Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×
Semana Imágenes

Filtrar:

| 2011-05-24

Camina cuatro días para estudiar dos

  • Semana
    Pablo Emilio, indígena Emberá Chamí, sale de las encumbradas montañas de la Cordillera Occidental de Risaralda. Lleva consigo una mochila y una toalla en sus hombros.
  • Semana
    Pablo Emilio se levanta a las 5:00 de la mañana, se toma una taza de agua de panela hecha en el fogón de leña y la saca de la olla tiznada que hace poco puso a calentar, mira hacia al horizonte desde su casa hecha en tabla, y divisa la extensa montaña que lo aguarda para empezar a caminar unas tres horas más tarde. Camina cuatro días para estudiar dos en el programa de Licenciatura en Pedagogía Infantil.
  • Semana
    Los indígenas Embará Chamí son la tercera fuerza de indígenas en el país, en el resguardo de Purembará habitan cerca de 8000.
  • Semana
    El micro fútbol es un ritual, casi tan sagrado como cantar el himno nacional en la lengua Emberá-chamí y tan aceptado como las manillas y collares hechos con chaquiras portaestandarte de la identidad de los indígenas, el micro es un encuentro de cuerpos, un juego más para pasar la tarde en las montañas de Risaralda. Pablo Emilio juega de defensa.
  • Semana
    Pablo Emilio es profesor en el resguardo de Puerto de oro, un lugar cuyo nombre no es gratuito: se encuentra en el centro de varios valles, sobre el costado de un filo, queda cerca a la mina.
  • Semana
    Pablo Emilio camina cerca de 32 horas cada fin de semana. Los trayectos son: trochas, caminos de arriero, arroyos de los cuales saca el agua para calmar la sed.
  • Semana
    Caminando se han hecho los Emberá, son un pueblo nómada, cuyas pocas estaciones les han determinado algunos resguardos, en especial, en el Eje Cafetero y en el Valle del Cauca, los demás son pequeños grupos de asentamientos dispersos por todo el país, los unifica la lengua, así como la Ley de orígenes, una ley que han proferido con el ánimo de proteger sus principios.
  • Semana
    Pablo Emilio camina con su compañera. Tienen cuatros hijos y comparten un rasgo identitario, además de ser indígenas: deben caminar para salir de su casa.
  • Semana
    En Puerto de Oro estudian 73 estudiantes, dos son los profesores, Arnoldo Ziagama y Pablo Emilio. Esperan un docente de preescolar para los más pequeños.
  • Semana
    Esta es una de las frases que Pablo escribió en la escuela para dedicarla a sus estudiantes y quienes los visitan.
  • Semana
    Pablo Emilio pasa por varias veredas. Un día camina desde Puerto de Oro hasta Purembará gastando unas 12 horas de camino, allí duerme, le da vuelta a una huerta que tiene, juga microfútbol y espera para salir al otro día para llegar a su salón de clases.
  • Semana
    Pablo Emilio al estudiar quiere poder dar de lo que aprende en bien de fortalecer a los suyos. Algo característico de los Emberá que estudian, es que no piensan en otra cosa que retornar a su territorio, de entregar sus conocimientos, tienen muy claro el significado de estar unidos y de proteger a su comunidad.
  • Semana
    Pablo Emilio camina admirando lo que ve en su recorrido, se ha detenido en un gran árbol, lo llama el árbol-casa, en la parte de abajo tiene una abertura en la cual, dice, uno se puede quedar cubriéndose de las inclemencias del ambiente, y hasta instalar un sitio para vivir.
  • Semana
    Los indígenas cuando estudian piensan en retornar a sus comunidades.
  • Semana
    De Purembará se baja al Mandarino, sitio donde unos 20 estudiantes esperan el jeep para ir a la universidad.
  • Semana
    En el jeep van cerca de 35 personas, 5 horas de trayecto por carreteras destapadas para llegar al casco del municipio de Mistrató. En el jeep la gente conversa e intercambia historias.
  • Semana
    Al llegar a Mistrató Pablo va hacia el hotel donde se hospeda en el restaurante Alex. Debe allí 500 mil pesos, pero cuando le llegue el sueldo abonará, espera también que salga la cosecha de yuca y frijol para venderla.
  • Semana
    Pablo va en tercer semestre, le quedan 7 lo que quiere decir que son muchas horas de camino. Hace 35 años se les prometió a los indígenas una vía, pero ni siquiera la tienen para llegar al resguardo de Purembará, así que no hay más que caminar.
Cargando Comentarios...

Ver más imágenes