.

Natalia Sánchez Echeverri es una paisa pecosa y peliroja que practica tiro con arco, y fue noticia esta semana en Cartagena al conocerse los primeros resultados de ese deporte y obtener para Colombia cuatro medallas de oro y dos de plata, preseas con las que nuestro país no soñaba.

Colombia es fuerte en pesas, ciclismo y patinaje, deportes en los cuales los directivos del Comité Olímpico y Coldeportes tienen cifradas esperanzas de obtener el mayor número de medallas de oro en estos XX Juegos Centroamericanos y del Caribe que van en su primera semana de competencias en Cartagena. Es tan fuerte en disciplinas como las pesas, que las 18 medallas de oro que aspiraba obtener, las ganó.
 
Pero cuando la antioqueña, estudiante de sicología de 22 años, obtuvo cuatro medallas de oro y dos de plata, sorprendió no sólo a los directivos de la delegación colombiana, sino a sus contrincantes de México, Cuba, El Salvador y Venezuela, países tradicionalmente fuertes que aspiraban a llevarse el mayor número de medallas.

Las cosas comenzaron a cambiar hace dos meses cuando la Federación Colombiana de Arqueros contrató al entrenador coreano Myun Kwon Park y bajo su orientación llevó al equipo colombiano a la Copa Mundo en El Salvador hace tres semanas, fogueándose con arqueros de China, Italia, Turquía, Inglaterra, México, El Salvador, Venezuela, Cuba y Puerto Rico. En esas justas, la colombiana se ubicó como la octava mejor arquera del mundo en arco recurvo.
 
“Nos sorprendió”, dijo el entrenador venezolano Gerardo Quiñones a Semana.com, cuyo equipo sólo obtuvo dos medallas de oro y seis de plata. Estos juegos, agregó el venezolano, han sido atípicos pues los llamados a llevarse las medallas eran México, El Salvador y Venezuela. A México le fue bien pues se llevó 13 de oro, 13 de plata y siete de bronce

Historia de una pasión

Natalia tomó en sus manos el primer arco a los cinco años. Su padre practicaba este deporte y la llevaba a los campos de tiro, lo que la familiarizó con los arcos y las flechas. A los 11 años empezó a entrenar para competir y su primera participación fue a los 14 años. Estuvo en los Centroamericanos del año 98 y en los Bolivarianos del 2005.

El tiro con arco es un deporte que exige una práctica continua (ver recuadro), lo que obliga a Natalia a entrenar cuatro horas diarias y el doble los sábados y domingos. El entrenamiento consiste en ejercicios físicos y unos 200 disparos por jornada. Pero esto no es todo, exige control mental y confianza.

La mayor oponente de Natalia fue la venezolana Lizbet Leoni, que le arrebató dos medallas de oro el miércoles. Lizbet Leoni es de Valencia, estado de Carabobo, ciudad en la que está concentrada la selección venezolana de tiro al arco que participó con tres tiradoras, que aspiraban a un mejor resultado pero Natalia les aguó la fiesta.
 
“Veníamos preparados para ganar más medallas”, dijo el entrenador Quiñonez. Vanessa Chacón, del equipo venezolano y una de sus mejores cartas, sólo obtuvo bronce. Dijo que estos centroamericanos estuvieron “muy reñidos y nos sorprendió Natalia a quien habíamos visto hace tres semanas en El Salvador, pero no estaba en este nivel. Eso indica que creció mucho en estos días”.

Las venezolanas cuentan con mejor preparación y más apoyo del gobierno que las colombianas. “Entrenábamos ocho horas diarias, dice Vanessa. Al igual que Natalia, las venezolanas también estudian y por eso practican medio tiempo. La diferencia es que mientras las venezolanas reciben una beca del gobierno y también los implementos deportivos, Natalia Sánchez, la colombiana, es dueña de su arco y la federación colombiana le suministra un juego de 12 flechas al año, que cuestan aproximadamente US$400 dólares. (Un arquero puede disparar en una práctica diaria de cuatro horas unas 150 flechas y si prolonga la práctica unas cuatro horas más, termina disparando entre 250 y 300 flechas, las cuales tienen una vida útil de ocho meses a un año.)

Muchos se preguntaban ¿por qué, entonces, no obtuvieron las venezolanas mejores resultados? Aunque Natalia reconoce los méritos de su anterior entrenador, haber tenido al técnico coreano influyó definitivamente en la calidad de su preparación. Myun Kwon Park les insistió que prestaran atención a dos elementos técnicos que son: brazo firme y fuerza en los dedos que agarra la cuerda.

Y es posible también, como le ocurrió a un miembro de la delegación de Puerto Rico, que el calor y la humedad de estos meses, hicieron mella en la concentración y la fortaleza mental de muchos deportistas que no están habituados a temperaturas promedio de 34 y 35 grados como los que se registraron en el campo de fútbol de la Base Naval en Bocagrande. Argumento que también sería aplicable a Natalia, pues ella entrena a una temperatura promedio de 18 a 20 grados en Medellín.

¿A qué puede aspirar Colombia?

Si a Colombia le va bien en disciplinas en las que no es fuerte y se mantienen las expectativas en aquellas en las que tiene presupuestado buenos resultados, puede llegar al final de los juegos conservando el tercer lugar que tiene hoy viernes, superando a Venezuela, su contradictor histórico en estas justas, y por debajo de México y Cuba.

Colombia aspira a obtener al final de los juegos 65 medallas de oro, más o menos las mismas que obtuvo en el 2002, pero no será tan fácil teniendo en cuenta que en ese año Cuba no participó.

Hoy viernes comenzaba Colombia a sumar medallas con gotero y vienen unos días en los que difícilmente aumentará cinco diarias en promedio, pues este fin de semana entran en juego deportes en los que son fuertes los venezolanos. Pero la otra semana cuando entre en escena patinaje, podría dar un brinco de 20 medallas de oro, a las que se sumarían una que otra en disciplinas que serán muy reñidas o dominadas por los cubanos como el boxeo y en atletismo la supremacía se la disputarán las gacelas de las islas del Caribe.



¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1844

PORTADA

Francisco superstar

La esperada visita del papa a Colombia tiene tres dimensiones: una religiosa, una política y otra social. ¿Qué puede esperarse de la peregrinación del sumo pontífice?