Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 2003/09/15 00:00

Miguel Yusty

Miguel Yusty

Seguridad:

Semana.com: ¿Cuál será su política de seguridad y qué puntos de la política de seguridad del alcalde Rodríguez le parece que deben continuar?

M.Y.: Tolerancia cero contra todas las manifestaciones de violencia y delincuencia social o política. Desconozco la política de seguridad del alcalde Rodríguez. Conozco la del coronel Naranjo que ha sido efectiva. Habrá continuidad en ese sentido pero bajo la dirección del Alcalde. Intervenir la cultura de las pandillas y abogar porque los menores sean recluidos mientras la ley permite que los menores sean judicializados como adultos.

Semana.com: Cali ha sufrido tres secuestros masivos en los últimos años. ¿Qué propuestas nuevas hace frente a este sensible tema?

M.Y.: El de la carretera al mar, el de la Iglesia la María y el de los diputados. Las medidas tomadas por el gobierno del presidente Uribe han sido victoriosas, el batallón de montaña en Los Farallones, las redes de informantes y fortalecer los servicios de inteligencia del Ejército y la Policía. El gobierno municipal debe contribuir y reforzar esta política. Pero la única garantía verdadera contra estos secuestros es derrotar militarmente a la guerrilla.

Semana.com: La Policía Metropolitana recibe anualmente 1.100 millones de pesos mientras que los Bomberos reciben 6.000 millones. ¿De donde sacará recursos para ampliar el pie de fuerza y mejorar la capacidad de la Policía?

M.Y.: Con una medida similar a la que ha financiado a los Bomberos: un impuesto o una tasa exclusiva. No una nueva, sino alguna o varias que existen y que se desconocen por carecer el municipio de un estatuto financiero que determine y actualice fuentes de ingresos y procedimientos efectivos de recaudo, lo cual constituye uno de los cuatro escenarios para poder administrar el municipio.

Semana.com: En una fuerte ofensiva la Policía Metropolitana adelanta redadas cada fin de semana arrestando individuos con órdenes de captura vigentes y personas cometiendo delitos en flagrancia. ¿Será esta una política de seguridad que contará con su apoyo o propone otras maneras de contrarrestar la alta criminalidad que sufre la ciudad?

M.Y.: Por supuesto que apoyaré a la Policía Metropolitana en sus redadas y capturas en flagrancia con orden o sin orden judicial. La Policía tiene un mandato constitucional y legal de proteger la vida y honra de los ciudadanos. Eso conlleva que debe estar atenta, vigilante las 24 horas del día, previniendo y reprimiendo la delincuencia. Desgraciadamente todavía se comenten delitos en las barbas de muchos policías.

Finanzas:

Semana.com: ¿De dónde piensa sacar recursos para el desarrollo y la inversión social en Cali sabiendo que el municipio, si bien es viable, se ve asfixiado por la reestructuración de su deuda durante 14 años?

M.Y.: Reestructurando la hacienda pública del municipio, lo cual pasa porque el Concejo expida un Estatuto Tributario, que contenga un inventario pormenorizado de los ingresos que le corresponden al municipio, sea por impuestos, tasas, contribuciones, regalías, participaciones, etc, precise sus alcances y establezca procedimientos modernos de recaudo en contra de la evasión. Igualmente solicitar al Concejo imponga el autoavalúo para el impuesto predial como en Bogotá y se hizo aquí en la administración Guzmán y por último renegociando la satisfacción de la deuda actual del municipio con los bancos.

Semana.com: A pesar de que el recaudo en los impuestos aumentó considerablemente en los últimos años, ante la falta de dinero en el municipio ¿piensa crear más impuestos, subir los existentes o condonar a los morosos?

M.Y.: Ya conteste esa pregunta con la anterior.

Semana.com: Dentro de los 48.000 millones de pesos que le llegan al Valle del Cauca por cuenta del plan de desarrollo no se incluyeron partidas para Cali. ¿Qué opina de la actividad de los parlamentarios vallecaucanos y cómo será su interlocución con ellos?

M.Y.: Eso es una muestra palpable del posicionamiento que perdió el departamento del Valle del Cauca y la ciudad de Cali ante los poderes nacionales. Juego propio en un Estado centralizado obsoleto para los tiempos modernos como es el nuestro. Con este esquema las regiones pelean a muerte por recursos. Eso hace que unas regiones ganen y otras pierdan. De ahí la necesidad de un Estado unitario con autonomías regionales como lo ha propuesto el doctorUribe. Donde cada uno vive con lo suyo. No hay otra salida frente a este estado de cosas. Por lo tanto el problema no es de los congresistas. Las demás regiones han aprovechado la satanización de esta región y sus malos gobiernos para escamotearle recursos en el lobby ante el poder central.

