Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/1/2008 12:00:00 AM

“No es el fin del fin”: Carlos Lozano

Semana.com habló con Carlos Lozano, director del semanario Voz, sobre las implicaciones políticas y militares de la muerte de Raúl Reyes. Según Lozano, el hecho no puede entenderse como el fin del grupo guerrillero ni como aliciente para continuar con la ofensiva militar del Gobierno.

Semana.com: ¿Qué implica la muerte de Raúl Reyes para las Farc?
Carlos Lozano: Raúl Reyes no solo era un miembro de la dirección máxima de las Farc sino su vocero político público durante los periodos presidenciales de Uribe Vélez y los diálogos del Caguán, por lo tanto su muerte representa un golpe muy duro para ese grupo. Sin embargo, no creo que ello genere mayores cambios en esta guerrilla. Siempre es una posibilidad que en un movimiento guerrillero alzado en armas, varios de sus jefes mueran en combate.

Semana.com: ¿Pierden internacionalmente las Farc con la muerte de Reyes?
C.L.:
Se va a ver afectado. No era un secreto que varios de los facilitadores tenían permanente comunicación con Raúl Reyes. Eso implica que se tenga que reconstruir nuevas vías de comunicación con ellos. Seguramente las Farc definirán quién asume esa vocería y esa tarea que tenía Raúl Reyes.

Semana.com: ¿Qué tanto comprueba la muerte de Reyes la tesis de que el gobierno de Uribe tiene arrinconado a este grupo militar?
C.L.: Realmente Raúl Reyes no tenía mucha incidencia militar en las Farc, su función era desarrollar actividades políticas y diplomáticas. Por lo tanto su muerte corresponde más a un golpe político. Pero yo no creo que eso signifique que las Farc están acabadas o diezmadas, aunque por supuesto que el gobierno va a utilizar esto como un trofeo de guerra y a cantar victoria reclamando que ahora sí es verdad ‘el fin del fin’. Esto hay que mirarlo con mucha más serenidad dentro de la complejidad del conflicto colombiano y una guerrilla como las Farc.

Semana.com: ¿Ello quiere decir que existe la posibilidad de que su muerte genere un viraje político en el grupo guerrillero?

C.L.: Lo deseable es que las Farc asimilen este golpe y continúen con su decisión política en lo que tiene que ver con el intercambio humanitario y las posibilidades de paz.

Semana.com:¿Qué tanto influye el hecho en la situación de los secuestrados, es posible pensar en retaliaciones contra ellos y contra el orden público del país?

C.L.: No creo que producto de este golpe militar se presenten represalias contra los rehenes, sería una estupidez de parte de la guerrilla. Ahora, si va a haber alguna reacción de tipo militar por parte de ellos, no me atrevería a asegurarlo. Ojalá que no porque hay que perseverar en el intercambio humanitario y la salida política, que era justamente responsabilidad de Raúl Reyes.

Semana.com: ¿La baja de Reyes podría interpretarse entonces como una puerta para la liberación de Ingrid y los secuestrados?
C.L.: No. No creo que signifique un viraje en las decisiones políticas de las Farc. El presidente Chávez solicitó a Manuel Marulanda que diera un mejor tratamiento y condiciones de cautiverio a Ingrid Betancourt, así como que se estudie su pronta liberación y esa va a seguir siendo la constante. Chávez va a seguir trabajando en esa liberación y la muerte de Reyes no tiene por qué modificar el rumbo del proceso.

Semana.com: Reyes siempre mostró una postura radical frente a la desmilitarización de Florida y Pradera, ¿es posible que con su muerte esa intención cambie?

C.L.: Esa exigencia no era de Raúl Reyes es de toda la organización para poder discutir el intercambio humanitario: una zona donde no haya estos peligros de combates y operativos militares. Esa era la decisión de su guerrilla y él defendió esos ideales con su vida.

Semana.com: La muerte de Reyes en la frontera ecuatoriana respalda la necesidad de colaboración de otros países en la ofensiva militar, ¿qué opina de ello?

C.L.: Lo que pasa es que las fronteras de Ecuador, Venezuela y Panamá son fronteras ‘calientes’, afectadas por el conflicto colombiano. Por esa razón, tanto Venezuela como Ecuador están interesados en que el conflicto colombiano se supere pronto y por la vía política, tal y como lo han dicho los presidentes Chávez y Correa. Pero esa situación no es nada nueva, desde que existe la guerrilla colombiana las fronteras han sido utilizadas para esa trashumancia y ello ha generado la intervención de esos países.


Semana.com: Muchos colombianos han reivindicado su apoyo al presidente Uribe ante este golpe contra las Farc, ¿será un empujón para un tercer periodo presidencial?

C.L.: Claro, lo utilizará como utilizaron la marcha del 4 de febrero. El gobierno y los uribistas van a tomar la muerte de Reyes como un trofeo de guerra y eso va a generar una campaña publicitaria entorno a la segunda reelección. Eso no hay que descartarlo, pero lo que prima hoy son las salidas negociadas, ningún acto de guerra por triunfante que sea puede cambiar eso y producir un viraje a la salida militar.





¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.