Lunes, 5 de diciembre de 2016

| 2015/12/26 22:00

"Me rescató del laberinto de mi propia alma"

La artista lírica Martha Senn habla sobre ‘Bomarzo’ (1962) de Manuel Mujica Lainez.

"Me rescató del laberinto de mi propia alma" Foto: Gerardo Gómez

Oscar Wilde dice que una mujer que va por ahí revelando su edad es incapaz de guardar secretos, y yo me jacto de ser silenciosa al respecto. Entonces no diré cuántos años tenía cuando lo leí por primera vez. Pero sí diré que me lo regaló Juan Sebastián Betancur en Roma. La literatura tiene su propia magia. Sin poder explicarlo, muchas veces cuando me he encontrado angustiada en los laberintos de mi propia alma, un buen libro me ha rescatado. Y no porque lo haya buscado, sino porque, de repente, llega a mis manos. Así sucedió con la esplendorosa novela Bomarzo y su protagonista, el jorobado duque Pier Francesco Orsini. Su lectura me hizo preguntarme si frente a la verdad que creemos poseer como única existen otras verdades. Responder a esa pregunta conlleva cambios vitales. No ceso de agradecer a la pluma de Mujica Lainez, además, sentirme más cerca de la época del Renacimiento, cuando conozco una villa o un jardín del siglo XVI acá en Italia. Más cerca, también, de las poderosas familias que, con una cultura exquisita, pero también con intrigas, odios, orgullos y guerras, determinaron la política y gobernaron entonces a sus pueblos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.