Salud:

Semana.com: Según datos de la Secretaría de Salud municipal para el año 2003 el 45 por ciento de los caleños no tiene cobertura de salud, este problema se concentra entre los estratos con menores recursos. ¿En esta materia cuál será el mecanismo que propone para ampliar la cobertura y de dónde saldrán los recursos?

M.Y.: El problema de la inversión social en Cali, es dramático, igual que en todo el país. Y el problema es nacional y no local. Y el problema es de crecimiento y desarrollo económico y no de mala voluntad del Estado. Colombia vive una crisis de desarrollo socioeconómico. Se buscan salidas desesperadas. Por ello en salud lo único que podemos hacer es que lleguen las transferencias de la Nación y el presupuesto municipal en ese rubro se cumpla. Si se reducen los índices de corrupción, de seguro habrá mas plata para salud y educación y se podrá aumentar la cobertura.

Educación:

Semana.com: Para el año 2003 se calcula que hay en Cali 150.000 niños por fuera del sistema educativo engrosando el caudal de personas que pueden convertirse en delincuentes. ¿Qué políticas va a desarrollar para aliviar esta grave situación?

M.Y.: Parte de la respuesta está en la respuesta anterior. Con una medida adicional, utilizar parte del presupuesto para pagarle a la cooperativa de profesores que utilice la subutilizada infraestructura de escuelas para que asuman parte de la operación educativa. Estoy seguro que con esa medida, que no es privatizadora, pues los alumnos no pagarán matrícula ni mensualidad, aumentaremos la cobertura en el número indicado de 150.000 niños y niñas.

Tránsito y malla vial:

Semana.com: La ciudad tiene 200.000 huecos en su malla vial. Para arreglarlos se necesitan 415.000 millones de pesos. Cali no tiene esa plata porque la sobretasa a la gasolina, impuesto que debía proveer los recursos para el mantenimiento de la malla vial está comprometido así: el 70 por ciento durante 10 años para financiar la construcción del sistema de transporte masivo, el 23,5 por ciento se destina a pagar parte de la reestructuración de pasivos del municipio durante 14 años y el 6,5 por ciento se utiliza en la financiación de la transversal 103. ¿Cree que es necesario revisar la destinación de este impuesto o lo piensa dejar como está?

M.Y.: Necesariamente hay que revisarlo y pellizcar allí y acá para iniciar el reparcheo de Cali que no da espera.

Semana.com: Con este panorama, ¿qué políticas ha diseñado para darle solución a los huecos de la malla vial en la ciudad y dónde piensa conseguir el dinero?

M.Y.: Ya conteste ese pregunta.

Semana.com: Sobre la construcción del sistema de transporte masivo, bautizado MIO, ¿cómo va a asegurar la transparencia en la adjudicación de contratos y en el manejo de los recursos después del escándalo del actual alcalde?

El actual Alcalde ha actuado con transparencia en esto del MIO. El escándalo es el de quienes desean clientelizarlo. El sistema de contratación debe ser fiduciario y de cara a la ciudad. Las adjudicaciones deben ser públicas, pero sobre todo los términos y procedimientos para las adjudicaciones deben comunicarse a la ciudadanía. Es allí donde están las trampas de la corrupción y no en la adjudicación. De cómo se diseñe el proceso licitatorio, de antemano esté indicado el ganador del mismo. Eso es lo que se debe controlar por la opinión y los medios de comunicación.

Basuras:

Semana.com: Cali tiene una montaña de 70 metros de altura que es una vergüenza nacional. Esta montaña ya se ha derrumbado en varias oportunidades causando muertos y heridos entre los recicladores, además contamina constantemente las aguas del río Cauca de donde se surte el acueducto de puerto Mallarino del cual toman agua el 75 por ciento de los caleños. La CVC, autoridad ambiental de la región, mediante una resolución de 1998 determinó el cerramiento de Navarro pero hasta la fecha las administraciones municipales han obtenido prórrogas. Uno de los graves y grandes problemas de la ciudad radica en la imposibilidad para sellar el basurero de Navarro y encontrar un lote para construir el primer relleno sanitario de Cali. ¿Cuál es su propuesta concreta frente a este tema?

M.Y.: Negociar rápidamente el lote de Jamundí, abrir allí el nuevo basurero de Cali y por Dios buscar de nuevo a los españoles o franceses o paisas para que asuman la operación económica del reciclaje.

Semana.com: ¿Aceptará la propuesta de la CVC en la cual esta entidad entraría a formar parte de una alianza estratégica con Emsirva y el municipio de Cali para manejar la disposición final de residuos?

M.Y.: Eso no es necesario y más bien impropio. Esa es una propuesta para copar la administración municipal por una entidad de carácter regional como es la CVC, es un intento para manejar más recursos y hacerse más poderosa. No hay razones técnicas para esa alianza que propone la CVC. Además, ¿quien maneja hoy la CVC?

Emcali:

Semana.com: Aunque es un tema que parece ir encontrando un norte propio y una salida para que la empresa de servicios públicos de Cali no sea liquidada. ¿Cuál será su postura frente a este asunto?

M.Y.: Ese es un tema que desgraciadamente ya maneja el gobierno nacional y yo respetaré esa injerencia. Siempre y cuando se conserve el carácter público de esa empresa o de las que salgan, si ese es el acuerdo.

Semana.com: Actos como las dos tomas a la torre de Emcali dan cuenta de un sentimiento de rechazo, movilización ciudadana y franca rebeldía frente al tema. Si la empresa definitivamente es liquidada, ¿cómo manejará las posibles consecuencias de tan impopular decisión?

M.Y.: El sindicato es responsable junto con la clase política y ciertos negociantes de la ciudad, del quiebre de las empresas municipales de Cali. Por lo tanto el sindicato no puede hablar muy alto. Si bien sus privilegios laborales son onerosos para la empresa, ellos son menores a los negociados y chanchullos de la politiquería y ciertos empresarios. Si la empresa es liquidada el pueblo de Cali no puede rebelarse y salir a hacerse matar por el sindicato y los políticos que dominaron el Concejo Municipal en los últimos 15 años.

Social:

Semana.com: Las cifras de la red de solidaridad son contundentes: en el 2001 Cali recibió 6.000 desplazados y en el 2002 esta cifra subió a 56.000 desplazados. Diariamente llegan personas a Cali que presionan la demanda de servicios básicos por parte del municipio. ¿Cómo manejará esta situación en términos de salud, vivienda, y educación?

M.Y.: Esto es como los tres reyes magos, que ni eran magos, ni eran reyes y tampoco eran tres. En primer lugar dudo de esas cifras. En segundo lugar este es un problema nacional y no local y en tercer lugar dudo que muchos sean desplazados campesinos, para mí hay sectores amplios de agitadores de la guerrilla infiltrados en ese movimiento. Estos fenómenos son magnificados por los urbanizadores piratas para justificar expropiaciones y realizar asientos subnormales. Por otro lado Cali y las ciudades colombianas crecieron y se hicieron así, con desplazados. Eso desde el punto de vista de la economía política se llama descomposición del campesinado. Es decir, expropiación de la tierra campesina por las bandas de guerrilleros, paramilitares y narcotraficantes.

Semana.com: Esta situación sumada a la falta de empleo, de cobertura en salud y educación han deteriorado el tejido social de la ciudad al punto que hoy Cali se encuentra dividida en dos: el Distrito de Aguablanca y la zona de ladera por un lado y la urbe tradicional por el otro. ¿Qué propuestas tiene para reconstruir la estructura social y buscar mayor equidad entre los diferentes sectores que componen Cali?

M.Y.: La descentralización y desconcentración de la operación de mantenimiento y seguridad en comunas, barrios, manzanas y cuadras. Y con desconcentración de recursos desde luego. Sólo dándole poder a las comunidades para que adelanten ellas mismas la solución de sus problemas más inmediatos y sentidos podremos reconstruir la malla social. Sólo en la medida en que institucionalicemos las seis zonas de que habla el POT y establezcamos para cada una un estatuto de descentralización de funciones y operaciones, podremos lograr que las seis ciudades que conviven en Cali se desarrollen equitativamente y no una o dos a costa de las otras cuatro.

Otros temas:

Semana.com: ¿Integraría Yumbo, Candelaria y Jamundí a Cali para consolidar una fuerte área metropolitana?

M.Y.: Por supuesto. Es la hora de las ciudades región. La Constitución del 91 incorporó instituciones que pueden formalizar una área metropolitana que de hecho existe entre Cali, Jamundí, Yumbo y Candelaria y también por qué no Palmira.

Semana.com: Se conoce la gran influencia del diario El País para la ciudadanía caleña. Inclusive durante los últimos meses se ha visto un gran despliegue informativo atacando la actual administración. ¿Cómo piensa manejar esta situación durante su campaña y luego como alcalde?

M.Y.: Yo no he percibido eso así.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.